Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cronicasrevista escriba una noticia?

Conocer y analizar para comprender/José Manuel Tovar Herrera

10/09/2013 12:37 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

José Manuel Tovar Herrera

Momento, contexto y paradigma, son tres palabras cuyo significado varía, pero que muy bien podemos entrelazar en la actualidad. En un mundo cuya interconectividad es muy amplia, lo cual eleva las posibilidades de estar conscientes del contexto histórico en el que nos encontramos. A pesar de que nos podemos encontrar cómodamente en nuestras casas, centros de trabajo y estudio, la información que nos llega es mucha, es todo un bombardeo informativo, si bien actualmente la información vende, debemos de distinguir entre una agenda informativa y una información más profunda y crítica.

En un solo momento podemos leer decenas de encabezados de los diarios de circulación local, nacional e internacional, y el beneficio del Internet es que tenemos la oportunidad de acceder a fuentes muy diversas. En cuestión de segundos podemos darnos cuenta de lo que acontece al otro lado del mundo, sabiendo a detalle escenarios y personajes, así como posturas en cuanto a lo que un hecho en específico implica regional o mundialmente. Si bien en un número considerable se ha perdido la capacidad de asombro sobre lo que pasa en cuestión de política, economía y eventos bélicos, no están exentos de enterarse del acontecer cotidiano.

Un contexto se puede verificar desde lo local hasta lo internacional. Desde la Universidad Michoacana que se encuentra en uno de sus momentos más complicados financieramente hablando, pero aún muy apegada a sus inercias históricas; una entidad que experimenta los efectos de la falta de políticas gubernamentales sin apasionamientos políticos y que visualiza un reacomodo constante de fuerzas en base a la nueva relación entre los actores y partidos políticos en Michoacán. En este escenario podemos ver una fractura entre las izquierdas y un fortalecimiento de un sector del priismo estatal, y es en este contexto en el cual podemos analizar qué es lo que pasa en base a ello y cuáles son sus implicaciones a ras de tierra , es decir, hacia los ciudadanos de a píe. He aquí donde entra el momento ¿qué es en lo primero que se piensa cuando se ve una manifestación? Sin ser experto en cifras podría asegurar que la mayoría la vería mal, independientemente de que agrupación sea la que se manifiesta. Cuando se ve una manifestación lo primero que se piensa o dice es que son un grupo de personas que están inconformes porque no les dan prebendas y que solo ocasionan embotellamientos ¿qué piden? No sabemos, pero tapan el tráfico e impiden que llegue al trabajo a tiempo, por ende, los veré mal. Esas palabras tan viralizadas fuera y dentro de redes sociales son d todos los días. No obstante, son muy pocos los que ven a ese movimiento como lo que es, un movimiento que reacciona ante un escenario de reacomodo de fuerzas, de inconformidad social o por alguna circunstancia especial, y que sin ser simpatizantes de esas manifestaciones o hasta de sus peticiones, se comprende que es lo que sucede, de ahí que tenemos un momento para analizar un contexto.

Mientras vivimos en un paradigma basado en una estructura económica que define la mayoría de las veces las formas de la política entre países, se puede visualizar que la economía de guerra sigue funcionando. No obstante, aunque ello siga de manera constante desde la caída de la Unión Soviética, podemos mencionar que hay un debilitamiento notable en esa unipolaridad mundial que se planteó en aquellos primeros años de la década de los noventa. ¿Cómo relacionar ese modelo económico que es nuestro actual paradigma con cuestiones nacionales y hasta regionales? Los actuales índices respecto a finanzas en los países se basan en el endeudamiento, un endeudamiento de crecimiento sostenido. Ante ello, se presentan recortes a rubros tan importantes como la educación, salud, vivienda, y otros más. Es por ello que ante el recorte presupuestal y el mal empleo, o mejor dicho, la mala copia de los modelos educativos de las economías industrializadas chocan con lo que hay en el país, es decir, se trata de instaurar un modelo educativo que en cierta medida no puede corresponder a la realidad del país. Si bien es cierto que los procesos de evaluación para alcanzar esa calidad que se exige en el exterior se debe de llevar a cabo, pero no hubo desde hace años la intención de reunir a las máximas casas de estudios del país para que fueran ellas las que impulsaran esas políticas de evaluación, mejor se optó por darla en concesión a instituciones privadas.

Más sobre

Si bien es cierto que hay una distorsión en los argumentos de ambas partes, tanto por el Gobierno federal como la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), hay un punto medio que ninguna de las alas más duras no quieren tomar en cuenta. Es esa línea que no se contempla por las pugnas políticas que hacen que en las negociaciones se incrusten otro tipo de cuestiones que van desde el sometimiento o desmembramiento de la CNTE como grupo político, hasta cuestiones meramente salariales y de concesiones políticas que piden los ya mencionados.

Estamos en ese contexto en el cual un empresario tiene más calidad moral y mayor peso de opinión que un profesor universitario, eso nos hace ver que el paradigma economicista impera y permea en lugares tan sensibles como la educación. Ahora, con la reciente aprobación de la Ley de Educación y de sus respectivas leyes secundarias se da un escenario de confrontación entre los mismos profesores; mientras la población lo puede llegar a ver como un simple movimiento más, son pocos los que se dan cuenta que hay un rompimiento interno a causa de las pasiones políticas y los resultados de la aprobación de la ya señalada. Las posturas encontradas nos muestran que tanto en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y la CNTE existen severas contradicciones en cuanto a sus grupos internos, lo cual ha provocado que se rompa con cualquier intento de homogeneizar sus organizaciones. Con ello vemos que un paradigma pone reglas a través de los juegos de poder.

En cuanto a las reformas energéticas y hacendaria, ambas son influenciadas por ese mismo paradigma, el de la economía dominante, a pesar de que Estados Unidos tiene ya una hegemonía cuestionada por el tema de Siria, México está dispuesto a través de su gobierno central dar entrada a sus empresas en el ramo petrolero y eléctrico. Respecto al tema hacendario, se pretende recaudar recursos de otras áreas, ya que posiblemente sostener el Pacto por México se omitió el tema, por el momento, del IVA a alimentos y medicinas. Pero ahí sigue presente el paradigma economicista, seguir los lineamientos que marcan las organizaciones financieras a nivel global como el Fondo Monetario Internacional FMI, el Banco Mundial (BM), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Dichas recomendaciones se basan en aceptar los parámetros que exigen los ya señalados para que el país, en teoría, no fracase económicamente y se logre insertar en un marco de desarrollo (sin importar a cuantos d sus ciudadanos tenga que empobrecer), sin caer en los desgastados discursos previos a la caída del Muro de Berlín, el paradigma que domina hoy en día se basa en ello, en una negociación entre soberanías imperantes y sus transnacionales para malbaratar los recursos de otros países.

Para comprender en que situación nos encontramos como sociedad, como país y como humanidad debemos de tomar en cuenta esas tres palabras: momento, contexto y paradigma. Inconscientemente o conscientemente, estamos parados frente a un contexto histórico que será estudiado por diversos especialistas de las ciencias sociales y que nosotros podemos ser parte de esas fuentes que son necesarias para poder obtener una mayor perspectiva respecto a nuestro entorno, no solo en lo cotidiano, sino ya con un análisis más profundo en momentos posteriores.


Sobre esta noticia

Autor:
Cronicasrevista (4993 noticias)
Fuente:
grupocronicasrevista.org
Visitas:
58
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.