Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Inician trabajos para construcción del Palacio Civilización Maya

21/12/2010 07:47 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La gobernadora de Yucatán, Ivonne Ortega Pacheco, dio el banderazo para que se inicien los trabajos de construcción del Palacio de la Civilización Maya, el complejo museológico más importante del sureste mexicano para consolidar la proyección de la cultura maya a nivel internacional. Dicho palacio se localiza a 10 minutos de la legendaria ciudad de Chichén Itzá y será el espacio contemporáneo para la presentación integral del patrimonio cultural, material, inmaterial y natural de la civilización maya. Será el sitio para su conocimiento, estudio y comunicación a todo el mundo. "Al iniciar los trabajos del Palacio de la Civilización Maya, lo hacemos con el espíritu de los astrónomos mayas que heredaban sus conocimientos a sus hijos o a los iniciados en la materia, de generación en generación, para cumplir lo anunciado por el profeta: Nuestra estirpe no se extinguirá mientras haya luz en el lucero de la mañana". Lo anterior lo señaló Ortega Pacheco, al poner la primera piedra de este complejo museológico. El Palacio de la Civilización Maya conjuntamente con el Museo del Mundo Maya (de Mérida) y el Plan Maestro de Chichén Itzá, serán generadores de un polo de desarrollo económico, turístico, social y cultural en toda la región oriente del Estado y por consecuencia de la península de Yucatán. Nunca antes se había tenido más conciencia de la magnitud patrimonial que poseemos los habitantes de Yucatán. Como respuesta a esa inquietud, se proyectó la edificación del Palacio de la Civilización Maya como un complejo museológico vecino a la zona arqueológica de Chichén Itzá. El Palacio de la Civilización Maya es parte de una estrategia del Ejecutivo del Estado para desarrollar un polo educativo, cultural, económico y turístico a las orillas del cenote Abán (que se ubica precisamente en el conjunto de tierras donde se edificará el Museo). Sin embargo, lo más importante será lograr el conocimiento y valoración de la civilización maya, a través de la presentación museográfica del patrimonio existente, señaló una fuente allegada al proyecto. Con lo anterior se busca promover el fortalecimiento de la identidad de los habitantes de Yucatán y la generación de mejores condiciones para la cohesión social de la población que es heredera de esta civilización, agregó. Otro de los importantes efectos del proyecto es el de ampliar la infraestructura cultural que permita a la población de Yucatán, su más pleno ejercicio del derecho de acceso a la cultura, añadió. Este proyecto generará y articulará una infraestructura que resulta elemento esencial dentro de la estrategia integral de aprovechamiento sustentable del recurso cultural de Yucatán, precisó. Estrategia que busca incrementar las noches de estancia y el gasto promedio de los visitantes, en beneficio directo de los habitantes de la región. La edificación del Palacio de la Civilización Maya integra un Museo de 72 mil metros cuadrados y una intervención de su entorno ecológico para dar cuenta de la biósfera maya. Esa infraestructura permitirá exhibir una visión cada vez más completa de esta gran civilización en el contexto de la zona arqueológica de Chichén Itzá. La unidad arquitectónica que despliega el Palacio de la Civilización Maya, es producto del estudio de los edificios y ciudades prehispánicas, conjugadas con la arquitectura contemporánea; y marcará la continuidad de una cultura maya que conoce y aprecia su historia y mira con seguridad su identidad actual. Es precisamente en este sentido que se considera la construcción y equipamiento del Palacio de la Civilización Maya, como un hito esencial en el conocimiento y valoración de nuestra cultura, en su diálogo con los vestigios monumentales existentes en la zona arqueológica de Chichén Itzá. Junto al desarrollo de ciencias exactas como la astronomía, las matemáticas y de artes, como la arquitectura, los mayas crearon una explicación sobre el origen del mundo, la forma del universo y las deidades que lo habitan. Ubicado en la península de Yucatán, a unos kilómetros del poblado de Yaxcabá, el terreno está situado a 11.5 kilómetros