Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Deportes escriba una noticia?

Hazañas deportivas de Juegos Olímpicos convertidas en anécdotas

18/06/2012 11:24 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

In duda que el deporte desde los inicios del hombre se ha significado por sus grandez hazañas, por sus mínimos tiempos y máximas cargas, por el poder del atleta, pero también por su habilidad, por ello el deporte siempre será sinónimo de vida, de grandes glorias y por esa formación en el hombre que lo hace mejor. Es por ello el interés de conocer las grandez hazañas, lo que conlleva a la investigación de los colaboradores que nos asisten en las páginas web y permite mostrar la escencia del deporte, convertido de pronto en anécdotas. EL PRIMER CAMPEON DE LOS JUEGOS OLIMPICOS EN 1896 El atleta que subió a lo más alto del podio por verz primera fue el estadounidense James B. Connolly, que ganó la prueba de triple salto, en Atenas 1896, gracias a sus 13.71 metros. Su compatriota Robert S. Garret, lograría el primer doblete, al ganar en los lanzamientos de peso y disco. Lo curioso de este deportista es que aseguró haber aprendido la técnica simplemente contemplando los grabados y esculturas de la Grecia clásica. Dentro de deporte de las féminas, la inglesa Charlotte Cooper logró la primera victoria, para una mujer en unos Juegos Olímpicos. Fue en París 1900 (en Atenas 1896, no hubo participación femenina) y Cooper ganó en tenis. Luego ganaría también los dobles mixtos con Reginald F. Doherty, ganador de Wimbledon. En un salto enorme nos trasladamos a Los Ángeles'84, ahí se dio un curioso caso en la gimnasia femenil que curiosamente planteó muchas dudas. Todo lo que costó llegar hasta Nadia Comaneci, para lograr el primer 10 y luego se convirtió en una costumbre en estos Juegos. Los jueces se contagiaron del ambiente estadounidense y empezaron a repartir puntuaciones máximas hasta dar.. ¡44!, la mayoría en favor de los locales. En hombres, los norteamericanos triunfaron por encima de potencias como China y Japón, con ejercicio a priori más discretos. Por si fuera poco, en salto lograron la plata cuatro gimnastas, creando una imagen en el podio bastante peculiar. NO HUBO MEDALLAS DE ORO EN LOS PRIMEROS JO En los primeros Juegos Olímpicos de la era moderna, no hubo medallas de oro, debido a las circunstancias económicas. En aquella época el oro era muy caro (algo muy similar en la actualidad), así que se recurrió a la plata como primer metal para los vencedores y una corona de olivo, con su respectivo certificado y el bronce para los segundos (más corona de laurel). El tercer lugar recibía un diploma. Por un lado, la medalla tenía grabada la palabra 'Olimpia' y la cara de Zeus, con su mano en la que sujetaba a la Tierra y sobre ésta a Niké, diosa de la victoria. Y por el otro lado, la muralla de Atenas con la inscripción 'Juegos Olímpicos Internacionales de Atenas 1896'. Las primeras pruebas de la historia de los Juegos fueron nueve: atletismo, gimnasia, lucha grecorromana, natación, tenis, tiro, ciclismo y pesas. También estaba programada la de remo, pero el mal estado del mar, hizo que se suspendieran. La primera vez que hubo waterpolo en unos Juegos fue 1900. Venció Gran Bretaña, aunque lo más curioso fueron las instalaciones. Los partidos se disputaron en el río Sena y las portería eran barcas. El gol se conseguía cuando la pelota pegaba en cualquier parte del ancho de la barca rival. TSUBURAYA SE SUICIDA POR HONOR El japonés Kokichi Tsuburaya, bronce en La Maratón de los Juegos de su país (Japón), se quitó la vida cuatro años después, para lavar su honor y honrar a su pueblo. Tsuburaya, que entró segundo en el estadio nacional de Tokio ante el júbilo de sus compatriotas, iba a quedar tras el imbatible Abebe Bikila. Pero se desfondó