Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Develará el Teatro Casa de la Paz (UAM) una placa en honor de “Melón”

06/12/2010 10:38 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El sonero mexicano Luis Ángel Silva “Melón” se retirará de los escenarios y por ese motivo, el Teatro Casa de la Paz, de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) develará una placa conmemorativa por sus más de seis décadas de trayectoria musical, en su último concierto, programado en ese recinto para este miércoles. "Melón" anunció el término de su carrera profesional hace dos semanas, en el primer concierto de su temporada 2010, en el Teatro Casa de la Paz. Ante esto, la UAM emprende un merecido reconocimiento al afamado intérprete de la exitosa canción "Amalia Batista". El sonero, nacido en la colonia Santa María la Ribera, fue homenajeado en 1999 en el Palacio de Bellas Artes, por sus 50 años de carrera. En 2009, el gobierno del estado de Veracruz le otorgó la “Medalla Dr. Gonzalo Aguirre Beltrán” al mérito musical, en el marco del XV Festival Internacional Afrocaribeño; y en 2002 fue invitado a participar en el Festival Internacional de la Trova "Pepe Sánchez", en Santiago de Cuba. En este mes de diciembre, el público será testigo del retiro de uno de los soneros más destacados dentro de la música mexicana, triunfador lo mismo en Latinoamérica, que en Estados Unidos, y admirado y querido por varias generaciones, a decir de los críticos. “Los jóvenes de ahora -afirmó Melón, no se han dado cuenta de todo lo grande que pasó por México. Benny Moré, Mongo Santamaría, Rafael Hernández, Acerina, Enrique Jorrín, La Lupe e inclusive Dámaso Pérez Prado, ellos, aquí se hicieron famosos”. "Toda esa gente nos enseñó a respetar y querer el son y otros ritmos afrocaribeños, cosa que los músicos de ahora no toman en cuenta y así piensan desplazar al veterano, basándose en empujones, pero de esa manera no se desplaza a ninguna persona, sólo se logra en base a la calidad”, añasdió. Recordó a su conjunto "Lobo y Melón", que fue una verdadera institución dentro de la música afroantillana en el Caribe y en algunos países de América Latina. Formado en 1958, en un momento cuando el cha-cha-chá estaba en su apogeo en México y toda agrupación, charanga o no, estaba obligada a tocar el ritmo de moda. La historia comienza cuando Carlos Daniel Navarro Pulido “Lobo”, quien estuvo con el grupo Batamba, se encontró, precisamente en Acapulco, con Luis Angel Silva "Melón". No tardaron mucho en ponerse de acuerdo y su debut como "Lobo y Melón" se llevó a cabo en un lugar de la calle Humboldt, cerca de la Alameda Central, en la Ciudad de México. Fue a partir de esa noche, el lugar lo convirtieron en un bar y le llamaron el “H8”. No se bailaba. La gente nada más iba a escuchar música afroantillana y a degustar alguna bebida. En muy poco tiempo logró "Lobo y Melón" acostumbrar a su público al estilo y manera de tocar de este inolvidable grupo. La canción más recordada de su primer disco LP fue precisamente "Amalia Batista", un personaje de una opereta cubana llamada Cecilia Valdés, escrita por Rodrigo Prats, un músico cubano. No se tiene la certeza de que haya existido en la realidad. Esta pieza se conoció en América Latina interpretada por Rolando Laserie, “El Guapo de la Canción”, e inmediatamente después la grabó "Lobo y Melón" y para los 70, más de 30 grupos tropicales ya la habían incluído en sus grabaciones.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
229
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.