Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Espectáculos escriba una noticia?

Destacó Michael Curtiz en el Séptimo Arte con un estilo indefinido

23/12/2010 11:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El realizador Michael Curtiz, cuya carrera en Hollywood abarcó todos los géneros a lo largo de cinco década, nació el 24 de diciembre de 1886, y sigue vigente mediante un centenar de filmes en los que trabajó. Reconocido principalmente por "Casablanca" (1942), acreedora a varios premios Oscar y protagonizada por Humphrey Bogart, en el papel de "Rick Blaine", e Ingrid Bergman como "Ilsa Lund", Curtiz nació en Budapest, Hungría, y fue registrado con el nombre de Manó Kertész Kaminer. Se crió en el seno de una familia tradicional judía, y a los 17 años se fue de su casa para probar suerte, así comenzó a trabajar en un circo. Posteriormente, ingresó a la Real Academia de Arte y Teatro para estudiar actuación, y en 1912 comenzó a desarrollarse como actor y director de cine en Hungría, bajo el seudónimo de Mihály Kertész. Tras la Primera Guerra Mundial se trasladó a la lastimada Alemania, para después, en 1926, viajar a Hollywood, Estados Unidos, donde se desarrolló y consolidó como cineasta. Pronto se le encargó la dirección de "El arca de Noé", súper producción de la época. Curtiz vivió la transición del cine mudo al sonoro sin problemas, como lo demuestra el musical "Mammy" (1930), su primera película con sonido. Fue en Los Ángeles, California, donde firmó contrato con la casa productora Warner, el cual se extendió hasta la década de los años 50. Entre las primeras creaciones del cineasta destacan "La mariposa de oro" (1926) y "Bajo la Luna de Texas" (1930). En sus inicios colaboró con los directores escandinavos Stiller y V. Sj'str'm; además, realizó películas que han llegado a ser clásicos como "El capitán Blood" (1935), "La carga de la brigada ligera" (1936) y "Robin de los bosques" (1938), con el actor Errol Flynn. Algunos críticos opinan que a pesar de que Curtiz no poseía un estilo definido, su trabajo se caracterizó por una sofisticada manera de mover la cámara, composiciones robustas y texturas matizadas en la iluminación, muy apreciadas por los cinéfilos. Aunque desarrolló gran parte de su filmografía en Estados Unidos, contaba con una amplia producción en el cine europeo, pues hizo hasta 50 películas en su tierra natal. En esa etapa rodó grandes producciones épicas como "Sodoma y Gomorra" y "La moderna Dalila". Su mejor momento en la compañía Warner Bros. tuvo lugar durante los años 30, cuando se convirtió en el "buque insignia" de la productora. En la mayoría de sus guiones se inclinó por la temática de acción. El filme que es considerado su máxima obra fílmica es "Casablanca" (1942), protagonizada por los actores Humphrey Bogart e Ingrid Bergman, el cual narra una historia de amor desarrollada en África durante la Segunda Guerra Mundial. Por este largometraje se hizo acreedor a un Oscar como Mejor Director; además estuvo nominado en varias ocasiones a estas preseas por películas como "El capitán Blood" (1936), "Ángeles con caras sucias" (1938) y "Yanqui Dandy" (1943). Otras de las producciones que realizó con éxito en la década de los 40 fueron "Oro, amor y sangre", "El halcón del mar", "Camino de santa fe", "Lobo de mar", "Pasaje para Marsella", "Noche y día", "Vivir con papá" y "Alma en suplicio". Entre la selección de películas históricas se pueden mencionar: "La carga de la brigada ligera" (1936), basada en la guerra de Crimea; "La vida privada de Elizabeth y Essex" (1939) y "Camino de Santa Fe" (1940). Otros de sus trabajos son: "I'll see you in my dreams" (1952), "Un conflicto en cada esquina" (Trouble along the way. 1953), "The boy from Oklahoma" (1954), "The best things in life are free" (1956), y "Para ella un sólo hombre" (The Helen Morgan story. 1957). Además, "El barrio contra mí" (King Creole. 1958), "The man in the net" (1959), "The adventures of huckleberry finn" (1960), "Escándalo en la corte (1960), "Francisco de Asís" y "Los comancheros" (1961). El cineasta falleció a los 74 años, el 10 de abril de 1962, dejando una honda huella en el Séptimo Arte. Su último trabajo, realizado en 1961, fue "Los comancheros", en la que compartieron créditos John Wayne, Stuart Whitman e Ina Balin. Gracias a la retransmisión de sus filmes en la pantalla chica, así como a los ciclos de cine en los que son retomadas algunas de sus producciones, Curtiz permanece vigente en la cinematografía mundial.


Sobre esta noticia

Autor:
Espectáculos (21096 noticias)
Visitas:
306
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.