Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Conviven calaveras y botellas de licor en el “Antro Calavera”

29/10/2010 02:57 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Calaveras monumentales en un bar, botellas de licor en una enorme vitrina y un Tzompantli, son algunos de los elementos que se presentan en la exposición “Antro Calavera”, que se inauguró anoche en el Museo de Arte de la Secretaria de Hacienda, Antiguo Palacio del Arzobispado. El artista plástico y visual Jazzamoart Vázquez, creador de la muestras, retoma en esta ocasión las inmortales calaveras del ilustre grabador mexicano José Guadalupe Posada (1852-1913) para conmemorar el Día de Muertos en este espacio museístico. “Se trata de una fiesta, una tradición, algo muy nuestro; le tenemos tanto miedo a la muerte que nos reímos de ella; este es el pretexto para presentar algunas calaveras de cartón y azúcar intervenidas al estilo de Posada. Es una alegoría, una memoria que nos une con nuestros seres queridos, ídolos, héroes que ya no están físicamente, pero que permanecen en espíritu”, expresó. Jazzamoart, artista que ha presentado 220 muestras colectivas y 85 individuales en Estados Unidos, Canadá, Latinoamérica, Europa y Japón, recrea este sentido popular de la ironía y el juego, al ubicar a la muerte en su día celebrando como lo haría en la vida, en un hostal, en el que el vino fluye hasta olvidar las penas terrenas. En una de las salas de la exposición que estará abierta al público hasta el 5 de diciembre, el artista recrea un bar (antro), donde tres calaveras monumentales elaboradas en madera y decoradas muy a su estilo, aparecen sentadas, simulando estar bebiendo. Sobre la mesa se exhiben botellas de licor vacías, cervezas y juguetes en forma de calavera, entre otros elementos alusivos al Día de Muertos. A un costado, aparece una enorme vitrina de poco más de 2 X 1.5 metros, en la que se exhiben más botellas y decenas de calaveritas de azúcar con los nombres de algunos autores fallecidos, entre ellos, Germán Dehesa, Carlos Monsivais, José Guadalupe Posada, José Saramago y Carlos Montemayor. También se recuerda a amigos y familiares de personal que laboran en este espacio museístico. En esa misma sala, se exhiben cerca de diez pinturas, encabezando la serie la imagen de la Calavera de la Catrina, así como otros aspectos relacionados con esta festividad. El artista presenta un epitafio en el que le pide a la Muerte que no lo esté molestando y que en lugar de ir por él, mejor se encuere porque quiere pintarla. “Antro Calavera es una forma coloquial de llamarle al cabaret, o bien salón calavera. El antro es algo con el que muchos chavos se identifican, a pesar de que la palabra tiene otro significado”, dijo. En otro punto del recinto, se aprecia un óleo con un fragmento del mural “Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central", del pintor Diego Rivera; en el aparece una vez más la Catrina, a un lado de ella y tomada del brazo, su creador Guadalupe Posada y en la otra mano a Diego Rivera siendo un niño. A unos cuantos metros de ahí, se presenta un Tzompantli, con 40 calaveras de cartón. En el balcón ubicado en la fachada del Museo, se presenta la “Orquesta Calavera”, un grupo de seis calaveras jazzistas elaboradas en cartón dirigidas por la propia Catrina, como concertista. La gestualidad de su pincelada y la espontaneidad de su trabajo, enmarcan de manera extraordinaria este tema, al que el sentido del humor y la ocurrencia plástica se suman para entregarnos una inolvidable ofrenda de Día de Muertos.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
883
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.