Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Continúa temporada teatral Señorita Julia, en el Teatro La Capilla

20/06/2009 08:59 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La obra del dramaturgo sueco August Strindberg llega al teatro La Capilla todos los martes del mes de junio para sorprender, asustar, conmover y hacer reír a los asistentes, con la historia de una bella joven que lo tiene todo y al final lo pierde. Concebida en 1888, esta pieza -considerada como un clásico de la corriente del naturalismo teatral- es un viaje por las pasiones y los deseos en medio de la pérdida del control y obediencia absoluta de sus empleados. En este montaje hay una adaptación al texto original, que consiste en situar a los personajes en medio de la cultura del narcotráfico. Julia es la hija de un traficante de drogas, a quien todos le tienen miedo y respeto. Autor de obras como "La más fuerte" y "Pascua", Strindberg delinea a sus personajes femeninos de una manera delirante. Histéricas, abnegadas, negligentes, sumisas, irracionales y perversas. Las mujeres del universo del escritor llevan firmemente una marca misógina que en este montaje se refleja de manera humorística. La obra inicia con una mujer que entra a escena, segura, fuerte; camina caprichosa por una cocina, todos la miran recelosamente, ella los observa con desdén, les habla altaneramente y les recuerda con cada actitud que ellos están a su servicio. Es la Señorita Julia. Julia, Juan y Cristina están atorados en medio de la nada, en un estado de inconformidad con su actual posición. Mientras la voz de la primera es acatada sin objeción, los otros dos son parte de esa servidumbre que tiene que ver sus sueños alejarse por falta de recursos económicos. Una cocina completamente blanca es el escenario, en el que se mueven estos tres personajes, se quedan parados escuchando la plática contigua y pelean por ver quién aguanta más y cuál de ellos es más sereno, valiente y fuerte. El ruido de los tacones de Julia alerta a los criados, sus risas son secundadas por sus amigos, exige que le besen los zapatos y desciende de las alturas para besarse con un hombre que trabaja como escolta de su padre. Para ella, todo es un juego que poco a poco va perdiendo la gracia y se da cuenta que su universo se destruye a pedazos y dice irremediablemente "no puedo irme y no puedo quedarme". Una pistola aparece en escena, un hombre la sostiene tímidamente sin saber que hacer con ella, una mujer está dispuesta a ir a la iglesia a arreglar los papeles de matrimonio, mientras la otra busca escapar de su vida banal y sin sentido, ¨quién jala el gatillo?


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
94
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.