Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Disfrutan capitalinos diversidad de exposiciones que ofrece el MNA

04/04/2012 07:45 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La exposición “Ofrenda 4 de La Venta” y las salas Maya y Mexica, son de las preferidas entre la gente que visita el Museo Nacional de Antropología (MNA), en este periodo vacacional de Semana Santa. En un recorrido por el recinto, así como por el Museo Nacional de Historia del Castillo de Chapultepec, Notimex constató que ambos espacios son los más visitados en la zona de Chapultepec-Polanco. En el caso del MNA, chicos y grandes acuden no sólo a observar las exposiciones “Piedras del cielo. Civilizaciones de jade”, “Ofrenda 4 de La venta” y “Yumanos. Jalkutat, al mundo y la serpiente divina”, sino también a recorrer cada una de las salas del recinto. Es el caso de las salas permanentes Maya y Mexica, que dejan asombrados a visitantes, mexicanos y extranjeros, al observar las piezas que se exhiben. Para Mariana Romero, visitante de la ciudad de Pachuca, la exposición que más atrapó su mirada, fue la recién inaugurada “Piedras del cielo. Civilizaciones de jade”, que se presenta en el vestíbulo principal del recinto. La colectiva reúne un total de 220 obras antiguas de jade, pertenecientes a las culturas prehispánicas Maya, Olmeca y Mexica, así como de las Dinastías Hang, Shang y King y Neolíticas de China. Se trata de una exhibición única, toda vez que nunca se ha explorado y tratado la temática específica del jade dentro de una exposición y mucho menos de las culturas de China y Mesoamérica. “Es muy interesante la similitud entre la cultura China y las Mesoamericanas; me llamó mucho la atención las piezas que vienen de China, la precisión respecto cómo trabajaban cada una de las pequeñas piedras de jade”, expresó Romero. Hubo otros visitantes como Kevin Ríos Muñoz, quien quedó asombrado por las piezas de la cultura Olmeca que se presentan dentro de la exposición “Ofrenda 4 La Venta”, así como por los diversos objetos que se presentan en la sección “Mayas de las Montañas” y “Maya de la Planicie”. “Ambas exposiciones son muy buenas, sobre todo por la información detallada que ofrecen; en particular me gustaron mucho las secciones de los Mayas y la exposición de los Olmecas. “En ésta última quedé sorprendido por la manera como viajaron las obras para exhibirlas en este museo”, expresó Muñoz Ríos, del Estado de México, quien consideró necesario que exposiciones de este tipo recorran las diferentes entidades del país. En tanto que en la salas Maya y Mexica, el público extranjero es quien queda cautivado al observar las piezas que se presentan, es el caso de la Piedra del Sol o Calendario Azteca, la cual es constantemente fotografiada. Otros visitantes como Ana Karen, de Ciudad Nezahualcóyotl, saciaron su curiosidad al observar la exposición de los Olmecas, que incluye diversidad de obras de la también llamada Cultura Madre. Dicha exhibición presenta un total de 16 figuras talladas en piedra verde, provenientes de la cultura Olmeca, y consideradas por los investigadores entre las obras prehispánicas más distinguidas del mundo. Según información del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), la ofrenda fue hallada en la Plataforma Norte de La Venta de Tabasco, por el arqueólogo mexicano Eduardo Contreras, en 1955. Lo anterior, señala, representa un evento político-religioso ocurrido hace tres mil años, aproximadamente, en el que interactúan 16 individuos. “La exposición es muy buena, las esculturas que vi, ya las había visto en libros; y el hecho de albergarlas temporalmente en este museo es muy bueno para que varios más las vean. “Aunque por otra parte si me gustaría que se presentará en otros museos”, comentó la joven estudiante, quien agregó que otras de sus salas favoritas fueron las dedicadas a la cultura Maya y Teotihuacan. Por lo que hace a la muestra “Yumanos. Jalkutat, al mundo y la serpiente divina”, y que trata de responder a la situación de desplazamiento lingüístico y exclusión en que viven los mil 963 habitantes del tronco lingüístico yumano, recibe pocos visitantes. Por lo que hace al Museo Nacional de Historia del Castillo de Chapultepec, destaca la muestra “Francisco I. Madero, entre imagen pública y acción política, 1901-1913” que el público aprovecha para conocer durante su recorrido por el recinto. Y es que el visitante, más que apreciar el contenido de esta muestra en la que se observa la iconografía que sentó las bases de la propaganda política del siglo XX, disfruta más el recorrido por el propio Castillo. Padres de familia cuentan a sus pequeños la historia de que en este lugar los Niños Héroes defendieron a México de la invasión estadounidense o que fue aquí donde Carlota y Maximiliano de Habsburgo vivieron durante su estancia en el Nuevo Continente. La exposición contiene 470 objetos personales del político mexicano, así como fotografías, revistas, caricaturas, grabados, dibujos y carteles sobre su figura que circularon por todo el país durante la primara etapa de la Revolución Mexicana. Según el INAH, la muestra explica cómo objetos, documentos e imágenes fueron configurando la imagen pública de Francisco I. Madero. Los materiales provienen de los acervos del Museo Nacional de Historia Castillo Chapultepec, instituciones públicas y privadas, así como de colecciones particulares.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
88
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.