Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Sociedad Mexicana escriba una noticia?

Padecen más de un millón de personas fibrilación auricular en México

09/03/2011 02:38 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Más de un millón de personas padecen fibrilación auricular en el país debido principalmente a problemas cardiacos, como arritmia, diabetes e hipertensión, enfermedades graves que provocan tromboembolias y la muerte. En entrevista con Notimex Javier Antezana, médico adscrito a la Unidad de Coronarias del Hospital de Cardiología del IMSS, alertó que el principal síntoma es la arritmia cardiaca y falta de aire, y al practicar un electrocardiograma se determina el diagnóstico de fibrilación. “Alrededor de un millón de personas en México tienen fibrilación auricular, y se incrementa su prevalencia a medida que la edad aumenta, lo que significa que las personas de más de 60 años de edad son las que corren más riesgo”, indicó. El experto del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) señaló que la expectativa de vida ha aumentado y con ello ha cambiado la pirámide epidemiológica, por lo que se estima que habrá gente de mayor edad y con enfermedades crónicas y la fibrilación auricular no escapa. Entre los factores de riesgo mencionó diabetes, hipertensión, antecedente de enfermedad coronaria como infartos, relacionada con la fibrilación, es decir un coágulo que se forma en las aurículas que son cavidades del corazón, y serán las que aumenten la mortalidad. La fibrilación auricular, explicó el galeno, se asocia a las enfermedades que tienen mayor probabilidad de riesgo de muerte y de discapacidad, dependiendo de donde se registre la tromboembolia, es decir el coagulo, en el cerebro o en los pulmones. Dicho mal “es una patología, es una arritmia que se asocia con frecuencia a la insuficiencia cardiaca, otra gran epidemia de nuestros tiempos en los cuales hay un sin número de pacientes y esta asociación es la que puede incrementar la muerte de los pacientes”, agregó. Recordó que las enfermedades cardiovasculares en México representan la primer causa de muerte y esto conlleva poco más de 43 mil muertes por año, en tanto que la diabetes ocupa el segundo lugar y dentro de ésta las complicaciones isquémicas, y en tercer lugar las cerebrovasculares. El especialista del IMSS afirmó que el evento vascular cerebral que se presenta secundario a una fibrilación auricular es más grave, por lo que la discapacidad es mayor en estos pacientes, si no mueren. El tromboembolismo, precisó, provoca situaciones que matan al paciente, por lo que reiteró que tener enfermedad coronaria es muy delicado, sobre todo las mujeres. “Las mujeres están más propensas que los hombres y mayores de 65 años también marca el riesgo de tener una fibrilación auricular y tener embolia cerebral. Se produce en las aurículas que son cavidades del corazón donde se puede llegar a formar un coágulo que viaja hacia el área cerebral o hacia todo el organismo”, destacó. “La embolia cerebral provoca muchas muertes, mucha discapacidad y por otro lado altos costos a la salud pública de un país, por lo que la prevención es indispensable, pues estos fenómenos se pueden prevenir a través de estrategias entre ellas el tratamiento médico”, explicó Javier Antezana. Todo paciente con fibrilación auricular, afirmó, es candidato a tratamiento anticoagulante, hasta no demostrar lo contrario, pero en el país sólo 40 por ciento está medicado y controlado, por lo que el resto está en grave riesgo de muerte. El doctor Antezana planteó que el desapego al tratamiento depende en mucho de la concientización de los pacientes y médicos, a las propiedades del medicamento, porque interfiere con algunos otros medicamentos y alimentos y provocan malestares a quien se somete. No obstante, aclaró que los nuevos medicamentos ofrecen evitar el ajuste de dosis que hace que los pacientes no se adhieran como debe ser a la medicación, porque son dosis fijas y no necesitan monitoreo continuo con muestras de laboratorio. El riesgo de no adherirse al tratamiento una persona con fibrilación auricular es que puede sufrir una embolia, pues al dejar el tratamiento se duplica este riesgo porque deja de estar protegido por el fármaco, insistió el especialista.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Sociedad Mexicana (21910 noticias)
Visitas:
65
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.