Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cuauhtemoc Mavita E. escriba una noticia?

Los demonios sueltos de la elección

15/07/2009 14:24 3 Comentarios Lectura: ( palabras)

Se pretende que en Sonora prevalezca el Colima del 2003

Cuauhtémoc Mávita e./periodista

Luego de los resultados adversos en la elección de gobernador, en el PRI-Sonora se decidió impugnar el triunfo del panista Guillermo Padrés Elías, bajo la consigna de “se tiene mucho que ganar y nada que perder”.

Con esa visión se pretende crear en esta entidad un Colima como el del 2003 en el que Acción Nacional impugnó los resultados electorales de gobernador que habían favorecido al candidato del PRI, Gustavo Alberto Vázquez Móntes, logrando la anulación. El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó en ese entonces que el gobernador priísta Fernando Moreno Peña, como un demonio cínico y soberbio, había incurrido en graves irregularidades al violentar los comicios electorales para que ganara Vázquez Móntes.

Con motivo de lo anterior el congreso colimense se vio en la necesidad de designar a Carlos Fuentes Dueñas como gobernador interino quien convocó a elecciones extraordinarias. Vázquez Móntes volvió a ser candidato y ganó de nueva cuenta esa segunda elección para empezar a gobernar en 2004. Sin embargo, no duraría mucho como gobernante: fallece el 24 de febrero de 2005 tras desplomarse el avión en que viajaba de regreso a la Ciudad de Colima después de acudir a una reunión de trabajo. Ante esta desgracia lo reemplazaría Arnoldo Ochoa González quien convocó a elecciones en las que resultó triunfador Silverio Cavazos Ceballos (PRI). El pasado 5 de julio la gubernatura de Colima fue ganada de nuevo por el PRI.

Pero regresando a hace seis años, según el TEPJF el gobernador de Colima, Moreno Peña, había incurrido en graves irregularidades que impidieron realizar un proceso electoral en condiciones democráticas y equitativas al realizar propaganda y reforzar el establecimiento de retenes el día de la elección, escudado en una supuesta campaña de despistolización y en contra del transporte de bebidas embriagantes. A cientos de “sospechosos” se les amenazó y se les recogieron sus credenciales de elector.

Esto, según los tribunos, afectó la libertad de sufragio y los principios de legalidad, imparcialidad, certeza, igualdad y equidad.

El en ese entonces gobernador inclusive estuvo en el cierre de campaña del candidato priísta donde increpó a la muchedumbre: "Vamos a ir derecho, porque eso es una recomendación que cualquier gobernante debe hacer a su pueblo, que vayan derecho, que nunca se vayan chueco, porque a los que se van chueco los castiga Dios o se los lleva la Procuraduría, por eso siempre hay que ir derecho".

Los demonios y espíritus chocarreros enturbiarán el ambiente después del conteo de los votos..

Esa historia probablemente sea lo que menos le interesa al PRI-Sonora, sino más bien lo que puede obtener de la decisión tomada por el TEPJF al anular la elección de gobernador en Colima, y como puede armar su expediente para presionar y lograr, eso sí, se anule la elección en Sonora.

En el PRI-Sonora, solitarios y sin el apoyo del Comité Ejecutivo Nacional, saben que si les funciona bien la estrategia pueden meterle mucho ruido a la anulación del proceso, a partir de la presunta inequidad que prevaleció en la propaganda entre los candidatos Alfonso Elías Serrano (PRI) y Guillermo Padrés Elías (PAN), así como por una serie de irregularidades que prevalecieron, como la compra de votos, que se afirma han sido debidamente sustanciadas.

Probablemente esas anomalías no tengan el suficiente peso como para anular la elección, dado que siempre habrá terceros a los que se puede responsabilizar de esas acciones, pero es indudable que sembrarán la duda y la desconfianza en los resultados electorales.

Sin embargo, son precisamente esas anomalías, demonios y espíritus chocarreros, los que después del conteo de los votos en la elección de gobernador, podrían enturbiar el ambiente para presionar un fallo en contra de Acción Nacional y de Padrés Elías del Tribunal Electoral. Lo que se viene no será muy amigable. Quiero equivocarme.


Sobre esta noticia

Autor:
Cuauhtemoc Mavita E. (70 noticias)
Visitas:
821
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Cuauhtemoc Mavita E. (15/07/2009)

Podría enturbiarse el ambiente post electoral

1
+ -
Responder

MARCOS LOP (15/07/2009)

EL SOL DE CABORCA

0
+ -
Responder

Cuauhtemoc Mavita E. (16/07/2009)

UN SALUDO AFECTUOSO