Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Dieron "Cathleen ni Houlihan" y "Deirdre" fama mundial a Butler Yeats

12/06/2009 05:16 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El poeta y autor teatral irlandés William Butler Yeats, Premio Nobel de Literatura 1923, nacido en Dublín, Irlanda, el 13 de junio de 1865, se convirtió en el máximo exponente del Renacimiento en su país por las obras "Cathleen ni Houlihan" y "Deirdre", entre otras. Hijo del pintor John Butler Yeats, William cursó estudios de pintura en Londres y en su ciudad natal, pasando largas temporadas en el condado de Sligo, que le inspiraron un enorme interés por las tradiciones irlandesas. En 1887 se mudó junto con su familia a la ciudad de Londres, donde conoció el hinduismo, la teosofía y el ocultismo, lo cual quedaría plasmado más tarde en sus obras literarias. William escribió poemas líricos y simbólicos sobre temas paganos irlandeses, tales como "El peregrinaje de Oisin" (1889) y "La isla del lago de Innisfree" (1893), en un tono romántico y melancólico que él creía característico de los celtas. Así como "El crepúsculo celta" (1893) y "La rosa secreta" (1897), basados en leyendas irlandesas. En una visita a su país natal conoció a la bella patriota irlandesa Maud Gonne, a la que amó apasionadamente durante el resto de su vida y en la cual encontró la inspiración de gran parte de sus primeras obras y le introdujo en los círculos de irlandeses que luchaban por la independencia de su país. De regreso a Irlanda en 1896, estableció una profunda amistad con la autora teatral nacionalista lady Isabella Augusta Gregory, a la que visitaba a menudo en sus propiedades de Coole Parke, y al lado de quien realizó un viaje a Italia y fundó el Teatro Abbey. Su labor como director y autor de obras de teatro, lo convirtió en uno de los más importantes del mundo y en centro principal del renacimiento literario irlandés. Entre las obras que escribió William para Teatro Abbey destacan "Cathleen ni Houlihan" (1902), pieza de carácter nacionalista con Maud Gonne como protagonista; y "Deirdre" (1907), una tragedia en verso. El autor también publicó libros de poesía como "El viento entre los juncos" (1899), "Las aguas sombrías" (1900) y "El yelmo verde" (1910), en las que pone de manifiesto su progresivo abandono del misticismo, que sustituye por un estilo más claro y comprometido. Fue senador de la primera legislatura del parlamento del recién constituido estado de Irlanda, entre 1922 y 1928. Durante sus años de vejez fue perfeccionando su estilo. Sus últimas obras se consideran las mejores de su producción. En ellas se deja sentir la influencia de Georgie Hyde-Lees, su esposa desde 1917, quien tenía un talento especial para la escritura automática. "Una visión" (1925) es un elaborado trabajo en prosa en el que el autor intenta explicar la mitología, el simbolismo y la filosofía utilizados a lo largo de sus obras, y en el que refiere la lucha entre los eternos opuestos: objetividad y subjetividad, arte y vida, cuerpo y alma, situados en la base de su pensamiento. Otras de sus obras poéticas en esta línea son "Los cisnes salvajes de Coole" (1917), "La torre" (1928) y "La escalera de caracol" (1933). Además de varias obras teatrales con el héroe celta "Cuchulain", como protagonista, que publicó reunidas en "Cuatro obras para baile" (1921). Obras que, a decir de la crítica, resultaban más apropiadas para representarse en pequeñas reuniones aristocráticas que en grandes teatros con un público de clase media y en las cuales resulta evidente la influencia del teatro japonés, que había comenzado a traducirse en Occidente en 1913 por el poeta estadounidense Ezra Pound, secretario suyo en Sussex. El poeta y autor extrajo de ese teatro algunos elementos característicos, como el uso de máscaras, los rituales, coros y la danza, inyectando de nuevo poesía a los escenarios, y fusionando un realismo estricto con visiones místicas, para crear dramas poéticos llenos de misterios e imágenes oníricas. Tras recibir en 1923 el Premio Nobel de Literatura, William reveló algunos episodios de su vida en "Autobiografías" (1927) y "Dramatis personae" (1936). Sus dos últimas colecciones son "Luna llena en marzo" (1935) y "Ultimos poemas", y dos obras de teatro. William Butler murió en Roquebrune, Francia, el 18 de enero de 1939, y fue sepultado en Irlanda en el condado de Sligo.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
289
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.