Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Comparte Bert Hellinger su método para conseguir una vida plena

13/10/2011 13:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Para el filósofo y teólogo alemán Bert Hellinger las “Constelaciones Familiares” permiten explorar la imagen interna que tienen los seres humanos acerca de sus familias, el sentido de pertenencia a este sistema social y el lugar que están ocupando dentro de su estructura jerárquica, a fin de encontrar y mejorar la vida de los individuos. En entrevista con Notimex, el también pedagogo compartió que en base a este método, creado por él, se pueden manifestar actitudes que ayuden al equilibrio individual, analizando a través de una dinámica qué es lo que existe en su pasado. “En un tiempo muy breve, sucede algo y es que en la constelación hay movimiento, y surgen cosas que no se habían considerado, ni mucho menos pensado; es por eso que de acuerdo con la forma en la que se comporta el individuo, se pueden ubicar los problemas que afectan a uno o varios individuos”, apuntó el también el investigador. A partir de su formación monástica, que lo condujo al trabajo con las comunidades zulúes de Sudáfrica, donde cultivó una mirada fenomenológica y profunda, Hellinger aseguró su capacidad creativa y de lucidez para ubicar el problema que se lo debe a que “estoy conectado con algo más grande, algo espiritual es un movimiento creador que pone algo en orden, por eso uno debe entregarse a ese poder”. En este sentido, “Las Constelaciones Familiares” son un movimiento filosófico y terapéutico que busca sanar las heridas del pasado del individuo con un enfoque centrado en la interacción en el seno de la familia. A través del uso de representantes, el participante principal de una constelación tiene la oportunidad de mirar quién ha sido excluido de la vida familiar en el pasado o en el presente; quien está ocupando un lugar que tal vez no le corresponda o no le convenga. Un ejemplo de ello, dijo Sophie Hellinger, terapeuta y especialista en gestión de la energía, es el aborto, cuando la madre realiza esa interrupción a la vida se rompe el equilibrio, hay un desorden y se producen desajustes, problemas de aprendizaje y dificultades para lograr una vida sana. De ahí que la propuesta de Bert Hellinger parte de ubicar a las constelaciones como un proceso de observación en el cual salen a la luz fuerzas y movimientos que pocas veces se piensan, y que llevan a otros niveles de conciencia. Así pues, este método invita a desarrollar la “Inteligencia Transgeneracional”, que es un proceso multidimensional que permite hallar soluciones que limitan el conocimiento natural. Por lo que a través de este método “se puede ampliar la mira y acceder a las múltiples conexiones entre asuntos del pasado y el presente, analizando los vínculos que se tienen con ellos y cómo y cuándo se produjeron rupturas, que sin saberlo pueden estar afectando nuestras vidas de múltiples formas”. Así, las Constelaciones Familiares permiten generar un reordenamiento en el sistema familiar, sanar las heridas del pasado, respetar el derecho de pertenencia de todos en los integrantes en la familia; ocupar el lugar que a cada quien corresponde en la historia familiar. Cabe señalar que en el mundo existen 58 países que ejercen este Método, que por desde afuera parecen algo muy sencillo, pero que en realidad no lo son. De acuerdo con Hellinger, quien fue considerado por la Gestapo como sospechoso de ser enemigo de la gente, existen dos leyes que permiten el equilibrio de las constelaciones familiares: La primera de ellas, es que “todo aquel que pertenece a una familia o que ha pertenecido a una familia tiene el mismo derecho de seguir perteneciendo”, por ejemplo, un hijo abortado, o excluido. Mientras que la segunda, dijo, “es poco reconocida en nuestra sociedad, pero surge a la luz gracias a las constelaciones, y es la ley “original”, que significa que hay un orden de jerarquía que está en relación con el tiempo de pertenencia a la familia, es decir, tiene una primacía sobre aquéllos que llegaron más tarde, por ejemplo, los padres tienen un lugar de mayor rango que los hijos, y el primogénito más que el segundo”. Agregó que “esto suena muy sencillo, pero que infringir esta ley de jerarquía lleva a la muerte, porque lo observe y sé cual es el proceso que se da, pues toda tragedia familiar y cuando al final alguien muere es el resultado de infringir el padrón de jerarquía, y aquél que muere a consecuencia de esta alteración, no lo nota porque infringe por amor esta ley”. "Tanto en la familia nuclear, como en la red familiar existe una necesidad común de vinculación y de compensación que no tolera la exclusión de ninguno de sus miembros. De lo contrario, aquéllos que nacen posteriormente en el sistema, inconscientemente repiten y prosiguen la suerte de los excluidos", consideró el autor de “Siguiendo las huellas con Bert Hellinger” y “La Sanación”. Ambas publicaciones actualmente son presentados en el marco de “Workshop Internacionales, Bert Hellinger”.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
101
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Lugares
Organizaciones

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.