Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Negocios escriba una noticia?

Alza en reserva crediticia bancaria responderá al nivel de riesgo

02/03/2011 05:56 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El nuevo esquema de reservas crediticias, para la cartera de consumo no revolvente e hipotecaria de los bancos, busca que estos recursos sean proporcionales al nivel de riesgo inherente a las operaciones de financiamiento. El presidente de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Guillermo Babatz Torres, refirió que la metodología en estos financiamientos empezará a aplicarse a partir de este mes. Al cierre de 2010, el Índice de Morosidad (Imor) en la cartera de crédito al consumo se ubicó en 4.38 por ciento y sus Estimaciones Preventivas para Riesgos Crediticios (Icor) ascendió a 196.59 por ciento; el Imor hipotecario fue de 3.63 por ciento y el Icor en 92.94 por ciento. Esta metodología lleva a una originación más adecuada de los préstamos a través de un mejor conocimiento del cliente y limita la oferta de productos a aquellos acreditados que carecen de un historial satisfactorio para impedir el crecimiento de la cartera vencida. A decir del presidente Ejecutivo de la Asociación de Bancos de México (ABM), Luis Robles Miaja, este nuevo esquema, más que responder al deterioro que en su momento se observó en la cartera de ciertos productos, surge de los acuerdos de Basilea II. A diferencia de México, destacó, estos acuerdos de Basilea II no se han implementado hasta la fecha en muchos países, como en Inglaterra y Estados Unidos. Lo anterior “hace que México esté a la vanguardia y en los primeros lugares de la implementación de los acuerdos de Basilea II, que son mucho más predictivos del comportamiento de la cartera, por lo tanto hacen a los bancos más sólidos desde el punto de vista de solvencia”. La primera vez que la CNBV ordenó a la banca mexicana aplicar reservas preventivas con base en las pérdidas esperadas y no sobre las existentes fue en agosto de 2009, derivado del aumento de la morosidad en la cartera de tarjetas de crédito. De acuerdo con esta nueva metodología, la estimación de reservas preventivas reflejará, con base en el entorno actual, la pérdida esperada de 12 meses, lo que representó un costo al sistema bancario de alrededor de 15 mil millones de pesos adicionales. Estipuló calificar y provisionar “crédito por crédito”, con las cifras al último periodo de pago conocido, considerando el saldo a pagar; pago realizado; límite de crédito; pago mínimo exigido e impago. Babatz Torres comentó que a pesar de que ahora la situación es diferente a la observada en tarjetas, para los créditos al consumo no revolventes se estima un aumento adicional cercano a 10 por ciento en el sistema (poco menos de mil millones de pesos). Aclaró que el efecto es disímbolo por intermediario, pues habrá bancos que tenderán a aumentarlas y otros que inclusive podrán disminuirlas, por lo que en el agregado es un efecto de poco menos de 10 por ciento. En el caso del crédito hipotecario, dijo que el efecto es prácticamente nulo en el sistema, al estimarse un aumento de un punto porcentual respecto a las reservas existentes. De acuerdo con Robles Miaja, la banca en México de manera general está lista para aplicar la regla.


Sobre esta noticia

Autor:
Negocios (21643 noticias)
Visitas:
102
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.