Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Lepage y Ex machina, revolución de artes escénicas del nuevo milenio

09/07/2009 05:29 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Reconocido por la crítica por llevar a la escena obras originales que cuestionan los códigos de realización escénica clásica y por su uso particular de las nuevas tecnologías, el quebequense Robert Lepage es un destacado hombre de teatro que lo mismo se desarrolla como actor, realizador, autor dramático y escenógrafo. Hace 16 años, en respuesta a la búsqueda de una nueva identidad, él y un grupo de colaboradores crearon Ex machina, una compañía multidisciplinaria que aglutina a comediantes, autores, escenógrafos, técnicos, cantantes de ópera, marionetistas, infogarfistas, videoastas, productores de películas, contorsionistas, acróbatas y músicos para dar vida a este proyecto. Es así como bajo la premisa de que el teatro necesitaba de sangre nueva, se dispusieron a crear una obra moderna, insólita, que trasciende fronteras, a partir del trabajo coordinado de una especie de laboratorio que mezcla las artes escénicas como el baile, el canto o la música, con las artes de grabación como el cine, el video y el multimedia. Su intención es provocar encuentros entre científicos y autores dramáticos, entre pintores, decoradores y arquitectos, entre artistas quebequenses y extranjeros, que se interesen e involucren en un teatro que interpele a los espectadores del nuevo milenio. Su más reciente trabajo es el denominado "Le Moulin a images" (Image Mills o Molino de imágenes), creado en ocasión de los 400 años de fundación de la ciudad de Québec, el primer asentamiento francés en América del Norte. Mario Brien, director artístico de esta producción que desde el 3 de julio pasado inició temporadas de tres meses, durante cinco años, explicó que se trata de un trabajo monumental que requirió de cerca de tres años de trabajo, investigación y producción, y que a partir de este 2009 presenta una modificación del 20 al 25 por ciento respecto a lo que se vio en 2008. "Molino de imágenes" es un espectáculo de arte escénico moderno, que incluye luz, sonido, efectos láser, mucha creatividad y la entrega de un equipo de cerca de 150 personas que han colaborado para hacer de ésta una proyección única tanto por sus dimensiones como por su realización. Sigue Lepage y Ex machina. dos. realización. El trabajo de Lepage y Ex machina se proyecta sobre un inmueble de más de 600 metros de largo, por 33 de ancho (50 metros en su parte más elevada) situada al otro lado del Puerto de Québec, sobre una superficie de cilindros (molinos de granos diversos), que gracias a la magia de este equipo, convierten este espacio en una pantalla multidimensional, cuyas dimensiones la han inscrito en el libro de récords guinness como la más grande del mundo. Enfrente del edificio, detalla Brien, se colocaron 27 proyectores de video de alta potencia (20 mil lumens), conectados al doble de computadoras con las imágenes a proyectar, ello porque si falla alguna de las máquinas, de inmediato entra una especie de respaldo que evita que se altere la proyección. También hay varias cabinas que contienen los monitores, las computadoras, un sistema de enfriadores que impiden que se queme el equipo y una oficina llena de planos y anotaciones técnicas que hablan de todo el trabajo que hay detrás del espectáculo. Una de esas cabinas controla la luz y el sonido; allí, unas tres o cuatro personas se encargan de manejar igual número de consolas que envían la señal de luz y sonido a las computadoras que a su vez la transportan a la fibra óptica, mediante la cual se logra una transmisión rápida y estable de datos y sonido. La música fue creada por Rene Lussier, un famoso compositor quebequense de bandas sonoras, quien trabajó a la par del resto del equipo, pues el montaje escénico y el musical se hicieron de manera simultánea. El sonido, expuso, está apoyado por 200 altavoces colocados en las luminarias públicas; también se cuenta con una antena porque se cuenta con una señal de radio (97.5 FM) que permite llevar la experiencia auditiva más allá del lugar del montaje, donde pueden verlo unas 10 mil personas. La producción tuvo un costo de unos siete millones de dólares canadienses e incluye una detallada investigación historiográfica que dio vida a un guión que se va desarrollando en imágenes, a lo largo de 40 minutos, durante los cuales pasa toda la historia de esta ciudad. Sobre la posibilidad de llevar este tipo de trabajo a otros países, comentó que éste, en particular, es un montaje de carácter local, pero sí hay propuestas para llevar el formato a otros países como Italia, Estados Unidos o Japón, pero lo están analizando porque son proyectos en los que se invierte mucho dinero y esfuerzo. Brien reconoció que la proyección en gran escala ya se ha hecho en otros países, pero no en estas dimensiones ni con estas características. "Se hace por ejemplo cuando se abre el estadio de Francia, en París; en el aniversario de la ciudad, pero para un verano así, para tres meses, como nosotros, no", señaló. A la fecha se estima que "El molino de imágenes" ha sido visto por entre 600 y 800 mil personas y continuará ofreciendo funciones durante un lustro, con funciones de julio a septiembre, de miércoles a domingo.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
191
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.