Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Distrito Federal escriba una noticia?

Disminuye afluencia de visitantes a los camposantos del DF

02/11/2011 10:53 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Dicen los que se acuerdan que cada vez son menos los que visitan a sus muertos en los camposantos de la ciudad de México. Las razones pueden ser muchas, desde la falta de religiosidad, porque ya nadie quiere creer en la vida después de la muerte, el ambiente cultural que tiende más bien a la diversión, la alegría, el confort o la fiesta permanente, o hasta cuestiones económicas que impiden darle de comer a los muertos cuando más lo necesitan los vivos. Las muchedumbres de otros tiempos que formaban verdaderas aglomeraciones en el interior y en las inmediaciones de los cementerios y panteones, esta vez se redujeron a un nivel más apacible. De aquellas bulliciosas aglomeraciones que dificultaban el tránsito entre los pasillos y los senderos retorcidos entre las tumbas no queda nada, y esta vez fue posible avanzar más ligeros por esos mismos caminos sin tropezar ni empujar al prójimo. Todavía, sin embargo, fueron miles y miles de capitalinos, según los reportes de las autoridades delegacionales, los que se aparecieron por los 118 panteones de la ciudad para reunirse con sus difuntos. Sin embargo, las tradiciones no mueren fácilmente y un ejemplo se presentó en el panteón San Isidro, de Azcapotzalco, donde la esposa, los hijos, y sobre todo los muchos amigos de Manuel, quisieron reunirse alrededor de su tumba para lamentar su prematura muerte en un desafortunado accidente automovilístico. Manuel era un hombre responsable, trabajador y con muchos amigos, ello gracias a su carácter dicharachero, bromista y alegre que siempre lograba arrancar una sonrisa a quienes lo rodeaban. Si a eso se le agrega que siempre estaba dispuesto para compartir la comida y a bebida con todo aquel que lo buscaba, se explica la razón por la cual en su tumba se formó un alegre corrillo donde se recordaron con regocijo los mejores chistes, cuentos y aventuras del gran Manuel. Pocos de los asistentes son los que dejan salir una furtiva lágrima mientras conviven con sus muertos, más bien se afanan en arreglar las tumbas, en limpiarlas y dejarlas relucientes porque saben que no volverán hasta la próxima visita de las almas a este mundo terrenal. En el panteón de Dolores, en la delegación Miguel Hidalgo, para conmemorar el Día de Muertos las autoridades delegacionales decidieron organizar todo un programa cultural con pláticas, cuentos, teatro, música, concursos fotográficos, de ofrendas, de calaveras literarias y hasta visitas guiadas para mantener con vida la tradición. No es que esté muriendo, sino que se pretende mantener la mexicanidad de estos días, ante los embates de la potencia cultural que emite la cultura anglosajona con su Halloween y tradiciones propias, que no falta aquí quien quiera copiar. Por ello, para este año, la demarcación promovió el Primer Festival “El Sentir de las calaveras” a fin de realizar actividades culturales, artísticas y rescatar las tradiciones mexicanas en el Panteón Civil de Dolores, el más grande de América Latina, con sus más de 240 hectáreas. Por tal motivo, las autoridades organizaron actividades culturales se programaron para todos los días de la festividad de muertos. Entre los actos destaca el evento denominado “Un minuto de silencio”, en el que los asistentes estos días al mencionado camposanto guardaron un minuto de silencio a las 20:00 horas. Esto permite apreciar de manera única a inigualable el “sonido” de la luz a partir de las veladoras que cada uno de los participantes porte en ese momento. Entre las condiciones para participar en el concurso de ofrendas es que deberán contener los tradicionales elementos de las ofrendas mexicanas como aire, agua, tierra, fuego y sal. Además no se deberán utilizar imágenes de fantasmas, brujas, calabazas, gatos negros o cualquier otra imagen que no forme parte de la tradición mexicana. Mientras se desarrolla el programa cultural en el Panteón de Dolores, el reencuentro anual con los muertos llega a su fin, pues con el atardecer se empiezan los camposantos a vaciar, y así permanecerán hasta el próximo año. Es la tradición.


Sobre esta noticia

Autor:
Distrito Federal (6654 noticias)
Visitas:
86
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.