Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Inicia jubileo por los 200 años del nacimiento de Giuseppe Verdi

30/01/2013 01:53 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Con el concierto "Viva Verdi!" a cargo de la Orquesta y Coro del Teatro de Bellas Artes, con el director concertador Iván López Reynoso y el director huésped Xavier Ribes, respectivamente, inició aquí la víspera el jubileo por los 200 años del nacimiento de ese autor (1813-1901). La sala principal del Palacio de Bellas Artes registró localidades agotadas, lo que era de esperarse dado el atractivo programa, "conformado por una cuidada selección de coros, oberturas y preludios de la amplísima creación operística de Giuseppe Verdi", como dijo antes el director de la Ópera de Bellas Artes, Octavio Sosa. En conferencia de prensa previa al inicio de la gala, explicó que es muy difícil concebir la ópera sin Verdi, uno de los más inspirados, brillantes y populares compositores del género de todos los tiempos y profundo renovador del arte lírico, quien dotó a la ópera de un nuevo sentido dramático. El programa estuvo formado por la obertura de "Luisa Miller" (1849); "Gli arredi festivi", de Nabucco (1842); "Noi siamo zingarelle", "Di Madride noi siam mattadori" y "Si ridesta in ciel laurora", de "La Traviata" (1853), así como por el preludio al acto segundo de "Un ballo in maschera" (1859). La primera parte del concierto, que tuvo una duración cercana a las dos horas, se completó con "Fuoco di giogia", de "Otello" (1887), y el Ballet del acto III "Che faceste? Dite su!" y "Patria oppressa!", de Macbeth (1847). Tras ese ágape, vino un intermedio para poder digerir el festín. Después del interludio siguió la obertura de "La forza del destino" (1862); "Si ridesti il Leon di Castiglia", de "Ernani" (1844); preludio de "La Traviata"; "Vedi! Le fosche notturne spoglie", de "Il trovatore" (1853); obertura de "Nabucco", y finalmente, la excelsa "Gloria al Egitto", de "Aída" (1871). Una hora antes de iniciado el concierto, en la Sala Adamo Boari del mismo palacio, Iván López Reynoso había comentado que "conmemorar a Verdi en toda su grandeza "podría llevar al Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) muchos años, porque su obra es amplia y fundamental dentro de la ópera. Sin embargo, el programa estuvo a la altura de las expectativas, puesto que incluyó de manera equilibrada obras tempranas de Verdi, sus piezas intermedias como "Nabucco" y otras que fueron escritas en la etapa madura del compositor italiano más importante en la historia de este género musical. Giuseppe Verdi, autor de un vasto repertorio que se inició con dos partituras que no alcanzaron el reconocimiento del público y la crítica, "Oberto, Conte di San Bonifacio" en 1839 y "Un giorno di regno" en 1840, alcanzó dos años después un éxito mayúsculo con el estreno de su inmortal "Nabucco". A ese triunfo le siguieron, entre 1843 y 1850, "I Lombardi", "Ernani", "I due Foscari", "Giovanna d'Arco", "Alzira", "Attila", "Macbeth", "I masnadieri", "Jerusalem" (revisión de "I Lombardi"), "Il corsaro", "La battaglia di Legnano", "Luisa Miller" y "Stiffelio", obras de incalculable valor estético. La siguiente décadas hizo sus mayores éxitos, con "Rigoletto", "Il trovatore", "La traviata", "Les vêpres siciliennes", "Simon Boccanegra" (primera versión), "Aroldo" (revisión de "Stiffelio") y "Un ballo in maschera". Aún faltaba parte de su obra maestra: "La forza del destino", "Don Carlos", "Aída", "Simon Boccanegra" (versión definitiva), "Otello", que compuso a los 70 años de edad, y "Falstaff", que dio a conocer a los 80 años. Verdi nació en Le Roncole, cerca de Busseto, el 10 de octubre de 1813 y fue registrado como Joseph Fortunin Francois Verdi, pues el empleado apuntó el nombre en francés por estar Parma incorporada a Francia como parte del imperio de Napoleón. Antonio Barezzi fue su mecenas, su amigo y su suegro. Octavio Sosa apuntó en su oportunidad que de esta forma, el INBA, a través de la ópera de Bellas Artes, se une a las festividades que en todo el mundo se celebran en honor de Giuseppe Verdi. Ciertamente, el público abandonó la sala principal del palacio de mármol feliz por haber sido parte de la celebración.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
135
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.