Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Da María Luisa Tamez cátedra de bel canto en Álamos, Sonora

22/01/2011 08:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La mezzosoprano mexicana María Luisa Tamez, quien la víspera recibió la Medalla “Alfonso Ortiz Tirado” 2011, cautivó al público en un magno concierto que incluyó arias de las óperas “II trovatore”, “Aída”, “Samson et Dalila” y “La Gioconda”, en el Palacio Municipal de esta ciudad. Momentos antes del concierto que abrió las actividades del XXVII Festival Cultural “Dr. Alfonso Ortiz Tirado”, que se realiza del 21 al 29 de enero, la intérprete, emocionada por haber recibido la Medalla, agradeció al público que, dijo, ha sido su amante por todos estos años, “porque lo que hacemos aquí arriba es hacer el amor con ustedes”. Minutos después la soprano Elizabeth Blancke-Biggs y la Orquesta Filarmónica de Sonora, bajo la dirección de Enrique Patrón de Rueda, iniciaron la gala a través de “Anch´io dischiuso un giorno”, de la ópera “Nabuco”, de Giuseppe Verdi. Pieza en la cual se plasmó el talento vocal de la intérprete, así como sus dotes actorales, para darle esa frescura a la obra, que fue fuertemente ovacionada por un público que llenó el Palacio Municipal. Inmediatamente se escucharon las notas “Condotta ell´era in ceppi” de la ópera “II trovatore”, de Verdi, en la cual la recién galardonada Tamez se presentó en el escenario para plasmar sus cualidades vocales y actorales, ante los fuertes aplausos de los asistentes. Para cerrar la primera parte del programa, ambas cantantes salieron al escenario para interpretar “Fue la sorte dell´armi”, de la ópera “Aída”, de Verdi. Ambas maravillaron al público, por la magnífica ejecución vocal, acompañadas por la agrupación orquestal, bajo la batuta de Enrique Patrón de Rueda. Luego del intermedio, siguió el concierto con las arias “Amour, viens aider ma faiblesse” y “Mon coeur”, de la ópera “Samson et Dalila”, de Saint-Saens, ambas interpretada por María Luisa Tamez, quien recibió calurosos aplausos. Posteriormente tocó el turno a la soprano Elizabeth Blancke-Biggs, a través de las piezas “Qui Radames verra O patria mia”, de la ópera “Aída”, y “Vissi d´arte”, de “Tosca”, de Giacomo Puccini, para plasmar también su talento vocal y actoral. Para finalizar el magno concierto, la mezzosoprano Tamez y la soprano Blancke-Biggs, acompañadas por la Orquesta Filarmónica de Sonora, dirigida por Patrón de Rueda, interpretaron “E un anatema!”, de la ópera “La Gioconda”, de Amilcare Ponchielli, para ser despedidas por calurosos aplausos del público.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
262
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.