×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
0
Posición en el Ranking
0
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    1.707.042
  • Publicadas
    347
  • Puntos
    0
Veces compartidas
1.970
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
Recientes
Visitas a noticias
Hace 5d

Ante el despegue del fascismo, los partidos de la izquierda progresista vista que las garantías democráticas se encuentran bajo amenaza, deben salvar diferencias, y al unísono, actuar en frente común hasta conseguir la total aniquilación de esta lacra

Ensimismados con esta democracia de apariencia como si el cuento de la modélica Transición fuese real, en tanto que con disciplina prusiana a otros se les exigía acatamiento a la Constitución, no fuimos capaces de percibir sin embargo, que para la resurrección del fascismo el marco del Estado de Derecho es el escenario propicio.

Eso al menos es lo que viene a indicar el avance que con plena libertad de acción y total permisividad se está produciendo en la extrema derecha del país, como demuestra la irrupción de VOX en Vistalegre, curiosamente justo en coincidencia con la determinación de sacar a la figura de su referente ideológico del Valle de los Caídos:

Pero esa irrupción no surge por generación espontánea sino que es consecuencia directa de la crisis del 2007 causantes de la depresión económica, y por tanto de las fuerzas políticas mayoritarias ( conservadores y socialdemócratas) que por su dinámica de colaboración con el establishment financiero no solo facilitaron que se produjese la debacle sino que fueron incapaces de establecer soluciones paliativas a sus perniciosos efectos.

Esa falta de resultados indujo que las víctimas de tan compleja situación, engañadas hasta la saciedad ya no sueñen en que las cosas puedan cambiar, y en su desesperación se decantten por buscar solución en otras opciones políticas, hasta el extremo de depositar su confianza en partidos que aprovechando el río revuelto ejercen de redentores ofreciendo lo que la gente descontenta quiere oír, y esto hizo que sumen adeptos a su causa hasta conseguir que las clases populares voten por su opción política.

De ahí que el nuevo auge del fascismo no tenga marcha atrás de persistir las dinámicas neoliberales con implementación de las políticas de austeridad y del recorte de fondos destinados a mantener las políticas sociales, pues la carencia de protección del Estado hacia sus ciudadanos induce un descontento generalizado que favorece que un partido de la ultraderecha como VOX a pesar de su ideología xenófoba y homófobo, además de su animadversión a las instituciones democráticas, aún así, siga arrancando rendimiento político de la situación.

Sobra decir que su narrativa de cambio tiene arraigada aceptación entre los jóvenes por su situación de marginación, así como en el entorno del sector de población más desencantado con el sistema y el funcionamiento del país, siendo que a la vez sus postulados anti-inmigración, le posibilitan arrancar votos en centros obreros en declive, donde la mano de obra barata conforma un tándem con la deflación de salarios y el desempleo, no en balde, sus apoyos proceden mayormente de los sectores más vulnerables a los que el bipartidismo no alcanzó a dar respuesta como consecuencia del fracaso impelido desde el austericidio neoliberal.

De no reaccionar con la máxima energía contra el virus del fascismo, sus efectos destructivos pueden dar al traste con la convivencia pacífica

Todo viene a indicar que la España de la Transición involuciona favorablemente, al tiempo que un facherío de nuevo cuño unido por emociones nostálgicas y campando a sus anchas, se rearma ideológicamente al amparo de la escandalosa impunidad que les reporta un estrafalario Estado de Derecho, posibilitando con ello el peligro de volver a repetir una situación que ya se vivió y de la que todos conocemos el fatal desenlace. Cuya muestra para vergüenza de esta democracia de apariencia son los muertos que aún yacen mal enterrados en las cunetas de los caminos de España, pues los más de 140.000 asesinados sepultados en fosas comunes con nocturnidad y anonimato es la cruel herencia que nos dejaron los progenitores de esta tropa, que al parecer, ahora con idéntico credo, sus cachorros intentan repetir la "hazaña"

Es por eso que resulta escandalosa la permisividad institucional y política hacia este nuevo rearme del fascismo, de quienes alentando prácticas regresivas están poniendo en riesgo nuestro sistema de derechos y libertades; de ahí que en modo alguno se deba permitir la actividad política de quien no solo pone en cuestión la democracia sino que de forma sutil busca su eliminación como objetivo, para así y en suplencia, instaurar un régimen de ideología totalizante desde donde seguir oprimiendo a amplios sectores de la sociedad como ya hicieron sus progenitores cuando actuando contra el orden constitucional, a través de un golpe de estado se apropiaron del gobierno del pais.

Ahora bien, la cosa va mas allá, pues además de VOX con las soflamas incendiarias de su presidente Abascal, el escoramiento hacia la ultra derecha es una tendencia iterativa en el feudo conservador, bien sea Ciudadanos con un Rivera arengando patriotismo exacerbado, o Casado del PP haciendo suyos los sermones aznaristas, Afinidad que les conduce a todos ellos hacia idéntica deriva, que no es otra que ejercer de prosélitos del fascismo más recalcitrante, distante en su concepción de la moderación característica de una derecha civilizada.

Una circunstancia que por su carácter de anomalía democrática no debe pasar desapercibida y mucho menos quedar sin respuesta, pues de no reaccionar con la máxima energía contra el virus del fascismo, sus efectos destructivos pueden dar al traste con nuestra convivencia de ahí la obligación de despertar la conciencia ciudadana y de activar los resortes de defensa del Estado democrático como freno a este embate reaccionario e involutivo

Resultaría cómico si no fuese trágico, que los mismos que nos condujeron al desastre se reivindiquen ahora como redentores de la situación

Hasta ahí podríamos llegar!

Más recientes de Galdo Fonte

Las apariencias engañan

Las apariencias engañan

En tanto las coacciones del poder financiero subyuguen el libre funcionamiento de las instituciones, la salud de nuestra democracia se mantendrá permanentemente bajo mínimos 07/10/2018

El cascabel y el gato

El cascabel y el gato

Tras el mercado libre que rige el sector eléctrico, en realidad, hay un sistema oligárquico controlado por cinco empresas que en oligopolio se forran en cualquier circunstancia en donde por lo demás su funcionamiento es una farsa y sus beneficios una estafa gigantesca 26/09/2018

Fene, desordenado y sin solución

Fene, desordenado y sin solución

Transparencia, participación y buen gobierno son términos asiduos de campaña electoral, pero justo la antítesis con los 9 años que lleva el Ayuntamiento de Fene con la Revisión de su Plan General, que a pesar de tan excedida temporalidad mantiene en su invariable empantanamiento 18/09/2018

La respuesta del silencio

La respuesta del silencio

Tras la inactividad con que tantas veces concluyen los procedimientos iniciados a instancia de los ciudadanos, está el nepotismo institucional de los cargos de confianza y la descapitalización que tal práctica produce en el hacer funcionarial 13/09/2018

Ayuntamientos en insuficiencia financiera

Ayuntamientos en  insuficiencia  financiera

Para dotar a los Ayuntamientos de las condiciones económicas adecuadas con las que poder ofertar a la ciudadanía los servicios que demandan, es imprescindible un nuevo marco legal de financiación en sustitución de la caduca e inservible legislación vigente 05/09/2018

Mostrando: 1-5 de 346