Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cronicasrevista escriba una noticia?

Bienvenida la iniciativa de reforma energética: los reaccionarios serán derrotados /Octavio Aristeo López

07/08/2013 06:15 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

imagePor Octavio Aristeo López

Los revolucionarios no permitiremos que se hunda Pemex, por ello estamos a favor de la iniciativa de reforma energética del Presidente Demócrata para fortalecer las finanzas de Pemex, salvar de la quiebra a Pemex, reorganizar su estructura y el nuevo papel del sindicato que debe afrontar en el mundo global. Los revolucionarios estamos construyendo otra etapa de la historia del México democrático.

Crece la confianza del Presidente Demócrata, como afirma el filósofo, economista, jurista, historiador, politólogo y sociólogo alemán, Max Weber (1864-1920), consultado sus textos por politólogos, sociólogos y administradores públicos: "Es una verdad probada por la experiencia histórica que en este mundo sólo se consigue lo posible si una y otra vez se lucha por lo imposible. Pero para esto el hombre debe ser tanto un dirigente como un héroe. E incluso los que no son ni dirigentes ni héroes deben armarse con esa fortaleza de corazón que capacita para tolerar la destrucción de toda esperanza; en caso contrario, ni siquiera se logrará realizar lo que es actualmente posible. Sólo tiene vocación para la política el que posee la seguridad de no quebrarse cuando, en su opinión, el mundo resulte demasiado estúpido o demasiado abyecto para lo que él le ofrece. Sólo tiene vocación para la política el que frente a todo esto puede responder: sin embargo."

Sin embargo, se puede lograr lo imposible con vocación política. El 6 de julio de 2012 nació un nuevo gobierno, el pueblo eligió a éste nuevo gobierno revolucionario, que está apoyado por las fuerzas políticas democráticas revolucionarias institucionales, por lo que los reaccionarios serán derrotados.

Los revolucionarios estamos con el proyecto que beneficie económicamente al pueblo de México, que signifique prosperidad económica en cada uno de los mexicanos. Estamos estancados por los reaccionarios, porque no han permitido el desarrollo y el bienestar del pueblo: solo el revisar la historia política desde 1988 encontramos respuestas: pobreza, desempleo, deuda, salarios de hambre, desastre económico, saqueo y corrupción, que han afectado a la población mexicana.

Las fuerzas políticas revolucionarias estamos por la reforma energética, a favor de la reconstrucción de Pemex no en su privatización, es el momento histórico para que México sea una de las potencias mundiales al realizar sus reformas estructurales, logre el crecimiento económico y desarrollo del país (el crecimiento del 6% puede lograrse, la historia económica de México está lleno de estos logros), con ello, se deben resolver problemas estructurales como el la pobreza y el desempleo. También es necesario darle mayor formalidad a la transparencia y rendición de cuentas, además de castigar la irresponsabilidad de funcionarios públicos corruptos de alto nivel.

Nuevamente invoco al pensador alemán, Max Weber: "Aquel que vive de la política como profesión, pretende valerse de ella para convertirla en fuente permanente de ingresos; mientras que si vive para la política el nivel en que se halla es otro...Cuando la dirección de un Estado o de un Partido está en manos de gente que, en el significado de lo económico, vive para la política, y no de la política, constituye un reclutamiento plutocrático de los estratos políticamente dirigentes".

La burocracia y la tecnocracia, viven de la política y no para la política; viven de sus privilegios administrativos, de sus patrimonios administrativos: no son dinámicos, pueden ser elefantes blancos y las instituciones convertirlas en cargas pesadas, hasta hacerlas quebrar. Los revolucionarios no estamos por la quiebra de Pemex. Estamos porque Pemex sane de tanta corrupción que existe en su interior. Que ya no sea una institución de políticos que roban los recursos por medio de contratos o por privilegios, y no permiten las reformas. Sanear Pemex es revolucionarios. Que quede claro, los revolucionarios no queremos que Pemex se privatice, los reaccionarios serán derrotados.

