Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Espectáculos escriba una noticia?

Gana mexicano Carlos Armella concurso de cortometrajes en España El trabajo presenta la miseria y supervivencia humana; triunfo

03/07/2009 09:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Tierra y pan", del mexicano Carlos Armella, ganó el Concurso de cortometrajes Versión Española/SGAE y se presentó hoy en Madrid en Casa de América, donde se exhibirá también en los próximos días. En entrevista con Notimex, Armella aseguró que dicho premio "le contradice", pues uno de sus temores era que el corto, pensado para la gran pantalla, no se entendiera al visionarlo en pantalla chica. "Está basado en imagen y sonido. "Tierra y pan" carece de diálogos, algo que, ayuda a tener un lenguaje más universal. No necesita subtítulos, permite tener la mirada fija y los ojos abiertos", consideró. En cuanto al lenguaje utilizado, el cineasta explicó que su propuesta se centra en una cámara que va abriendo el plano. "Sí hay cortes que muestran el paso del tiempo, pero son muy sutiles, establecen un tono de calma". Así en el corto se da paso a una fuerte tragedia, hecho contrapunteado por el tono pausado. "Buscaba provocar un impacto en el espectador, que tuvieran la idea de algo impactante, aunque en realidad nunca lo vieron", dijo. El realizador explicó que la idea de "Tierra y pan" le surgió cuando escuchó el llanto de un perro. "El detonador fue un sonido, un perro que no me dejaba dormir, lo que me enfadaba, pero a la vez me entristecía. "Fue en ese momento de insomnio cuando comencé con esta idea. Realicé un pequeño guión, con siete escenas sin diálogo que hacían una historia. Esa fue la base, pero pasaron cuatro años hasta que la llevé a cabo, con un bajo presupuesto", dijo. "Tierra y pan" costó cerca de 15 mil dólares, incluidos los gastos de posproducción, siete mil, sin ellos, lo que contrasta con los 150 dólares que tuvo como presupuesto para su primer corto, "Poem", con el que debutó en el Festival de Venecia. Armella lamentó no haber contado con el apoyo del IMCINE. "Fue un trabajo que se realizó con la colaboración de mucha gente y con el apoyo económico de la productora", explicó. "Tierra y Pan" que ya recibió varios premios internacionales, ahonda en la miseria y la supervivencia humana, y realiza un viaje silencioso a una tierra abandonada donde el hambre transforma al corazón en un paisaje desierto. Sigue Gana mexicano. dos. desierto Este corto, escrito en la capital mexicana y rodado en Puebla, habla de una situación tercermundista, pero a través del original lenguaje de la cámara, que, con sus movimientos lentos, es testigo de una tragedia que en realidad acontece fuera de cuadro. "Mi intención nunca fue hacer una denuncia social o política. Al contrario. No quiero hacer cine de protesta, sino que conmueva emocionalmente. Si de ahí el espectador saca una crítica, ya es su propia aportación", aseguró. "Tierra y Pan" recibió galardones en diversos festivales internacionales, como el León de Oro del Festival de Venecia, el Primer Premio del Festival de Ljubljana, en Eslovenia, y a la Mejor Fotografía en el Festival Internacional de Cine de Miami. Respecto al género como relegado en los festivales, el director lamentó que en televisión sea muy pequeño el porcentaje dedicado a su exhibición, aunque dijo que a su trabajo se le abrieron puertas en ese sentido. Armella consideró a Internet como una vía ventajosa para muchos realizadores que, al final, quieren que su corto se vea, por ello "Tierra y pan" no lo quiso distribuir en la Red por miedo a la baja calidad del medio. Interrogado sobre qué opinión le merece el tema de la piratería, Armella explicó que es un problema, "afecta a la industria pero sufre más el cine estadunidense que el nacional. "La piratería responde al problema del alto costo de comprar una película. México sigue siendo un país pobre, y muchos no tienen acceso a una película original, es un mal necesario, si no fuera por eso no se vería cine", consideró. "El cine mexicano sufre mucho por los exhibidores. Creo que son quiénes le están haciendo más daño, porque se quedan con un porcentaje muy amplio de la entrada. También los distribuidores, y a los creadores apenas nos llega para pagar nada", añadió. Carlos Armella ya se encuentra inmerso en un nuevo proyecto cinematográfico que llevará por título "La suerte de Juan", cuyo guión recibió una beca tras ser seleccionado por Casa de América y la Fundación Carolina. El realizador adelantó que se trata de "un drama existencial", y relata la historia de un hombre del México rural que deberá hacer un viaje en el que se confrontará con los demonios de su pasado y entrará en conflicto con Dios.


Sobre esta noticia

Autor:
Espectáculos (21096 noticias)
Visitas:
142
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.