Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Salud Y Medicinas escriba una noticia?

Apendicitis, ¡emergencia!

07/11/2012 13:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Apendicitis, ¡emergencia!

¡Cuidado! La inflamación del apéndice es común entre los jóvenes y debe atenderse de inmediato para evitar complicaciones. Prácticamente no hay forma de prevenirla, por lo que es importante que aprendas a detectarla para buscar ayuda médica cuanto antes.

Muchos médicos tienen en su arsenal de chistes aquel que reza que "la apendicitis sirve solamente para mantener a los cirujanos". Haciendo a un lado el sarcasmo, esta aseveración no parece muy alejada de la realidad en el sentido de que esta estructura en forma de gusano que sobresale del tramo inicial del intestino grueso o colon, prácticamente no tiene una función relevante, y por ello puede extirparse sin mayor complicación.

Sin embargo, lo que no podemos ignorar es que el apéndice puede inflamarse, hincharse y llenarse de pus (mezcla de bacterias y células muertas), con el riesgo de infectarse y producir peritonitis, es decir, una infección en la cavidad abdominal que, esa sí, es de cuidado.

Este problema es más frecuente entre los 10 y 30 años de edad, es decir, entre adolescentes y jóvenes, y por eso es muy importante que sepas que sentir un dolor intenso en la boca del estómago es la alerta más clara de esta enfermedad, la cual se origina cuando se obstruye el orificio interior del apéndice con restos de materia fecal o cuerpos extraños (semillas de frutas y chicle, por ejemplo).

Lo que sucede es que el apéndice secreta líquidos intestinales y, al obstruirse, aumenta la presión en su interior hasta que se inflama, se ulcera (sus tejido superficiales se lesionan) y finalmente se infecta con bacterias. Y sí, duele mucho más de lo que parece.

El Dr. Jorge Manuel Cervantes Juárez, jefe del Servicio de Gastroenterología del Hospital General de Zona 2-A Troncoso, perteneciente al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y localizado en la Ciudad de México, explica a saludymedicinas.com.mx que no cree que este padecimiento pueda confundirse con otro, toda vez que el cuadro clínico es bastante conocido.

Normalmente, nos dice el galeno, "existe dolor en la boca del estómago de manera repentina, como si fuera un cólico, y al paso de unas horas la molestia se localiza en el lado derecho del abdomen, por debajo del ombligo. Otros síntomas característicos durante las primeras seis horas son la sensación de inflamación y la necesidad de expulsar gases; también hay taquicardia, fiebre, vómito y mareos".

No hay que confiarse

Es común que los jóvenes desestimemos las molestias y dolores que aparecen en el cuerpo, y por eso los especialistas opinan que nuestra resistencia al dolor (umbral) es bastante amplia. En realidad, dicen, lo que pasa es que tenemos la idea de que nada malo nos puede pasar porque somos fuertes y vigorosos, y no hay enfermedad capaz de vencernos.

La realidad, en efecto, es distinta a la que dibujamos en nuestra mente, pues la apendicitis tiene el poderío suficiente como para dejar en cama y fuera de combate al más valiente de nosotros. De hecho, la mayoría de las veces esa es la señal con la que los padres identifican el problema: aunque la chica o el chico se trague su orgullo y no diga que le duele el vientre o el estómago, simplemente no se pone de pie ni con una grúa.

Por ello sería muy importante que no subestimemos este tipo de problemas y que de inmediato lo comuniquemos con seriedad, a fin de evitar complicaciones y mucho dolor innecesario. Claro, también sería bueno que tomes en cuenta esto en caso de que uno de tus hermanos, primos o amigos presente los síntomas, para pedir ayuda médica.

Ahora bien, si todavía tienes dudas sobre cómo detectar este padecimiento, hay un método interesante para hacerlo. Con humor, el Dr. Cervantes Juárez comenta: "La mejor manera de corroborar la sospecha de apendicitis es pedirle a la joven o al muchacho que intente dar un brinco, pues el dolor que aparece a continuación es insoportable y característico".

Tenemos la obligación de decirte que cuando este problema no se trata, el apéndice inflamado puede reventar entre 24 y 72 horas después de que los síntomas comenzaron. Las complicaciones serán notables y el tratamiento mucho más complicado, de modo que lo más conveniente es acudir al médico en cuanto exista sospecha del padecimiento. Cuanto más pronto se detecte, mas fácil y rápida será la atención.

Interesante investigación

Hace poco se dio a conocer que la contaminación atmosférica podría detonar muchos casos de apendicitis. Al menos esa fue la conclusión a la que llegó cierta investigación realizada por expertos de la Universidad de Calgary, en Canadá, quienes analizaron a 5 mil adultos que fueron internados por apendicitis entre 1999 y 2006.

Para observar la relación entre hospitalizaciones por apendicitis y contaminación, se usaron los datos provistos por el Servicio Nacional de Vigilancia de la Contaminación Aérea de Canadá, el cual guarda celosamente sus registros.

Los hallazgos fueron sorprendentes, pues se observó que la probabilidad de ser internado por apendicitis aumentó 15% cuando la concentración de ozono en la atmósfera era más alta durante los cinco días anteriores a la hospitalización. Además, se encontró que esta relación se repetía, aunque en menor medida, con otros contaminantes, como dióxidos de nitrógeno y de sulfuro. Otro dato interesante fue que el efecto resultó más severo durante el verano, época en que las personas pasan más tiempo al aire libre.

Los científicos explicaron que en estudios previos se demostró que la contaminación empeora o causa enfermedades porque promueve las inflamaciones, y creen que este podría ser el mecanismo por el cual aumentan las posibilidades de padecer apendicitis. De comprobarse esta información los habitantes de la Ciudad de México estarían en graves aprietos, ya que es de todos sabido que la capital de la República Mexicana es una de las urbes más contaminadas del planeta.

SyM

Última actualización: 11-2012


Sobre esta noticia

Autor:
Salud Y Medicinas (358 noticias)
Fuente:
saludymedicinas.com.mx
Visitas:
119
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Lugares
Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.