Más sobre

Los sectores reaccionarios están en contra de los cambios revolucionarios y democráticos del país; tratan de detener el progreso del país; están por el retroceso económico, solo especulan; son egoístas, no soportan la crítica y están a favor del oportunismo para presionar y doblegar a los revolucionarios que están por los cambio que necesita México. Sabemos los revolucionarios que Pemex no se va a vender y los reaccionarios sostiene que si se vende Pemex, piensan estos reaccionarios que la sociedad es ignorante, fácil de manipular. Más bien los reaccionarios tienen hambre de poder y de riqueza: los reaccionarios serán derrotados.

Los revolucionarios salvan al pueblo, por ello, debemos desenmascarar a los reaccionarios, estamos indignados ante el cinismo de los reaccionarios que tratan de impedir la reforma energética. Los reaccionarios hunden al pueblo. Los reaccionarios son chantajistas, medran con el sufrimiento del pueblo, bailan en torno a un hueso. Los reaccionarios no tienen compromiso social y traicionan al pueblo.

Los revolucionarios estamos por la defensa del pueblo y a favor de la reforma energética.

Los reaccionarios no son ingenuos son una secta perversa, maliciosos, acuerdan en lo oscuro sus estrategias a espaldas del pueblo mexicano, construyen su relato para engañar, mentir, manipular información sobre la reforma energética en la que es necesaria la inversión extranjera para generar recursos económicos en beneficio del pueblo y no en beneficio de estos grupos reaccionarios, saben que si se reforma Pemex pierden privilegios y beneficios económicos que reciben a espaldas del pueblo mexicano. Se están unificando para proporcionarle otra puñalada mortal al pueblo mexicano.

Los reaccionarios ya están en la lucha por la presidencia del República, su plataforma es Pemex. Ya están discutiendo quien abanderará las acciones reaccionarias para ser futuro candidato presidencial. Así son los reaccionarios, así han actuado a través de la historia de México, y han sido derrotados, porque no representan al pueblo, no son democráticos ni representan a la democracia. Los reaccionarios solo son mercaderes, brincan como chapulines de un partido a otro, buscan el pago de sus actos, venden sus acciones, son los judas del pueblo mexicano sacrificado; son la personificación de la corrupción, han corrompido a la supuesta izquierda mexicana, están creando una falsa izquierda mexicana, una izquierda corrupta y parásita.

Saben los reaccionarios que México no debe estar fuera de la globalización, que México necesita inversiones privadas en la reforma energética porque vivimos en un sistema capitalista, esto lo saben los reaccionarios. Sí, es el caso de que ya exista inversión privada, entonces, es necesario formalizarla para detener la corrupción en Pemex, esto ya lo saben los reaccionarios. Pero Pemex es la joya de la corona de éste viejo Dictador, que con ayuda del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), que tiene doble juego, ya que tiene recursos de libre fiscalización, sí puede incendiar los pozos petroleros y al país.

Señala Jean Paul Sartre (1905-1980), filósofo, escritor, novelista, dramaturgo, activista político francés, exponente del existencialismo y del marxismo humanista, esposo de la también filósofa Simone de Beauvoir: "¿A qué vienen a fastidiarnos con sus luchas de clases –dijo- ¡Cómo si los intereses de los patrones y los obreros fueran opuestos! Mira mi caso, Luciano. Soy un pequeño patrón, lo que se llama un 'margoulin' en la jerga parisién ¡Pues bien! Hago vivir a cien obreros con su familia. Si hago buenos negocios son los primeros en aprovecharse de ellos. Pero si me veo obligado a cerrar la fábrica, se quedan en la calle. 'Yo no tengo derecho', a hacer malos negocios. Eso es lo que yo llamo solidaridad de clases".

Nuestra opinión, nuestra posición como revolucionarios ante éstos reaccionarios causará polémica, debate, en cada tema que abordaremos será dedicada a la sociedad mexicana, a ese gran público con un lenguaje popular y comprensible, sistemáticos, no con palabras extrañas o términos ininteligibles que manejan los especialistas para imponer su razón. No tengo duda que los reaccionarios serán nuevamente derrotados en esta etapa histórica.

Octavio Aristeo López es Profesor de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México.

[email protected]


Sobre esta noticia

Autor:
Cronicasrevista (4993 noticias)
Fuente:
grupocronicasrevista.org
Visitas:
157
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.