Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Desentraña Perla Shwartz su ser en una plaquette

16/07/2011 09:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Reflexiones y sentimientos de su propia vida y condición de viuda, es lo que contiene la plaquette “Confesiones de una divoviuda”, de Perla Schwartz, que ella misma presentó hoy en la colonia Condesa de esta ciudad. El acto contó con la participación de la actriz de cine, teatro y televisión, además de amiga de la poeta, Aleyda Gallardo, y del actor Antonio Monroy, quienes dieron lectura a algunos fragmentos de la publicación. También se contó con la participación del saxofonista Maxym González, músico de Ollin Bantú que ambientó con sus sonidos los versos autobiográficos de Schwartz. La presentación arrancó con la lectura del pequeño poema que dice: “Una divoviuda puede ser una chica Almodóvar pero no tan Patty Diphusa sin lugar a dudas. A veces va embarcada en el Arca de Noé y otras a bordo de la cuerda del equilibrista”. La moderación estuvo encargada a María Merced Nájera Migoni, una de las editoriales que publicaron el pequeño libro. Igualmente, tomaron parte la escritora Aline Petterson; el catedrático de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Michael K. Schuessler, y Manuel Pérez Pettit. Perla Schwartz agradeció la compañía de los presentadores del libro, especialmente a los lectores de sus poemas en esta plaquette, ya que ella se consideró muy mala lectora de los mismos. Schuessler describió a la poeta como única, con espíritu sincero y humano, lo cual debe de celebrarse, con una gran presencia de esta “divoviuda”, como ella misma se bautizó. Por esa forma de escribir, a veces solemne, a veces etérea, a veces culta, a veces “culta light”, como ella misma describe, añadió al tiempo que la caracterizó como un ser extraordinario y a veces insólito. Resaltó que la publicación resulta, tan sólo por el título, una provocación, en el cual se encierran varios conceptos. Se trata de las confesiones de la creadora de la publicación, en primera bajo esta forma de identificación que crea, a raíz de su condición de viuda y por su originalidad ante el hecho de que sólo ella pueda autonombrarse una chica Almodóvar y una Penélope trasnochada en el mismo poemario. Añadió dos características que llevan a otra parte de su poesía: un arte que abarca tiempos y espacios, estilos y perspectivas de tal manera que podría considerar a los 40 versos del poemario como postmodernos o postmodivos, al incorporar referencias audaces de cultura popular en sus versos. Perla Schwartz se convierte en una danzante cósmica dentro de su poesía, aseguró. Aline Petterson describió a Scwartz como alguien que se entrega apasionadamente a las ramas de lo creativo en las artes. Su obra da cuenta de un recorrido que frecuentemente se sitúa desde una tercera persona que le permite tomar distancia por momentos de la vida y por momentos de la otra vida, la interior. Producto de su tiempo, origen y sus lecturas. Va en un intento de entenderse y darse entender por los demás, abundó al anotar que la palabra diva prefiere remitirla a su origen italiano de cantante, que es lo que hace la poeta a lo largo de sus escritos. En su turno, Pérez Pettit, director de Amarillo Editores, empresa que junto a Chihuahua Arde publicó la plaquette, dijo que esta publicación de la poeta marcan una nueva línea para su sello.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
60
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.