×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
0
Posición en el Ranking
0
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    11.416
  • Publicadas
    11
  • Puntos
    0
Veces compartidas
0
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
Recientes
Visitas a noticias
05/12/2019

Una de las decisiones más importantes cuando se ejecuta una vivienda de nueva planta, así como cuando se realiza una reforma de un inmueble, es la de escoger la tipología del sistema de calefacción. Caldera de biomasa, aerotermia, caldera de gas natural, caldera de gasóleo, sistemas por bomba de calor... Son muchas las posibilidades que ofrece el mercado actual.

En este artículo, analizaremos algunas de estas alternativas a través del caso tipo de una pequeña vivienda unifamiliar, determinando sus consumos energéticos, costes de funcionamiento y emisiones de dióxido de carbono bajo un mismo perfil de uso.

La vivienda objeto de estudio estará compuesta por un salón-comedor-cocina, dos dormitorios, un pasillo y un aseo. Por sus dimensiones y características constructivas, presenta unas cargas térmicas muy reducidas, de 3.277, 00W a nivel de refrigeración (55, 70W/m2) y 3.831, 40W a nivel de calefacción (65, 2W/m2). A continuación se refleja su comportamiento energético anual a nivel de demanda energética.

image

image

El inmueble dispone, en su situación inicial, de una caldera mixta de pie, de gasóleo, de 24kW de potencia, con un rendimiento medio estacional del 65%. Con dicha instalación, el consumo de energía final anual en el punto de consumo es de 10.772, 70kW·h, lo que implica que, estimando un coste de 0, 0975€/kW·h para el gasóleo de calefacción, el desembolso anual en combustible es de aproximadamente 1.050, 34€. La siguiente tabla refleja el comportamiento del inmueble mes a mes para cada vector energético:

image

Al tratarse de una caldera de gasoil antigua, el rendimiento de la misma es bastante pobre, lo que desemboca en un consumo y unas emisiones excesivas. Por ello, se plantearán las siguientes alternativas:

  • Caldera de gasoil con un rendimiento superior
  • Caldera de gas natural
  • Caldera de gas propano
  • Caldera de biomasa densificada (pellets)
  • Radiadores eléctricos
  • Aerotermia
  • Bomba de calor

Estos serían los consumos energéticos de cada uno de los equipos analizados:

image

Como puede observarse, con los rendimientos y costes unitarios por kW·h estimados, los sistemas donde más ahorro se produciría, serían la aerotermia y la biomasa, seguidos de cerca, aunque en un segundo escalón, por el gas natural. No obstante, es importante destacar que, de trabajar el sistema de calefacción a una temperatura inferior (por ejemplo, si existiera un sistema de suelo radiante), podría mejorarse ligeramente el rendimiento medio estacional de la caldera de gas natural, aproximando su ahorro un tanto más al de las soluciones de aerotermia y biomasa densificada (pellets).

Por otro lado, es importante cuantificar las emisiones de dióxido de carbono que con cada sistema se producen. Aquí, la superioridad del sistema de biomasa analizado es evidente, con una reducción de más de un 90% respecto de la situación de partida. En segundo lugar encontraremos la aerotermia, con una reducción también muy significativa, de más de un 75%, y en tercer lugar, los sistemas de gas natural y gas licuado petróleo, con reducciones de algo más de un 35%. En la siguiente tabla se reflejan los resultados obtenidos:

image

En definitiva, de los sistemas analizados, los más atractivos desde un punto de vista tanto económico como ecológico, serían en primer lugar las calderas de biomasa y las bombas de calor por aerotermia. Si bien su implementación en edificios de obra nueva es sencilla, en el caso de edificios existentes puede resultar dificultosa y en ocasiones inviable, especialmente por falta de espacio (en el caso de las calderas de biomasa), o por la necesidad de realizar importantes modificaciones en la instalación eléctrica para ampliar potencia en el caso de los sistemas de aerotermia. En aquellos casos donde no resulte factible incorporar dichos sistemas, una buena alternativa puede ser instalar calderas de gas natural, aunque esto no siempre es posible, especialmente en zonas rurales, donde no existe red de suministro urbano.

En un mundo donde cada vez son más altos los costes energéticos, y en el que es fundamental controlar el impacto medioambiental de nuestras acciones, la elección de nuestros sistemas de calefacción presenta una trascendencia muy significativa. Cada caso debe ser analizado con detenimiento, puesto que cada edificio y emplazamiento son únicos. Afortunadamente, en la actualidad existen herramientas informáticas y de medición para evaluar convenientemente la demanda y consumo energético de los edificios, y podemos tomar la mejor decisión para cada caso concreto.

La potencia total instalada por unidad de superficie iluminada es de 18, 98 W/m2, siendo en la actualidad el valor máximo admisible para un uso administrativo, conforme a lo dispuesto en el Documento Básico de Seguridad de Utilización y Accesibilidad del Código Técnico de la Edificación (CTE DB SUA-3), de 12W/m2.; esto implica una desviación de un 58, 16% respecto de lo que se consideraría un valor asumible. Por otro lado, al analizar el valor de eficiencia energética de la instalación (VEEI), que tiene en consideración la relación existente entre la potencia consumida por la instalación, la superficie cubierta y la iluminancia media aportada por la misma, obtenemos de nuevo un valor deficiente, de 3, 20W/m2. En este caso, tan solo existe una desviación de alrededor de un 6, 66% respecto del valor límite establecido por la normativa anteriormente indicada, en gran medida por el buen comportamiento a nivel de iluminancia aportado por el sistema.

Confiamos en que el artículo haya sido de su interés. Pueden obtener más información sobre certificación energética de edificios y proyectos de arquitectura eficiente en la página web de nuestro estudio de arquitectura. También pueden ponerse en contacto con nosotros y realizarnos cualquier consulta a través del teléfono 91 376 61 27, por correo electrónico a través de info@fundamentarq.com, o a través del apartado contacto de nuestra página web. Fundamenta Arquitectura, Arquitectos de Madrid.

Más recientes de Fundamentarq

El Ahorro Energético, Ecológico y Económico de la Tecnología Led

El Ahorro Energético, Ecológico y Económico de la Tecnología Led

ADesde hace ya varios años se viene hablando de las ventajas del cambio a la tecnología Led, pero es difícil encontrar análisis en los que se valore de manera exhaustiva el verdadero ahorro energético y económico obtenido en un edificio real, así como las prestaciones finales aportadas por la nueva 06/09/2019

Etiqueta de Eficiencia Energética de los Electrodomésticos

Etiqueta de Eficiencia Energética de los Electrodomésticos

¿Sabes qué es posible ahorrar energía en tu casa sin perder comodidad ni calidad de vida? 25/01/2017

Arquitectura Pasiva y Eficiente | La Envolvente Opaca

La envolvente térmica de los edificios juega un papel crucial a la hora de limitar la pérdida de energía, pues dicha "piel" es la principal encargada de proteger los espacios habitables, y por ende de resolver la transición de energía entre el interior y el exterior 09/12/2016

Arquitectura Pasiva y Eficiente | La Importancia de la Orientación

La orientación de los edificios es un aspecto fundamental a la hora de controlar la demanda energética de los edificios, pues de ella depende el efecto que el viento y, en especial la radiación solar, tendrán sobre el inmueble 28/11/2016

Mostrando: 1-5 de 8