Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Distrito Federal escriba una noticia?

Llama Batrés a detener modificaciones que criminalizan pobreza

20/12/2010 09:31 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El secretario de Desarrollo Social, Martí Batres, aseguró que de aprobarse la propuesta de reforma a la Ley de Cultura Cívica que se discute en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) se atentaría contra los derechos de las personas que habitan en las calles de la ciudad de México. En conferencia de prensa planteó que castigar a las personas por sus adicciones obstaculiza su rehabilitación y la reincorporación a una vida productiva, "criminalizar a la población en situación de calle sería un doble castigo a la pobreza". Las modificaciones imponen un arresto inconmutable de 20 a 36 horas a las personas que consuman, ingieran, inhalen, aspiren psicotrópicos, enervantes o sustancias tóxicas en lugares públicos, falta que motivaría una multa de 21 a 30 días de salario mínimo. La otra, refirió, plantea imponer arresto de 20 a 36 horas a los franeleros que impidan o estorben de cualquier forma el uso de la vía pública, con lo que se criminaliza a la pobreza. Con ello, consideró, “prácticamente se destruiría lo que poco a poco, y de manera aún incipiente, se ha construido en materia de políticas públicas hacia las poblaciones callejeras”. Las adicciones son parte de los problemas que aquejan a las personas en situación de calle, lo que debe tratarse a través de programas sociales para que tomen conciencia de su situación, ya que una política punitiva sólo lograría mantenerlos bajo arresto. El gobierno capitalino procura la igualdad entre todos los ciudadanos, sin embargo la modificación a la Ley de Cultura Cívica constituiría un retroceso “y no tiene nada que ver con una perspectiva de derechos humanos”, señaló Batres Guadarrama. Para Batres, la mejor alternativa es encauzar el presupuesto a la protección de la población vulnerable y no al castigo. “Son otro tipo de modificaciones las que deben hacerse a las leyes, no las que busquen criminalizar; es decir, plantear la solución a los problemas a base de castigos”. Asimismo informó que la dependencia a su cargo logró la reinserción a la sociedad de mil 446 personas que retomaron sus estudios, regresaron a su lugar de origen, con sus familias o viven de manera permanente en alguna institución. Batres llamó a la ALDF a detener estas modificaciones que entran en contradicción con la Ley de las y los Jóvenes de la Ciudad de México, donde se establece que todos los jóvenes en situaciones especiales, desde el punto de vista de la pobreza, indigencia o situación de calle, son sujetos de derechos que les permiten acceder a servicios que mejoren su calidad de vida.


Sobre esta noticia

Autor:
Distrito Federal (6654 noticias)
Visitas:
41
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.