en los últimos metros y cedió el segundo puesto al británico Heatley. Molesto, prometió lavar su honor en México (cuatro años más tarde 1968) y eso que había sido la primera medalla en atletismo para Japón en 28 años. Pero unas inoportunas lesiones le hicieron perder la forma poco antes de la cita olímpica y al ver que no iba a poder cumplir su promesa, decidió quitarse la vida, cortándose el cuello con una navaja. EL LEMA OLIMPICO El lema olímpico nació en los Juegos de París de 1900. El famoso 'Citius, altius, fortius'(en latín que significa "más rápido, más alto, más fuerte") lo adoptó el Barón de Coubertain, unos años antes de un fraile dominico que lo usaba en un colegio de Arceuil (Francia), para describir los logros deportivos de los chavales. Así, en los segundos Juegos de la era moderna, se dio a conocer. NADADORA CASI SE AHOGA En Roma'60, se produjo una curiosa anécdota en la piscina. La nadadora Carolyn Wood casi se ahogó en la final de 100 mariposa, al tragar agua y llevar una pinza en la nariz. Se quedó sin poder moverse hasta que un espectador saltó a la piscina en su ayuda. Ella, asustada al verle, intentó huir alejándose de él. Todo quedó en un divertido susto. LAS DOS ALEMANIAS COMPITEN COMO UNA SOLA La reunificación de Alemania no se produjo hasta la caída del Muro de Berlín, pero muchos años antes, los Juegos Olímpicos consiguieron unirla aunque fuera por un corto espacio de tiempo y a través del deporte. Fue en Roma'60, cuando por primera vez participó la Alemania Oriental. El COI convenció a ambas partes para que formaran un solo equipo bajo la bandera olímpica, a fin de evitar polémicas con la alemana. Lo mismo ocurrió para el tema del himno en caso de victoria: se interpretó la 'Oda a la Alegría' de Beethoven. Ambas Alemanias repitieron la experiencia en Tokio cuatro años después, pero no así en México, donde cuestiones políticas rompieron el lazo de unión. CURIOSAMENTE No perdiendo una perspectiva política, el último relevo de la Antorcha Olímpica en Tokio'64, lo hizo un chico que 19 años antes, había nacido en Hiroshima, el mismo día que Estados Unidos lanzó la bomba atómica. Fue un mensaje de paz de los japoneses para decir al mundo que aquello no podía volver a ocurrir. PRUEBAS DE MOTOR Cambiando un poco el discurso político, hablemos de una de pruebas. Sólo una vez en la historia de los Juegos Olímpicos ha habido pruebas de motor. Fue en Londres 1908, con tres competiciones de canoa con motor de diversos tamaños... EL PRIMER NADADOR DE COLOR QUE GANÓ EN NATACIÓN La natación nunca fue el fuerte de la raza negra, al contrario de lo que sí pasa en muchas pruebas de atletismo. La primera victoria de un tritón de color en natación, no se produjo hasta los Juegos de Seúl en 1988. Fue Anthony Nesty, de Surinam, en la prueba de 100 mariposa. Lo más curioso es que la ceremonia de entrega de medallas se retrasó porque no encontraban la bandera de su país. PELUCA RUBIA Siguiendo con natación: la idea de raparse al pelo para ganar décimas surgió en Múnich'72. El primero en hacerlo fue el alemán Werner Lampe, quien decidió afeitarse la cabeza para la final de los 200 libres, prueba en la que alcanzó la plata, ya que por entonces le tocó participar con el imbatible Mark Spitz. Lo gracioso fue en el podio. Lampe subió a recoger la medalla ante sus compatriotas con una voluptuosa peluca rubia. UNION CANADIENSE En Montreal'76, se realizó por primera vez en la historia un último relevo de la Antorcha Olímpica formado por una pareja. Lo llevaron a cabo una francófona y uno de habla inglesa. Los protagonistas fueron Sandra Henderson, de 16 años y Stephane Prefontanaine, de 18, que encendieron el pebetero en señal de la unión canadiense, país que tiene a ambos idiomas como oficiales. LA MARATÓN FEMENINA NACIÓ EN LOS ÁNGELES'84 Por increíble