Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Estados Mexicanos escriba una noticia?

Cambia violencia de últimos dos meses vida en Nuevo Laredo

24/07/2010 07:37 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Nuevo Laredo hoy no es la misma, dos meses de intensa violencia lo ha cambiado todo, en la actualidad la vida y el ritmo de trabajo de los neolaredenses se ha modificado radicalmente. La lucha entre el Ejército Mexicano y las fuerzas federales contra el crimen organizado, tienen atemorizada a la población de este municipio, catalogado como el puerto más importante de Latinoamérica porque por aquí cruza el 40 por ciento de las mercancías comerciales entre México y Estados Unidos. La inseguridad propiciada por las recurrentes balaceras a todas horas del día y en cualquier lugar de esa frontera entre autoridades policiales federales y sicarios que hacen retumbar por las calles principales los fusiles de asalto AK-47, llamados “cuerno de chivo” y hasta granadas, han sembrado el pánico entre la gente. El miedo de resultar herido en un enfrentamiento sin deberla, ni temerla, como se dice, el ser despojado a la fuerza de los automóviles por parte de los criminales para bloquear las vialidades principales o simplemente quedar atrapado por casualidad en la refriega, es lo que preocupa al fronterizo. Ante esta situación provocada por la violencia, de acuerdo con los testimonios que dan los habitantes de Nuevo Laredo a través de correos electrónicos y las redes sociales como Facebook y twitter, convertidos en las principales fuentes de información, Nuevo Laredo a partir de las 20:00 horas se ha convertido en una ciudad fantasma. La mayoría de los neolaredenses, al sentirse indefensos, optaron por realizar un autotoque de queda y prefieren refugiarse en sus domicilios. Hoy es poca la vida familiar que se tiene, en las plazas públicas, los cines, las tiendas comerciales y los antros son pocos los valientes que se ven y se animan a tener una tarde-noche de diversión. Incertidumbre, un silencio temeroso y un ambiente muy denso, es lo que puede sentir quien visita y vive en esta frontera. A partir de que el reloj marca las 20:00 horas la ciudad poco a poco empieza a lucir solitaria, los negocios de todo tipo, en su mayoría, cierran por miedo a los enfrentamientos violentos. En un sondeo realizado entre los ciudadanos, todos coincidieron que Nuevo Laredo viven tiempos muy difíciles y que su principal problema sin duda es la inseguridad. “Vivimos totalmente indefensos, ya no podemos salir a la calle porque ahora si nos pueden matar a cómo se están viendo las cosas”, expresó Sergio Herrera, un obrero de maquiladora. Fernanda Núñez, ama de casa, dijo que hoy ella está pensando cambiar de residencia, porque le teme a la violencia que se está viviendo por la lucha contra el narcotráfico. “Yo en realidad no quiero vivir más aquí, tengo seis años que llegué acá y me da miedo que le puede pasar algo a mi familia, ahorita es mejor quedarnos en casa y no salir para que no nos mate una bala”, indicó. Pedro Molina, comerciante, mencionó que en la actualidad es mucho el miedo de la población, porque ni autoridades ni sicarios respetan la vida de los civiles. “Sabemos que es un pleito entre ellos, pero lamentablemente en este lucha han muerto gente inocente también, y yo creo que no es justo que uno pague por errores y corrupción de los gobiernos”, subrayó. Los ciudadanos, debido a este clima de inseguridad, han optado por crear su propio código de seguridad, quienes tiene carro solamente cargan la llave de su unidad, traen consigo poco dinero, portan una sola identificación, no transitan por calles de vialidad rápida y tratan de alejarse de cualquier tipo de enfrentamiento. En el sector productivo, como la industria maquiladora, las agencias aduanales, líneas transportistas y algunas universidades que están en clases han optado por reducir sus horarios. De acuerdo con reportes del sindicato de maquiladoras, al menos tres industrias, de las que no se quiso revelar los nombres, están laborando sólo en turnos matutinos. Los obreros comienzan a salir después de las 15:00 horas, para iniciar con la nueva jornada al siguiente día. En algunos otros centros laborales, la salida a los empleados se está registrando a más tardar a la misma hora, al considerar que es una hora aceptable y sin riesgos. Cientos de negocios cerrados, con su cortinas de lámina hasta abajo desde las 18:00 horas, es el panorama que se puede apreciar en lo comercial ante esta contingencia. Propietarios de diversos establecimientos como supermercados, restaurantes, bares, depósitos, papelerías, tiendas de artesanías, zapaterías entre otras prefieren no arriesgar su capital ni a su trabajadores. José Luis López, gerente de un restaurante bar de gran demanda, comentó que la instrucción del dueño es cerrar a partir de las 20:00 horas, cuando normalmente el cierre es a las 02:00. “Esta semana nos dio el aviso que cerráramos temprano, el propósito es no exponer al cliente y trabajadores a los hechos de violencia que estamos viviendo, porque en realidad si nos da miedo”, comentó. Dijo que esta medida la han tomado de buena manera los clientes y empleados, al estar conscientes de cómo está la situación prefieren no exponer su vida. Fernando Mejía, gerente de una cadena nacional de autoservicio, comentó que luego de los recientes hechos delictivos el supermercado está cerrando a partir de las 20:00 horas. “Nosotros no queremos exponernos a ningún tipo de violencia, por eso optamos por cerrar temprano, sabemos que la gente mala no respeta nada porque estamos enterados que se han metido a las tiendas comerciales y eso tratamos de evitar con esa medida”, asentó. De las 10 tiendas comerciales que se calcula existen en la localidad, más de cinco está cerrando temprano. Concesionarios del transporte colectivo han decidido también reducir sus horarios de servicio perjudicando al usuario. El motivo es que los miembros del crimen organizado comúnmente asaltan y utilizan a los camiones urbanos para bloquear las calles principales. “El servicio que estamos dando es de las 06:00 horas hasta las 20:00 a más tardar, dependiendo de la ruta. Los dueños de camiones tiene miedo a que sigan quitando unidades y aunque pierdan prefieren no arriesgarse”, manifestó Ricardo, operador de una camión de la ruta Cavazos Lerma, que no quiso dar su nombre completo. Indicó que el principal afectado es el usuario, porque muchos después de las 20:00 horas tienen que tomar un taxi que es por mucho más caro, o en su defecto irse caminando hasta su destino. “Si me ha tocado ver familias esperando el camión después de las ocho de la noche, pero pues no podemos hacer nada, ni levantar a la gente porque nos corren”, subrayó. Esta situación ha provocado enojo en la ciudadanía que no tiene manera de trasladarse de un lugar a otro. Si duda, hoy la gente de Nuevo Laredo vive en el miedo y la zozobra de qué va pasar mañana, vive intranquila, inquieta, con la esperanza de que un día no muy lejano puedan de nueva cuenta sin temor, salir al parque con sus hijos, ir al cine o simplemente de compras con la seguridad de que no les tocará presenciar un hecho violento.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Estados Mexicanos (36803 noticias)
Visitas:
363
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.