Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Estados Mexicanos escriba una noticia?

Ocupan grupos delictivos vacíos de gobiernos en sociedad: Menchú Tum

09/03/2011 11:53 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Premio Nobel de la Paz 1992, Rigoberta Menchú Tum, afirmó aquí que la problemática generalizada del crimen organizado, narcotráfico y corrupción tiene que ver con los vacíos que gobiernos han dejado ante la sociedad. En conferencia de prensa, previa a un reconocimiento de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), por el Día Internacional de la Mujer, señaló que ante la falta de oportunidades para grupos marginales, son presa de grupos delictivos para integrarlos a sus actividades ilícitas. La activista social consideró que es una problemática general no privativa de México o Centroamérica, sino universal. “Todo lo que representa el crimen organizado, la corrupción, el narcotráfico, el abandono del Estado a espacios fundamentales de organización social o de organización comunitaria y todo poder vacío es ocupado por otros poderes y eso es realmente lo que pasa en muchos países”, expuso. “En Centroamérica estamos perfectamente conscientes de que la problemática no es sencilla, porque había muchos cuerpos paralelos al Estado en otros años, porque existían guerras y conflictos internos”, dijo. Abundó que hoy “están incrustados en muchas instituciones del Estado, cómo la impunidad pasa a ser como casi una práctica normal en el Estado, o la corrupción o el narcotráfico, y esto es la preocupación más grande”. Todo lo anterior, dijo, “lo debemos de resolver los ciudadanos de los países”, mediante la organización desde barrios, comunidades y dar oportunidades. “Yo no tengo ninguna autoridad moral de cuestionar a un joven que escoge el camino de la violencia con los maras, si lo que le estoy dando es violencia, es decir no tiene trabajo, no tiene oportunidades, no tiene escuela, no tiene nada, entonces tiene que buscar sobrevivir”, manifestó. Ante esto, subrayó la pacifista guatemalteca, “la contrapropuesta debe ser oportunidades para toda la gente, para que se sienta bien y no esté amenazada la vida de su familia”. En este contexto, sostuvo que “el crimen organizado son mafias corporativas” y al igual que las empresas “tienen sus cabecillas y sus tentáculos en muchas partes y utilizan a la gente”. “La clave no es perseguir sólo al empleado de las mafias, sino cómo atacar el sistema como tal, es un tema estructural y por eso yo no lo veo como una campaña solamente estructural”, enfatizó. En este marco, la sociedad debe participar porque “solo el gobierno no lo puede resolver”, afirmó. En otro orden insistió en que la lucha por los derechos indígenas y de la mujer es permanente, por lo que es importante reinsertarlos dentro de las agendas de todos los países del mundo y generar conciencia ciudadana. Citó su experiencia como indígena, donde por la inseguridad “el perjuicio pasa a ser ya una doctrina” para ser objeto de actos discriminatorios, como le aconteció hoy en dos ocasiones en los aeropuertos internacionales de la Ciudad de México y de Monterrey. “Mucha de la discriminación se da por falta de voluntad política, otra se da por prejuicios, otra por ignorancia”, toda vez que “se aplica como una camisa de fuerza y ya se vuelve un régimen discriminatario o un régimen racista”, manifestó. “Por ejemplo, yo desde que salí de la Ciudad de México hoy, fui interrogada dos veces, primero mi indumentaria, ya habían pasado todos los pasajeros, habían pasado aduana y todo lo demás y un policía, joven por supuesto, me dice: ven aquí, sal fuera de la línea”, para ser revisada, refirió. “Y llego acá, lo mismo. Llego y me sacan de la línea de todos los que salen, es decir, esto es grave, ¿por qué?, porque el prejuicio pasa a ser ya una doctrina y un comportamiento de cuerpos de seguridad”, agregó. “Gracias a Dios que no tengo un rótulo que dice soy Premio Nobel de Paz, porque entonces me darían paso así, pero por mi condición es muy importante esta vida testimonial para mí, es lo que he llevado desde que salí de mi tierra”, expresó Menchú Tum. Posteriormente, impartió en el Aula Magna de la UANL la conferencia “La lucha por los derechos indígenas”, como parte del quinto ciclo de conferencia del Centro de Información de Historia Regional, titulado La historia de las mujeres por el derecho a la inclusión.


Sobre esta noticia

Autor:
Estados Mexicanos (36803 noticias)
Visitas:
65
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.