que parezca, la Maratón femenina no se incluyó en el calendario olímpico hasta los Juegos de Los Ángeles'84. La primera campeona fue la estadounidense Joan Benoit. Tanta espera fue a raíz del desastre de Ámsterdam'28. Aquel año, por primera vez de dejó participar a las mujeres en atletismo, en contra de la opinión del Barón de Coubertain, opositor al deporte femenino. Fueron cinco pruebas: 100 metros, relevos, disco, altura y 800 metros. Todo fue bien menos en esta última, donde muchas mujeres desfallecían del esfuerzo. Así se decidió que no hubiera pruebas de atletismo para mujeres superiores a 200 metros, hasta que dicho acuerdo se rompió en Roma'60... excepto para la Maratón. 50 AÑOS MAS TARDE En Los Ángeles'32, se produjo el primer caso de sospecha sexual. Stanislawa Walasiewicz ganó la prueba de 100 metros lisos, aunque siempre hubo quién dudó de que fuera mujer. La polaca tenía aspecto masculino, muy musculada para las atletas de aquella época. El problema es que por entonces no había forma científica de demostrar si era hombre o mujer. Sólo quedaba el desnudo como opción, algo a lo que se negó, no como su rival de 100 metros en Berlín'36, Helen Sthepens. Con un aspecto tan robusto como el de Walasiewicz, tras ganar la prueba se quitó la ropa ante un jurado para demostrarlo. Walasiewicz siguió compitiendo, ganando medallas y batiendo récords del mundo, ya con nacionalidad estadounidense y con el cambio de nombre a Stella Walsh. El dilema acabó quedando resuelto casi 50 años más tarde. En 1980 la mataron en un atraco a un supermercado y la autopsia demostró que era genéticamente un hombre. QUETA BASILIO En México'68, por primera vez una mujer hizo el último relevo de la Antorcha Olímpica. Fue la atleta mexicana Enriqueta Basilio, que compitió en vallas. NACE LA 'FOTO FINISH' El concepto de 'foto finish' nació hace 100 años, en los Juegos Olímpicos de Estocolmo de 1912. Era un método rudimentario e instalado a la vez que el cronómetro eléctrico. Realizada por una cámara de tomas instantáneas, permitió desempatar a los americanos Albert Kiviat y Norman Taber, que pugnaban por la segunda y tercera plaza en la final de 1.500 metros. Al principio no gustó mucho el nuevo sistema y los jueces decidieron seguir utilizando su reloj de mano, hasta bien pasadas unas cuantas ediciones, pero por primera vez se utilizó en los Juegos suecos. VAYA FORMA En esos mismos Juegos también tuvo lugar un curioso método de definir al campeón de jabalina, de disco y de peso. Los participantes debían lanzar una vez con cada mano, sumando luego los metros alcanzados en ambos lanzamientos. El que más hiciera en el cómputo global ganaba, por lo que los participantes debían dominar la técnica con las dos manos. HASTA MILESISMAS DE SEGUNDO Siguiendo con la tecnología, los Juegos de Múnich'72 estuvieron marcados, entre otras cosas, por la aplicación de los últimos avances científicos a la electrónica. Ello permitió, por ejemplo, determinar quién había ganado la final de los 400 estilos masculinos. Igualados a décimas y centésimas, hubo que recurrir a las milesimas, algo nuevo hasta la fecha. Al final ganó el sueco Gunnar Larssen. VÍA SATELITE La llama olímpica de Montreal apenas fue llevada a pie 230 kilómetros. Esto fue porque el encendido en Olimpia se produjo a cuatro días del inicio de los Juegos. Fue trasladada hasta Atenas en relevos y una vez allí se experimentó con la ciencia: las partículas de fuego de la antorcha se convirtieron en electricidad y se enviaron vía satélite a Ottawa. Allí se recibieron y se reconvirtieron en fuego. Con información de la página oficial de la Embajada Británica en México y otras fuentes de información en sitios web.


Sobre esta noticia

Autor:
Deportes (40198 noticias)
Visitas:
401
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.