Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Es el Pan de Muerto muestra de la riqueza cultural de México

01/11/2011 13:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Frente a la creciente influencia de costumbres extranjeras para estas fechas, existe una deliciosa tradición mexicana que se mantiene fuerte año con año, se trata de la elaboración del tradicional pan, tan representativo del culto a los muertos en México. Elaborado principalmente con harina de trigo, huevo, azúcar y anís, la receta del Pan de Muerto suele variar de una región a otra, pero sin duda en cada una de ellas ocupa un lugar predominante en la ofrenda. De acuerdo con el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), quien realiza distintas actividades en estas fechas para preservar y dar a conocer al mundo entero nuestras tradiciones, compartió que dentro de los distintos tipos de pan, está el caso de Oaxaca, en donde se prepara el llamado pan de yema, al que se incrusta una figura de alfeñique para representar el ánima a quien se dedica ese platillo. En la Mixteca Poblana, el Pan de Muerto se prepara con una masa igual a la del bolillo, pero se le da forma humana y es espolvoreado con azúcar blanca, si es para la ofrenda de los niños o con azúcar roja, si se colocará en el altar de los adultos. No obstante, este tipo de pan también se prepara con otras formas dependiendo de la región, como ocurre en Mixquic, donde asimismo se puede encontrar Pan de Muerto en forma de mariposa, ya que se creía que las almas de las niñas fallecidas se convertían en estos animales. Como ocurre con muchos otros platillos de la comida típica mexicana, el Pan de Muerto es resultado de la mezcla de las culturas indígena y española; sus raíces se remontan a la época en que las comunidades nativas de América realizaban sacrificios humanos rituales para después consumir el corazón, la carne y huesos de aquéllos, cuya vida era ofrecida a los dioses. Aquel canibalismo ritual, que a los ojos de los conquistadores europeos resultaba monstruoso, permaneció de cierta forma al fusionarse las costumbres de Día de Muertos de ambas culturas. Así, junto con el copal, las flores y comida, los panaderos comenzaron a preparar esta representación única, que lo mismo hacía alusión al "cuerpo de Cristo", que a los huesos de los sacrificados, como lo sugieren las formas hechas de masa en la cubierta de este azucarado y redondo pan -se dice incluso que la figura del centro simboliza el cráneo.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
58
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.