Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Espectáculos escriba una noticia?

Es objeto Benny Moré de diversos homenajes en su país natal

23/08/2010 02:46 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Para conmemorar el 91 aniversario de su natalicio, el cantante y compositor Benny Moré fue objeto de un homenaje en La Habana, Cuba, con la develación de una estatua y un busto en bronce, además de una compilación de sus éxitos y la exhibición de una película en un ciclo de cine. La escultura del llamado “Bárbaro del Ritmo” se inauguró recientemente a propósito del término de los trabajos de remodelación del estudio de grabaciones de la emisora Radio Progreso, en La Habana. El artista plástico habanero Lesmes Larroza González fue el encargado de realizar este trabajo en tamaño natural, el cual muestra a “El Príncipe del Mambo” con su traje largo, pantalones amplios, tirantes, zapatos de dos tonos y bastón en mano, así como con sombrero alón, cuando entona melodías sobre un pentagrama. El estudio principal de Radio Progreso fue el escenario donde Benny Moré grabó muchas de sus más conocidas interpretaciones como “Santa Isabel de las Lajas”, “Bonito y sabroso”, “Qué bueno baila usted” y “Conocí la paz”, bajo el sello disquero RCA Víctor y otros. Asimismo, el viernes pasado, en el salón recibidor de Radio Progreso, La Emisora de la Familia Cubana, se inauguró un busto esculpido en bronce, de Benny Moré. Esta obra fue una nueva entrega del afamado escultor José Villa Soberón, reconocido en el mundo por obras de sonado impacto público, En tanto, la antología de los clásicos del compositor cubano está conformada por un material musical y audiovisual de 85 melodías, en géneros como el bolero, mambo, son montuno, rumba. Entre los temas que contiene se encuentran "Bonito y sabroso", "¿Cómo fue?", "Magdalena", "Me voy pa'l pueblo", "La culebra", "Deja que suba la marea", "Esta noche corazón", "Sopa de pichón", "La Múcura", "Parece que va a llover". En la sala Ruy Díaz de Guzmán del Centro Cultural “Manzana de la Rivera”, se exhibió también un ciclo de cine cubano, con la película “El Benny”, sobre el famoso cantante cubano, de mediados del siglo pasado. El largometraje, dirigido por Jorge Luis Sánchez, en 2006, y protagonizada por Rakel Adriana, Ulyk Anello y Renny Arozarena, cuenta la historia de Bartolomé Moré, toda una estrella del mambo y el bolero. Bartolomé Maximiliano Moré nació el 24 de agosto de 1919. Es originario de Santa Isabel de las Lajas, Cuba. Considerado un genio de la música popular cubana, que le valieron los sobrenombres de "El Bárbaro del Ritmo" y "El Príncipe del Mambo", fue el mayor de 18 hijos que tuvo Virginia Secundina. Moré, quien murió a los 44 años, siempre tuvo vocación por la música, lo decía él y lo confirmó su madre, quien recordó que a los seis años Bartolomé sujetó un carrete de hilo a una tabla para simular las cuerdas de una guitarra. En 1935, cuando tenía 16 años, Moré formó parte de un primer grupo musical serio; al año siguiente viajó a La Habana, por segunda vez, donde durante cuatro años sobrevivió tocando y cantando en bares y cafés. Luego formó parte del cuarteto Cordero, aunque su primer trabajo estable fue con el Conjunto Cauto, que dirigía Mozo Borgell y en 1944 debutó con gran éxito en la emisora 1010, donde actuó con el septeto. Para entonces, Siro Rodríguez, del Trío Matamoros, lo había escuchado en el bar "El Temple" y le causó buena impresión. Borgell envió a Moré al Conjunto Matamoros, formado por Miguel, Siro y Rafael (voces), Ramón Dorca (piano), José Macías y José Quintero (trompetas), Cristóbal Mendive (contrabajo) y Agustín Gutiérrez (bongo), con quienes grabó varios discos. Con el Conjunto Matamoros, del que se convirtió en primera voz, viajó a México en 1945, donde empezó cantando en dos cabarets famosos de la época y grabó varios discos. Posteriormente, el