Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Rafarvea escriba una noticia?

Contra el falso periodismo cultural

18/05/2009 20:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Porque el falso periodismo, que tergiversa la información, deja en tela de duda la honestidad profesional de revistas como Proceso. (1a. de dos partes)

En el # 1696 de la revista Proceso, con fecha del 3 de mayo del año en curso, se manejan una serie de mentiras y se tergiversa la información sobre la problemática laboral que mantiene con el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) quien esto suscribe, particularmente en un juego amañado entre la reportera que firma el artículo titulado "Cesa el INBA a Cruz Arvea", que responde al nombre de Judith Amador Tello, y el actual director del Centro Nacional de Investigación, Documentación e Información de Artes Plásticas (CENIDIAP).INBA, de nombre Carlos Blas Galindo.

El manejo de estas mentiras le permiten, descaradamente, al director del CENIDIAP eludir su responsabilidad como funcionario público del Instituto al negar las funciones sustantivas tanto de ese Centro de Investigación como del propio Instituto, en lo que se refiere a la obligación institucional de llevar a cabo el registro de las obras de arte realizadas por aquellos artistas cuya producción pictórica esta considerada como Patrimonio Artístico Nacional, por decreto presidencial correspondiente, entre los que se encuentran: José Ma. Velasco, Gerardo Murillo (Dr. Atl), José Clemente Orozco, Diego Ma. Rivera, David Alfaro Siqueiros, Frida Kahlo Calderón, Saturnino Herrán y María Izquierdo.

Con el manejo de un doble moral que utiliza en su provecho, el citado funcionario señala que la labor de dictaminación de una obra de arte corresponde a "los peritos valuadores [que] deberían "estar registrados ante alguna de las procuradurías o bien ante la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. Esto tiene que ser un proceso muy serio de verificación, precisamente de la calidad moral del aspirante."

Lo que no dice, y deliberadamente oculta, este funcionario es el hecho de que él tiene un negocio particular en internet en el que ofrece, entre otros servicios, la dictaminación y avalúo de obras de arte sin que él sea, a su vez, ni perito valuador, ni perito dictaminador, y mucho menos que esté registrado ante las instancias que él mismo invoca. Y lo que es todavía más agravante es que esos servicios los ofrece, entre otros, a "instituciones de gobierno" lo que representa un claro conflicto de intereses pues él se desempeña como funcionario de gobierno!!! al frente del CENIDIAP; en consecuencia, ¿cómo es que puede referirse a la calidad moral del aspirante a perito valuador cuando él no cumple con los requisitos que invoca?

La página en cuestión, en la que Ud. puede cotejar esta información es la siguiente: www.arte y más.com ; al revisar los servicios que ahí se ofrecen y con la referencia de que el citado "especialista" esta engañando al usuario, no queda más que preguntarse ¿a cuantas personas habrán engañado al hacerse pasar por lo que no son?

Por su parte, la reportera mencionada maneja, en el ejercicio de una labor periodística profesional sumamente cuestionable, información que no corresponde a la verdad como la de la citada investigación que la Agencia Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos está realizando sobre obras de caballete supuestamente falsas de David Alfaro Siqueiros, que se exhibían en una galería de arte en la ciudad de Chicago hace varios años.

Lo que no menciona la reportera es que, a la fecha, no se ha determinado a qué instancias recurrirá el FBI en los Estados Unidos para determinar la autoría de esas obras de caballete. Ni menciona, deliberadamente, que dicha dictaminación le corresponde preferentemente al INBA, por las facultades que le otorga la Ley Federal de Zonas y Monumentos Arquológicos, Artísticos e Históricos de 1972, así como el decreto presidencial que convirtió la producción pictórica de Siqueiros en Patrimonio Artístico Nacional en 1980. ¿Por qué ocultarle esta información al lector? ¿Qué aviesas intenciones guían la labor de la reportera? ¿A qué intereses extraperiodísticos responde?

Es evidente que tanto la reportera como el funcionario en cuestión, tergiversan y distorsionan deliberadamente la información en provecho de sus intereses y, con ello, generan un clima propicio para que un grupo amafiado en el que se han confabulado supuestos "especialistas, críticos de arte, galeristas y coleccionistas", que no son otra cosa que viles mercaderes, traten de apoderarse del manejo del mercado del arte en nuestro país a través de su inclusión en el área que hasta ahora les ha sido vedada: la de dictaminación de obras de arte con lo cual "cerrarían la pinza", pues además de controlar la parte de venta de obras, ahora serían los encargados de dictaminar cuáles son auténticas siempre y cuando sean ellos las que las vendan.

Como puede observarse, es una compleja problemática la que se maneja en la dictaminación y registro de obras de arte y poca ayuda ofrece al respecto un supuesto periodismo cultural que claramente actúa por consigna.


Sobre esta noticia

Autor:
Rafarvea (1 noticias)
Visitas:
1578
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.