Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Sociedad Mexicana escriba una noticia?

Descifran los “ingredientes” bioquímicos del amor

31/03/2012 06:33 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El amor es un proceso extremadamente complejo que echa a andar mecanismos bioquímicos y endocrinos relacionados con el placer, la atracción sexual, la confianza y la intimidad emocional, aunque también puede producir ansiedad, obsesión y depresión, planteó el especialista Ignacio Camacho Arroyo. El profesor e investigador de la Facultad de Química de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) expuso que aun cuando ese proceso acelera los latidos, no es un asunto del corazón, pues todo lo que tiene que ver con él sucede en el cerebro. Explicó que desde la biología existen dos tipos de amor: el romántico (o de pareja) y el filial (maternal o paternal), ambos ligados a la perpetuación y la supervivencia de la especie humana. El proceso amoroso presenta tres etapas fundamentales, definidas por el inicio, avance y establecimiento de la relación de pareja, sustentadas en diferentes matices bioquímicos. La primera tiene que ver con el enamoramiento, que desata cambios fisiológicos fuertes, un estado de ánimo alegre, estimulante y una percepción diferente de la realidad, que hace ver al ser amado como perfecto. La segunda fase es el amor pasional o estable, en la que se reducen el estrés y la ansiedad y aumentan las emociones ligadas a la seguridad y el bienestar, así como el conocimiento de la pareja. En ese punto “la relación sexual estrecha circuitos neuronales y se establece intimidad emocional, con factores psicológicos relevantes y el aumento de hormonas como la oxitocina y la vasopresina, que se secretan después del coito y refuerzan el vínculo emocional”. La vasopresina y la oxitocina también son importantes en el amor filial, pues intervienen en el despliegue de conductas sociales, importantes en ambos tipos de amor. La oxitocina es esencial para el trabajo de parto y la lactancia e induce a las madres a cuidar a sus crías, detalló el científico. La tercera etapa, en tanto, es el amor de compañía, un sentimiento intenso y duradero que se incrementa con la comunicación y el aprendizaje, tanto de la otra persona como de la vida en pareja. “En esta fase algunos estímulos bioquímicos dejan de ser novedosos y se establecen pautas conductuales que ya no despiertan el interés y la motivación iniciales. Por eso se dice que el secreto está en variar actividades y conductas que se presentan en una relación”, externó Camacho Arroyo en un comunicado. El investigador comentó que muchas relaciones de pareja evolucionan hacia el matrimonio y la vida compartida, con lo que inicia otra fase de aprendizaje, especialmente con el nacimiento de los hijos. Subrayó que de acuerdo con especialistas entre los ingredientes que dan más solidez a una relación están la comunicación, la confianza, el compromiso, la intimidad y el apoyo en momentos desfavorables, así como ponderar aspectos positivos y celebrar buenas noticias.


Sobre esta noticia

Autor:
Sociedad Mexicana (21910 noticias)
Visitas:
75
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.