Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Dialogan piezas prehispánicas con esculturas de Alberto Bañuelos

18/10/2012 11:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Por primera ocasión, el Museo Nacional de Antropología (MNA) albergará el arte de un creador europeo; se trata de Alberto Bañuelos Fournier, quien expondrá una serie de esculturas en compañía de una veintena de piezas mesoamericanas en la muestra “La liturgia de las piedras”. A partir del próximo 22 de octubre, en la sala Culturas Indígenas de México del MNA, el visitante descubrirá paralelismos que van de un disco de pirita de las culturas del Occidente, a un “torso” trabajado por Bañuelos en piedra de Calatorao, pasando por las transparencias de un espejo de obsidiana y del alabastro de la serie “Silente” también del escultor. De acuerdo con el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), al igual que Bañuelos, siglos antes, los escultores de Mesoamérica lograron conectarse y transformar materiales que creyeron tan antiguos como el mundo mismo, tales como la piedra verde, la roca metamórfica, la obsidiana, el basalto, la andesita, la pirita, entre otros. A decir de Bañuelos esta es la primera vez que expone en diálogo con obras de culturas tan antiguas, sin embargo, su proceso creativo siempre estuvo vinculado con el de civilizaciones remotas como la egipcia o la olmeca, que hacían uso del cincel y el martillo, además del trabajo de pulido con agua y arena. La curaduría de la exposición “La liturgia de las piedras”, está a cargo de la directora del MNA, Diana Magaloni, del director de la Unidad Editorial Arte, Rafael Sierra, quienes hurgaron en los acervos del museo y el taller de Bañuelos para conformar la unidad semántica de la exhibición. Sobre una superficie aproximada de mil metros, cabezas de guerreros caídos crean un juego de volúmenes con esculturas antropomorfas y zoomorfas de las culturas mezcala, olmeca, tolteca, mexica y huasteca. Al diálogo espacial se suma el temporal, objetos creados mil años antes de Cristo o poco antes de la llegada de los españoles, hace 500 años, que se confunden con las piezas llevadas a cabo por el artista español, quien ha sido galardonado con el Premio Castilla y León de las Artes 2011. Bañuelos comentó que en los últimos 10 años ha trabajado desde la deconstrucción, método postulado por el filósofo Jacques Derrida, el cual exige la fragmentación de textos y la búsqueda no de sentidos, sino de huellas, de ideas, por lo que la escultura se compone de cinceladas sobre la piedra que materializan signos. Bañuelos expresó que cuando se esculpe o pinta, se vierte lo que piensa y que para él ha sido fundamental la sociología y la filosofía, y en el fondo eso es lo que le ha dado la solución para desarrollarse artísticamente. Aprender a picar una piedra le llevó un año de su carrera en Italia, aprender a instalárselo en la cabeza me ha llevado 50, refirió. El artista español consideró que la evolución y la investigación deben imponerse en sus creaciones pues eso le ha llevado a meterse en las piedras y a interesarse en la luz que se filtra en ellas. “En el fondo son como las tumbas mesoamericanas o egipcias, creo que cada vez estoy llegando a ese lenguaje primitivo”, dijo. Añadió que le interesa la forma en la que los escultores mesoamericanos pudieron expresarse de esa manera tan simple y tan poderosa, que cientos de años después sigue teniendo esa fuerza increíble que es lo que busca, llegar a un lenguaje, a una expresión que sea duradera.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
192
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.