Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redliteraria escriba una noticia?

La FIL de Guadalajara

07/12/2010 10:44 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Por Jorge Cortés Ancona

Ha concluido la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL), que en esta edición 2010 tuvo como invitada a la comunidad española de Castilla y León, por lo cual se hizo presente un nutrido grupo de escritores de diversas generaciones de dicha región ibérica, encabezados por el poeta Antonio Gamoneda.

image

Antonio Gamoneda y Juan Gelman.

A mucha gente le resultará difícil de creer que ésta sea la feria comercial más grande de la capital jalisciense, la que atrae más público por encima de otros rubros. Gran número de gente paseando, mirando y comprando, a la vez que una cantidad inimaginable de libros de decenas de países y centenares de editoriales y miles de autores.

Hay un momento en que la saturación es total, empezando por el tránsito vehicular. Como en esta ocasión el hotel sede de la reunión de fomento a la lectura a la que asistimos en el marco de la FIL se encontraba a una distancia que obligaba a tomar taxis y a sufrir los embotellamientos que ocurren en la Avenida de las Rosas y en la Mariano Otero --en cuyo cruce se ubica la sede que es la Expo Guadalajara--, ya llegaba uno con cierta tensión. Algo distinto a los años anteriores en que nuestro hotel sede quedaba a unos dos kilómetros y podíamos ir y volver caminando por la agradable avenida arbolada cuantas veces quisiésemos.

imageEs motivador ver esa celebración de los libros y de la lectura, que se vea a tantos jóvenes aun cuando a menudo concurran en calidad de alumnos o a relajear en grupo (porque se venden comida y bebidas, hay diversos medios audiovisuales al acceso y muchos otros estímulos para el público en general), que asistan tantos autores de libros de diversa índole, desde los literarios, académicos y políticos hasta los de autoayuda y televisivos. En los pasillos y en los salones de eventos vemos pasar a una cantidad de celebridades, aunque en esta ocasión no me tocó ver a ningún político ni a ningún representante de los medios masivos comerciales.  Este año el Programa de Fomento a la Lectura del Conaculta, a cargo de la Dirección General de Publicaciones, organizó el encuentro de promotores con el tema "Lectura, marginalidad y pobreza". Fue sacudidora la conferencia inaugural que estuvo a cargo de Sergio Fajardo, ex alcalde de Medellín, Colombia, y cuyo proyecto de vida, propuestas y reflexiones produjeron un sacudimiento en todo el público. Son muy escasas las ocasiones en que escuchamos a un político hablar de manera directa, clara y sencilla, presentando con orgullo las soluciones viables y efectivas para los problemas de su comunidad. Fue muy estimulante el hecho de que haya procurado recomponer positivamente las condiciones sociales de su ciudad devastada por el narcotráfico y espero referirme en detalle a su trayectoria y logros sociales.

La FIL de Guadalajara no ha dejado de ofrecer actividades de interés, no sólo de lectura sino también en cuanto a conciertos, presentaciones escénicas y exposiciones de disciplinas visuales. Sin embargo, tengo la sensación de que en este año hubo cierta baja cualitativa, debido quizá a cierta repetitividad. Para mí fueron decepcionantes muchos estands del área internacional, que no parecieron preocuparse mucho por traer obras nuevas, y en general los descuentos no se dieron con generosidad. Algo sentí de estancamiento y un airecillo de apatía (¿o sería mi cansancio por tanto ajetreo de eventos?) en el amplio conjunto de actividades así como en las inasistencias de tantos escritores invitados.

La FIL ha sido uno de los mayores ejemplos en el mundo de una obra cultural que reditúa muy respetables recursos económicos. Contribuye en alto grado a la educación y al ocio productivo de la población mexicana, en particular la de Jalisco, y es todo un acontecimiento que atrae a un tipo especial de turismo. Pero en buena medida por esa saturación de libros, autores, público, tránsito y eventos, siento que la FIL debe evitar caer en una espiral que la haga estancarse. Dada la creadora voluntad que la caracteriza, es de esperarse que en los años venideros presente cambios que ratifiquen su gran importancia dentro del contexto cultural iberoamericano.

Por esto!, 6 de diciembre de 2010.


Sobre esta noticia

Autor:
Redliteraria (173 noticias)
Fuente:
redliterariadelsureste.blogspot.com
Visitas:
350
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.