conjunto volvió a La Habana, pero Moré continuó en México y fue en esa época en que Rafael Cueto le sugirió cambiar de nombre y él decidió llamarse Beny Moré. Más tarde formó el dueto Fantasma, con Lalo Montané, también llamado "Antillano". Después grabó para la RCA Víctor, junto con la orquesta de Mariano Mercerón, los temas "Me voy pal pueblo" y "Desdichado", así como "Bonito y sabroso", "Mucho corazón", "Pachito Eche" y "Ensalada de Mambo", con Pérez Prado. El público lo bautizó entonces como el "Príncipe del Mambo". También grabó "Dolor carabali", que él consideraba su mejor composición grabada con Pérez Prado, al punto de que no quiso volver a grabarla. A finales de los 50 era una estrella en México, Panamá, Colombia, Brasil y Puerto Rico, pero casi desconocido en la isla, donde su primer éxito fue "Bonito y sabroso". En 1952 grabó con la Orquesta Aragón y decidió que lo acompañara en los bailes que ofreciera, pero después decidió formar su Banda Gigante, cuyos primeros integrantes fueron: Cabrerita (piano), Miguel Franca, Santiaguito Peñalver, Roberto Barrete, Celso Gómez y Virgilio (saxofones). Además de Chocolate Rabanito y Corbacho (trompetas), José Miguel (trombón) Alberto Limonta (contrabajo) Rolando La serie (batería), Clemente Piquero "Chicho" (bongo), Tabaquito, Fernando Alvarez y Enrique Benítez, estos dos últimos en los coros. Su personalidad original fue culminación de todo un sendero recorrido por el arte musical. Su voz, que recorría todo el registro vocal, tonalidades y tiempos, se doblaba en frases y gritos, acompañada de pasos bailables, creando una atmósfera envolvente. Pasaba de la interpretación de una canción tenue a un guagancó, casi sin transición, consiguiendo en ambos la máxima calidad y aunque desconocía la técnica, dirigía su gran orquesta y le imprima un sello ubanísimo. En 1954 y 1955 la Banda Gigante de Benny Moré alcanzó gran popularidad y en los dos años siguientes realizó una gira por Venezuela, Jamaica, Haití, Colombia, Panamá, México y Estados Unidos, donde cantó en la gala de entrega del Óscar. También figuró acompañado por la orquesta de Luis Arcaraz, con quien obtuvo gran éxito. En 1960, comenzó sus actuaciones en el "Night and day", luego de lo cual recibió una propuesta para realizar una gira por Europa, especialmente por Francia, pero la rechazó por miedo a viajar en avión, lo cual se debía a que había sufrido tres accidentes. Posteriormente, el estado de salud de Moré se vio afectado, su hígado estaba irreversiblemente dañado por la bebida, tres días antes de morir, actuó en Palmira, donde interpretó con éxito los temas "Dolor y perdón", "Maracaibo" y "Castellanos que bueno baila usted". Poco después, de vuelta a La Habana, empeoró su estado de salud, a causa de la cirrosis hepática, por lo que ingresó a emergencias, el 19 de febrero de 1963, fecha en la que murió a las 09:15 horas. Moré siempre fue un artista comprometido con el pueblo, fiel a su propio origen y sabedor de los malos tiempos que había pasado antes de triunfar, por ello se le recuerda siempre dispuesto a cantar en fiestas populares, muchas veces sin cobrar. Muchos de sus temas son considerados todavía inigualables y pocos cantantes se atreven hoy en día a interpretar las melodías de las que hizo una creación muy particular. Entre ellas se encuentran: "Dolor y perdón", "Mi amor fugaz", "Ahora soy feliz", "Te quedarás", "Hoy como ayer", "Amor y fe", o los sones de su autoría dedicados a ciudades cubanas como "Manzanillo", "Cienfuegos" y "Santiago de Cuba". Hasta en su modo de vestir, Benny Moré mostró una imagen peculiar, al lucir un traje de chaqueta muy larga, pantalones de ancha talla sostenidos por tirantes, un sombrero alón, zapatos de dos tonos y un bastón para rematar el conjunto.


Sobre esta noticia

Autor:
Espectáculos (21096 noticias)
Visitas:
209
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.