Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Deploran escritores y académicos de la UIA cambios ortográficos

21/11/2010 09:36 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Académicos de la Universidad Iberoamericana (UIA) criticaron las próximas adecuaciones ortográficas que harán oficiales las 22 Academias de la Lengua Española, en el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Los escritores mexicanos Ignacio Padilla y Juan Alcántara Pohls así como el cubano Manuel Pereira, consideraron que la reforma ortográfica que anula acentos diacríticos, sobre todo los pronominales y renombra algunas consonantes, sólo genera confusión y en nada contribuye a la calidad, precisión y enriquecimiento de la lengua castellana. Loa académicos del Departamento de Letras de esa casa de estudios pugnaron por el enriquecimiento y precisión del español, pues en su opinión, “se trata de una lengua viva y lo que debe preocupar es que la gente lea, aprenda y reconozca su lengua con los acentos”. Al respecto, Padilla, miembro de la llamada “Generación del Crack”, recordó que la anulación de los acentos diacríticos, sobre todo los pronominales, es un tema que las academias ya habían puesto a discusión hace una década. Es, dijo, un error que ahora se está reconociendo; dejaron a discreción del autor juzgar si había riesgo de anfibología en la presencia de un pronombre. “Era una barbaridad dejar a la consideración de nadie algo que debía estar regulado. Ahora, las academias corrigen ese error pero lo hacen bajando la mano plenamente. “Ya no dejan a la discreción del autor discernir si existe riesgo de anfibología sino simplemente proponen la eliminación del acento pronominal, lo cual finalmente hace que las anfibologías vayan a estar siempre presentes”, dijo. Y es que para el autor de obras como “Amphitryon” y “La Gruta de Toscano”, la disputa se encuentra en que el inglés no tiene acentos y que ello no provoca mayor problema. “Yo digo que sí; el hecho de que el inglés nos resulte familiar no significa que sea una lengua sencilla y la ausencia de acentos no lo convierte en un idioma ejemplar. Al contrario, tiene ese defecto el inglés, y no debería ser el modelo para pretextar la anulación del acento”, indicó. Por su parte, el poeta Juan Alcántara calificó de poco excesiva la autoridad que se atribuyen las academias en relación a la totalidad de la lengua, para regular cosas que ya están funcionando en manos de gente que escribe en español y que procura hacerlo correctamente. “No veo por qué un grupo de académicos tengan que decirnos que sólo hay que quitarle el acento, porque siempre ocurre que la lengua es una cosa viva, se mueve por sí misma, y las pretensiones de regularla tienen un alcance limitado”, dijo el autor de “Amor en el mundo”. Dijo que las modificaciones que pretenden realizar las academias, sobre todo en la parte de los acentos, “ya contaba con un orden, había reglas perfectamente claras”. “No veo ninguna utilidad en el hecho de que se le quite el acento diacrítico por ejemplo a los pronombres demostrativos: el acento es útil, evita confusiones. “Entiendo que son recomendaciones, que no son obligaciones, pero el que sean recomendaciones supone que se tolerará a quien no lo haga, entonces para qué establecer unas reglas si de todas maneras no van a funcionar: además no podría ser obligatoria, porque cómo las academias podrían obligar a todos a que escribamos de determinada manera”, señaló. En su oportunidad, el novelista cubano Manuel Pereira dijo que no ve una razón de fondo en los cambios que se darán a conocer en la reunión a celebrarse en unos cuantos días más en la capital tapatía. En el caso de los acentos diacríticos, el autor de “Un viejo viaje” comentó lo que hacen es buscar un camino fácil, pero los acentos son muy importantes para evitar confusión. “Es un acento que en el hablante no se nota, pero sí pone la diferencia en la escritura. Para eso es la utilidad de ese acento, para distinguir esa matización”. Según Pereira, “los cambios que proponen las academias están rompiendo con esa matización y pretender suprimir la matización es empobrecer la lengua. La lengua es un animal en transformación y cambia a lo largo de los siglos y minutos”, apuntó. La cita, prevista del 27 al 29 de noviembre, servirá para presentar de forma oficial la "Nueva Gramática de la Lengua española", un manual de difusión más general sobre la gramática, y el "Diccionario de Americanismos", todos ellos ya publicados por la Asociación de Academias. También se aprovechará el marco de la FIL para presentar un nuevo "Diccionario de mexicanismos", con 10 mil acepciones y términos actuales, y para trabajar en la futura elaboración de un Diccionario Escolar Panhispánico entre los académicos. Entre los cambios filtrados se encuentra la propuesta de la anulación del acento de “sólo”, de solamente; es decir, de aquellas palabras que por el hecho de llevar tilde significan una cosa y no otra; nombrar a la “Y” como “Ye” y no “I griega”, la “B” como “Be” y la “V” como “Uve”.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
188
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.