Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ejesus escriba una noticia?

Club de Valdai: El futuro orden mundial basado en principios

20/11/2016 06:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

imageFoto: en.kremlin.ru

Elisabeth Hellenbroich en MSIA Informa

A principios de este año, esta autora entrevistó al ex-premier eslovaco Dr. Jan Carnogurský, quien desde el año 2005 ha participado regularmente en los encuentros anuales del cada vez más prestigioso Club de Discusiones de Valdai, el cual desde 2001 congrega renombrados especialistas en asuntos estratégicos, económicos y de seguridad, de Rusia y otros países, para entablar debates francos en torno a temas relevantes del momento.

Me dijo que el definía al Club Valdai como una oportunidad singular porque "no solamente los participantes, sino también los políticos pueden expresar libremente su opinión. Desde el inicio de las conferencias de Valdai, políticos rusos han hablado sobre la necesidad de superar la estructura 'unipolar' de la política mundial. Las crisis de Ucrania y de Siria, quizá, hayan convencido a Occidente de que, en la política mundial, ya no existe más la posición unipolar de los EUA. Algunos de los problemas globales no serán resueltos sin y, ciertamente, no contra Rusia y China".

Su evaluación debe tomarse en cuenta, al observarse la reunión de este año, realizada en Sochi entre el 24 y el 27 de octubre, cuyo tema fue "El futuro en progreso: delineando el mundo del mañana". El evento, que reunió a 130 participantes de 35 países, promovió intensos debates sobre las transformaciones del actual orden mundial, con paneles sobre el Oriente Medio, Europa, migraciones y el futuro de la economía mundial.

Fue de particular relieve el panel "Orden Mundial: ¿quo vadis?", en el que especialistas encabezados por el politólogo estadounidense John Mearsheimer, el ruso Sergei Karaganov, decano de la Escuela de Economía Internacional y Asuntos Extranjeros de la Universidad Nacional de Investigaciones, la china Fy Ying, presidente del Comité de Asuntos Exteriores del Congreso Popular de China, y el ex-premier australiano Kevin Rudd, discutieron la creciente influencia de potencias como China, Rusia e India, además de los EUA, en contraste con el declive experimentado por Europa Occidental.

UNA NUEVA FILOSOFÍA DE DESARROLLO INTERNACIONAL

Como ha sido durante los últimos años, los trabajos fueron clausurados con la presencia del presidente ruso Vladimir Putin, quien participó del panel "Una filosofía de desarrollo internacional para el Nuevo Mundo", proporcionando un franco diálogo con los participantes. Habló sin rodeos sobre la manera que las negociaciones de los acuerdos Minsk II han sido saboteadas desde el año pasado, además de la acción de belicosas fuerzas en los EUA para debilitar el acuerdo de cese al fuego en Siria, durante el pasado septiembre.

Putin habló sobre la crisis civilizatoria que el mundo atraviesa, cuyas raíces ubica en las oportunidades desperdiciadas hace 25 años, en ocasión de la implosión de la Unión Soviética. La causa fundamental fue la actitud de las elites dirigentes de algunos países occidentales, en especial, de los EUA, que se vieron como las "vencedoras" de la Guerra Fría e iniciaron un reformateo del orden político y económico global de acuerdo con sus intereses.

"Ellas escogieron el camino de la globalización y de la seguridad para sí mismos, para algunos, y no para todos" dijo. "El resultado es el actual estado febril del sistema de relaciones internacionales y de la economía global, el cual no logra salir de la crisis sistémica".

Como ejemplos, citó las decisiones de que se lanzaran ataques aéreos en el centro de Europa, contra Belgrado en 1999, seguidos por las invasiones de Afganistán y de Irak y el ataque contra Libia. La mayoría de estas operaciones, enfatizó Putin, fue realizada sin el sello del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Además, afirmó: "En su deseo de cambiar el equilibrio estratégico a su favor, estos países rompieron el armazón legal internacional que prohibía la movilización de nuevos sistemas de defensa antimisiles. Ellos crearon y armaron grupos terroristas, cuyas crueles acciones provocaron la huída de millones de civiles, desplazaron millones de personas e inmigrantes y sumergieron regiones enteras en el caos".

En la misma línea, Putin criticó los constantes intentos de convertir a la Organización para la Seguridad y Económica en Europa (OSCE), mecanismo crucial para garantizar la seguridad común europea y transatlántica, en un instrumento al servicios de intereses políticos de algunas potencias.

Además, afirmó que la histeria en Occidente sobre una "imaginaria" y "mítica" amenaza militar rusa ?manifestada en la contienda electoral estadounidense, en las formas más absurdas- no pasa de ser un pretexto para aumentar los presupuestos de defensa, la expansión de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) y la proyección de su infraestructura rumbo a las fronteras rusas. "Ellos hablan de sí mismos como defensores de la civilización contra los nuevos bárbaros" aseveró.

FALTA DE IDEAS Y ESTRATEGIAS PARA EL FUTURO

Para el presidente ruso, el motivo fundamental de la crisis actual es una crisis de las "elites políticas", cada vez más "desvinculadas de la mayoría de sus ciudadanos, que, por su parte, sienten que no tienen influencia real sobre el poder". Según él, "es como si las elites no vieran la creciente estratificación en la sociedad y una erosión de la clase media, mientras, al mismo tiempo, implantan ideas motivadas ideológicamente que, en mi opinión, son destructivas para la identidad nacional y cultural".

Putin afirmó que es necesario un retorno a las "sólidas bases del Derecho Internacional y de la Carta de las Naciones Unidas". Semejantes reglas universales necesitan incluir tantos países como sea posible en una integración económica y humanitaria, garantizar su responsabilidad política y trabajar para coordinar sus acciones, al mismo tiempo que preservan sus soberanías y modelos de desarrollo.

