Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Interpretarán obras de Handel en temporada del Liceo de Barcelona

22/02/2011 05:14 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Como parte del programa operístico del Teatro del Liceo de Barcelona, España, se incluyó la interpretación por parte del reconocido contratenor francés Philippe Jarousski de arias de óperas del compositor alemán Georg Friedrich Handel, nacido el 23 de febrero de 1685. Al dar a conocer el programa 2011-2012, a desarrollar de octubre a marzo próximos, la institución catalana señaló que para este año el Liceo contará con menos presupuesto respecto al año anterior, pero ello no significará mengua en la calidad de las funciones. Precisó que las escenificaciones incluirán las óperas “Fausto”, de Charles Gounod; “El gato con botas”, de Xavier Montsalvatge; el estreno de “Jo, Dali”, de Xavier Benguerel, y el homenaje en forma de concierto a Montserrat Caballé con motivo del 50 aniversario de su debut en el Liceo, el 7 de enero de 1962 con la ópera “Arabella”. Georg Friedrich Handel nació en Halle, ubicada en el centro este de la actual Alemania, fue un compositor de origen alemán, nacionalizado británico, considerado una de las cumbres del Barroco y uno de los más influyentes compositores de la música occidental y universal. Su padre era barbero y cirujano de prestigio y había decidido que su hijo fuera abogado, pero cuando observó el interés de Handel por la música, la cual estudiaba y practicaba en secreto, cambió de idea y se mostró dispuesto a pagarle los estudios de música. De esta forma, el joven Georg Friedrich se convirtió en alumno del principal organista de Halle, Friedrich Wilhelm Zachau, quien le enseñó a tocar el órgano, el clave y el oboe. A la edad de 17 años lo nombraron organista de la catedral calvinista de su ciudad natal. De acuerdo con expertos, en la historia de la música es el primer compositor moderno en haber adaptado y enfocado su música para satisfacer los gustos y necesidades del público, en vez de los de la nobleza y de los mecenas, como era habitual. Considerado el sucesor y continuador de Henry Purcell, marcó toda una era en la música británica siendo el compositor más importante entre Purcell y Elgar en el país sajón. Es el primer gran maestro de la música basada en la técnica de la homofonía y el más grande dentro del ámbito de los géneros de la ópera seria italiana y el oratorio, con enfoque vocal del bel canto de la italiana, la elegancia y solemnidad de la francesa y la audacia, sencillez y fuerza de la inglesa. Handel es un fiel continuador de estos estilos y técnicas, en que no aporta ninguna novedad a todas estas corrientes musicales de la primera mitad del siglo XVIII, aunque como Rameau, su música, especialmente en óperas y oratorios, adquiere un nuevo y especial sentido dramático y monumental, triunfante, poderoso y solemne que es único entre la música de su tiempo. Generalmente, su producción tiene una estructura empírica y simple de lenguaje vocal en la línea del bel canto italiano y sencillo pero templado y conteniendo un pudor expresivo que recuerda a Purcell en vez de a los compositores. Su inmenso legado musical, síntesis de los estilos alemán, italiano, francés e inglés de la primera mitad del siglo XVIII, incluye obras en prácticamente todos los géneros de su época, donde 43 óperas, 26 oratorios y un legado coral son lo más sobresaliente e importante de su producción musical. Después de su formación inicial, marchó a Italia con el propósito de conseguir prestigio como compositor de ópera. Su primera parada fue en Florencia y en la primavera de 1707 viajó a Roma, donde disfrutó del mecenazgo tanto de la nobleza como del clero. En Italia compuso óperas, oratorios y pequeñas cantatas profanas. Su estancia en Italia finalizó con el éxito de su quinta ópera, “Agrippina” (1709), estrenada en Venecia. En 1710, Handel regresó de Italia y se convirtió en el director de orquesta de la corte de Hanóver. Un año más tarde se estrenó su obra “Rinaldo” en Londres, con un considerable éxito. En vista de ello, en 1712 decidió establecerse en Inglaterra. Allí recibe el encargo de crear un teatro real de la ópera, que sería conocido también como Royal Academy of Music. Handel escribió 14 óperas para esa institución entre 1720 y 1728, que lo hicieron famoso en toda Europa. En esta empresa tuvo el privilegio de contar con los servicios de varios de los principales virtuosos vocales de primera línea de la ópera italiana: el castrado contra-alto Senesino, las sopranos Francesca Cuzzoni y Faustina Bordoni, y el bajo Montagnana, entre otros. La estabilidad económica de la empresa, la disposición de los prestigiosos solistas y de una excelente orquesta, así como el gran entusiasmo del público le permitieron llevar a la época de gloria de la Royal Academy, que incluyó varias de las piezas cumbre de la ópera seria: “Ottone, floridante” y, sobre todo, “Giulio Cesare”, “Tamerlano” y “Rodelinda”, entre muchas otras. Georg Friedrich Handel, quien había obtenido su acta de naturalización como súbdito británico, murió el 14 de abril de 1759. Entre las numerosas óperas y oratorios que dejó para la posteridad se pueden mencionar “Agrippina” (1709), “Rinaldo” (1711), “Amadigi di Gaula” (1715), “Julio César” (1724), “Tamerlano” (1724) y “Rodelinda” (1725), entre otras. También se le recuerda por su “Música acuática”.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
141
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.