Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Espectáculos escriba una noticia?

Pinta de sangre Slayer al Palacio de los Deportes

21/06/2011 19:43 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Bastaron 90 minutos para que el poder de la legendaria banda Slayer “pintara de sangre” y bañara de thrash metal anoche el Palacio de los Deportes, que lució abarrotado por miles de fanáticos que rugieron al compás del cuarteto. Aun con la ausencia del guitarrista fundador Jeff Hanneman, su sustituto, Gary Holt (Exodus), se unió al grupo que destruyó la armonía nocturna con sus acordes y redobles agresivos que formaron parte de su “World Painted Blood Tour 2011”, con el cual regresaron a la Ciudad de México tras cinco años de ausencia. Horas antes a su aparición, distintas generaciones desfilaron por el metro y las calles aledañas vistiendo playeras negras con el nombre de la banda, mientras algunos otros jóvenes buscaban desesperados alguna entrada en la reventa, las cuales llegaban a triplicar su precio original. “Esperé seis años para poder traer a mi hijo a escuchar a una de las bandas más importantes de la historia del metal”, comentó el padre de un joven de 12 años quien ya sacudía su cabeza con violencia al ritmo de la banda telonera, Avatar, que ofreció una discreta actuación con temas como “Ancient cultures”, “Let the dead plays” y “Rainmakers”, entre otras. Sin una producción extravagante, acompañados de dos pantallas colocadas en cada uno de los extremos del escenario y con una manta gigante que lució con vehemencia el nombre de la banda, Tom Araya y compañía salieron al escenario en medio de una densa nube de humo y una lluvia de luces rojas para abrir su concierto con los temas “World painted blood” y “Hate worldwide”. “Hola México, ¿Están listos?, ¿De verdad están listos?”, fueron las primeras palabras del vocalista y bajista chileno, que declaró la guerra en el “Domo de Cobre” al ritmo frenético de “War ensamble”, “Postmortem”, “Temptation” y “Dittohead”. Ya con los ánimos encendidos y con el sudor escurriendo por los miles de cuerpos conglomerados en el recinto, los seguidores comenzaron a realizar el clásico “mosh pit” en distintas zonas de la pista mientras disfrutaban de la violencia impuesta por “Stain of mind”, “Disciple”, “Bloodline” y “Dead skin mask”, esta última terminó por desgarrar al máximo las gargantas del público. El infierno continuó con “Hallowed point” y “The antichrist”; sin embargo, el frenesí se detuvo cuando Araya preguntó “¿Les gusta la libertad?, ¿Ustedes se sienten libres?, pues estas canciones hablan sobre eso”, e inmediatamente después explotó de nuevo con “Americon” y “Payback”. Sin ofrecer tregua, el espectáculo siguió fundiendo el lugar con “Mandatory suicide”, “Chemical warfare”, “Ghosts of war”, “Seasons in the abyss” y “Snuff”, canciones que despidieron por primera vez al cuarteto originario de Huntington Park, California. Las marcas de guerra comenzaron a aparecer en los presentes; sin embargo, no fue motivo para bajar la guardia ante el espectacular regreso de la banda, que terminó de proclamar su reino con “South of heaven”, “Raining blood” y “Angel of death”, los cuales lucieron poderosos con los riffs emitidos por la guitarra de Kerry King. Para las 23:00 horas, Slayer, conformada por Tom Araya, Kerry King, Dave Lombardo y Gary Holt, terminó de apoderarse de la capital del país, donde presentó su más reciente material discográfico “World painted blood” ante miles de mexicanos que se unieron al ejercito de uno de los cuatro grupos más grandes de la historia del thrash metal.


Sobre esta noticia

Autor:
Espectáculos (21096 noticias)
Visitas:
223
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Lugares
Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.