Más sobre

"No tenemos duda de que la soberanía es la noción central de todo el sistema de relaciones internacionales. El respeto por ella y por su consolidación ayudará a reforzar la paz y la estabilidad, tanto en los ámbitos nacionales como en el internacional".

En particular, debe prestarse atención a lo que dice el líder del Kremlin sobre la reciente conferencia del "cuarteto de Normandía", en Berlín. Putin recordó que los acuerdos Minsk II, de febrero de 2015, se basaron en el entendimiento de que "treinta días después de los acuerdos, el Parlamento ucraniano (Rada) debería adoptar una resolución para establecer los límites geográficos de las áreas donde la legislación sobre el status especial de aquellas repúblicas no reconocidas se volvieran efectivos de inmediato".

A pesar que la resolución fue aprobada por el Parlamento "Ucrania y su Parlamento adoptaron una enmienda, un parágrafo del Artículo 9 o 10, según el cual la ley solamente entraría en vigor después de las elecciones municipales en aquellas áreas. Esto demoró otra vez la aplicación de la ley... y se hizo sin consultar a nadie, mucho menos a las repúblicas no reconocidas".

El resultado fue que, en París, el presidente ucraniano Poroshenko no se movió y la situación cayó en un túnel sin salida. "En esta situación, todo podría haber sido cerrado así, un año atrás, en París, pero el Sr. (Frank-Walter) Steinmeier, ministro de Relaciones Exteriores alemán, de repente, propone un compromiso. El sugirió que nosotros concordamos en que la ley entrase en vigor el día de las elecciones locales en aquellas regiones, de manera temporal, y de forma permanente después que la OSCE reconociera que las elecciones habían ocurrido en concordancia con sus reglas. Yo manifesté mi acuerdo y dije que acertaríamos las cosas con Donetsk y Lugansk, lo cual hicimos".

Otra ocasión, dijo Putin, en Berlín, Poroshenko, súbitamente, intentó cambiar esta propuesta en el último momento: "Así, nos encontramos de vuelta en la misma crisis que tuvimos en París, un año antes".

La otra bomba detonada por el fue su explicación sobre el fracaso del cese al fuego negociado con los EUA al conflicto en Siria. Putin recordó la "conversación muy importante" que tuvo con el presidente Barack Obama, durante la cumbre del G-20 en Hangzhou.

"La plática giró en torno de que los aviones rusos y sirios cesarían sus ataques contra blancos de los terroristas en Alepo, hasta que las fuerzas moderadas de oposición pudieran separarse de las fuerzas de Jabhat al-Nusra...No es secreto que nuestros socios estadounidenses prometieron hacer esto...La cuestión fue levantada nuevamente en nuestra reunión en China. Sí, mi socio estadounidense, el presidente Obama, propuso otra vez separar aquellas fuerzas diferentes. Pero, el insistió en que, primero, nosotros deberíamos declarar un Día-D, cesar las hostilidades, interrumpir los ataques aéreos y, entonces, dentro de siete días, ellos asumirían la responsabilidad de separar a los moderados de Jabhat a-Nusra".

Debido al carácter confidencial de la conversación, el no divulgaría los detalles, pero el hecho es que, "en vez de separar a los terroristas de Jabhat al-Nusra de la oposición normal, nuestros propios socios estadounidenses rompieron la tregua...El cese al fuego fue declarado el 12 de septiembre y, el día 17, aviones estadounidenses hicieron un ataque contra tropas sirias y esto fue seguido por una ofensiva del Estado Islámico. Nos dijeron que el ataque había sido un engaño y que la ofensiva del Estado Islámico había sido solamente una coincidencia. Puede ser, pero el cese al fuego fue roto y nosotros no tenemos la culpa de esto.

REARME FORZADO

Durante el debate, las preguntas hechas a Putin se referían al status de Rusia como una potencia nuclear. Enfatizó que, al abandonar varios acuerdos de control de armas, los EUA forzaron a Rusia a un nuevo impulso de rearme. Un ejemplo fue la reciente decisión de Moscú de suspender el acuerdo referente a la disposición de plutonio, en el cual, según él, los EUA no cumplieron con sus obligaciones.

"Sin ninguna coordinación conocida, los EUA anunciaron unilateralmente que no diluiría su plutonio de grado militar, sino que lo 'almacenarían' en algunas capas geológicas, y así por delante. Ellos mantienen el potencial de retorno; el plutonio podría recuperarse y vuelto a enriquecer en cualquier momento".

Según Putin, hubo problemas similares con el retiro estadounidense del tratado ABM de prohibición de misiles anti-balísticos, que forzó a Rusia a mejorar su sistema de misiles ofensivos, ocurriendo lo mismo con el tratado de misiles de alcance intermedio (INF). "El tratado no incluía misiles de alcance intermedio lanzados del mar o del aire. La Unión Soviética, simplemente, no los tenía, mientras que los EUA los mantenían en servicio", Aún así, enfatizó, Rusia "mantendría este tratado. Aún más que, como ustedes deben estar a la par, nosotros ahora tenemos este tipo de misiles lanzados de mar y de aire".

Putin resaltó que Rusia desempeñará con responsabilidad su papel de potencia nuclear, y que una parte específica de su actual papel en los asuntos globales se basa en la visión de que "nosotros esperamos promover extensas asociaciones euroasiáticas que prometen evolucionar hacia centros de formación de una vasta área de integración euroasiática".


Sobre esta noticia

Autor:
Ejesus (4819 noticias)
Fuente:
diarionoticiasweb.com
Visitas:
529
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.