de Pisté, con 52 Hectáreas para desarrollar el proyecto del Palacio de la Civilización Maya. En el terreno se encuentran un cenote y una ceiba que sirven como elementos potenciales para el desarrollo del proyecto. Para la cosmogonía maya, los cenotes eran la puerta de entrada al Xibalbá, el inframundo, donde continuaba la vida. La pirámide es la conexión del mundo maya. Durante el proceso de investigación acerca de la historia y el simbolismo de la cultura maya, se encontraron argumentos que se incorporaron a los esquemas arquitectónicos desarrollados para el Palacio de la Civilización Maya. Entre los más importantes se encuentran las disposiciones de sus ciudades, los elementos de la cosmogonía, la ceiba y la conexión de los mundos físicos y celestiales, la plástica ornamental edificada y los basamentos piramidales. El concepto arquitectónico del Palacio de la Civilización Maya considera de vital importancia el mantener como protagonistas a los elementos naturales y simbólicos del sitio, los cuales además de aportar su belleza, se unen a la lista de simbolismo ancestral. En este caso hablamos del cenote Abán y la ceiba que se encuentran en el lugar. Por lo tanto se determina un eje marcado por ambas existencias, principal en el esquema arquitectónico. Un segundo eje nace a través de un sac-bé (camino blanco) que viene al encuentro de los visitantes. Posteriormente se estudió la pirámide en su conjunto y se halló que se compone de basamentos, conformando un eje conector vertical lleno de significados. Además de ser constituido por basamentos anteriores hechos en diferentes etapas, a los que nombramos capas. Ejemplos como pirámides que se construyeron prácticamente una sobre otra, como es el caso de varios edificios que se presentaron en varias ciudades importantes, como la pirámide de Kukulkán, en Chichén Itzá, o la del Adivino en Uxmal. Finalmente se conjuntaron estos elementos para determinar la forma de disposición del edificio, dando como resultado una desfragmentación de las formas originales, ya que de acuerdo a las capas se reinterpretó que debía haber una complejidad que unifique todo lo anterior. Las formas se plantean congruentemente en relación con las volumetrías de la cultura maya en su etapa de esplendor arquitectónico: formas sencillas y concretas que señalan espacios fáciles de leer, asimismo con su escala demarcaban las zonas importantes, la funcionalidad y practicidad. Debido a las necesidades climáticas se creaban los espacios puramente necesarios para realizar eficientemente las actividades cotidianas y pactar con el entorno un trato equilibrado de convivencia. Representaciones monolíticas elementales prevalecen en el conjunto arquitectónico, las formas rústicas pero limpias también se hacen presentes. Es importante reflejar la precisión matemática y astronómica de esta civilización por medio de volúmenes trapezoidales, resaltando la riqueza de lo artesanalmente ejecutado en términos de acabados regulares. El Palacio de la Civilización Maya contará con salas de exposición permanente, sala de exposiciones temporales, sala IMAX, restaurante, cafetería, tienda, servicios educativos y estacionamientos. El diseño del edificio será para mexicanos y extranjeros, la puerta de entrada al conocimiento de la Cultura Maya. Las bases sobre las cuales se realizaron los diseños de las ingenierías fueron entre otras: El respeto a la concepción arquitectónica de los edificios, su integridad y permanencia en el tiempo. Las condiciones de diseño, que deben ser tomadas para hacer atractiva y confortable la visita. El eficaz funcionamiento del museo, en su operación diaria y la flexibilidad de su uso. La capacidad de recibir colecciones de muy alto valor, en exposiciones temporales de muy diversas características y orígenes, debiendo cumplir con las estrictas normas y especificaciones internacionales para hacer posible su obtención en préstamo temporal. El respeto al medio ambiente y a la sustentabilidad. El bajo consumo de energía y con ello lograr la reducción de los costos de operación del Museo. El salvamento y dignificación de los basamentos arqueológicos mayas encontrados en la zona.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
52
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.