Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Dr Javier Ramos escriba una noticia?

Preocupación por el peso y prácticas para el control de peso entre estudiantes universitarios

23/07/2013 12:19 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La insatisfacción con la imagen corporal y las tecnicas inadecuadas para lograr la figura ideal

Preocupación por el peso y prácticas para el control de peso entre estudiantes universitarios

 

 

Hacia fines del siglo XX, en la sociedad occidental se ha dado un vuelco en los estereotipos sobre las figuras corporales ideales, creando la idea de que las mujeres deben de ser muy esbeltas y los hombres portar cuerpos largos y musculosos, aunado a esto ha crecido la motivación global entre los personas de distintas edades por cumplir estos cánones, siendo las personas más jóvenes, las más involucradas en satisfacer los ideales de belleza corporal, desafortunadamente el modelo actual de cuerpo ideal es inaccesible para la gran mayoría de mujeres y hombres  e incompatible muchas veces con una buena salud, situación que ha incrementado en los jóvenes una insatisfacción con la imagen corporal, aumentando la motivación por adelgazar promoviendo técnicas de control de peso que pueden resultar inadecuadas y peligrosas.

 

Como evidencia empírica del deseo de una figura delgada, estudios realizados en en diferentes partes del mundo, han encontrado evidencia de una relación directa entre el índice de masa corporal y la insatisfacción con la imagen corporal en ambos sexos, encontrando que a mayor masa corporal las personas tienden a sentir más desagrado con su figura (R=O.544, P < 0.01) (Casillas y cols., 2006; Jáuregui y cols., 2009; Lora y Saucedo, 2006; Sawami y cols. 2010; Madrigal y cols.1999; Saucedo y cols. 2008; Trejo y cols. 2010; Unikel, Saucedo, Villatoro y Fleiz, 2002;Zaragoza, Saucedo y Fernández, 2011).

 

En años recientes se ha realizado un estudio internacional (International Body Project, IBP-I) (Sawami y cols. 2010), en 26 países en 20 regiones del mundo, para evaluar el ideal femenino sobre el peso corporal y la insatisfacción con la figura corporal, en el cual fueron evaluadas 7, 434 mujeres jóvenes y adultas, se utilizó la escala de siluetas de figuras corporales (CDFRS) y auto reportes de exposición a medios con contenidos occidentales (tv, prensa e interned); dentro de los resultados se encontró que la edad, el índice de masa corporal y la exposición a medios occidentales predice el deseo por tener la figura corporal delgada, también se encontraron diferencias en la insatisfacción con la figura corporal y en el deseo de la figura corporal ideal, entre regiones con alto estatus económico y las de bajo estatus, siendo las figuras corporales con mayor peso preferidas en los países de bajo estatus económico (ds = 1.94-2.49), encontrando mayor insatisfacción con la imagen corporal y deseo por la delgadez en mujeres que habitan regiones con alto estatus socioeconómico.

 

Con resultados similares dentro de un estudio realizado en nuestro país (Zaragoza, Saucedo y Fernández, 2011). en estudiantes universitarios, con una muestra aleatoria de 490 estudiantes de entre 17 a 30 años de edad, en el que se detectó insatisfacción con la imagen corporal, se encontró que tanto hombres como mujeres con sobrepeso, tuvieron mayor riesgo de sentir insatisfacción con la imagen corporal por querer estar más delgados; también se descubrió que a pesar de que más del 60% de las mujeres registraron un IMC normal, 82% estaban insatisfechas con su imagen corporal, el 57% de las mujeres querían una figura más delgada y 35% de los varones querían un cuerpo más robusto, este último anhelo no fue exclusivo de varones con bajo peso (6%), sino también, lo fue en sujetos con peso normal (27%).

 

La insatisfacción con la imagen corporal se ha asociado con otros indicadores como: practicas inadecuadas para el control de peso y mala calidad de vida;

 

Practicas inadecuadas para el control de peso

 

Existe evidencia de que entre la población universitaria el anhelo de un cuerpo estilizado puede traducirse en estrategias inadecuadas de control de peso; se realizó un estudio descriptivo, (Salvador, García, y De la Fuente, 2010), con jóvenes españoles, con el objetivo de detectar estrategias utilizadas para el control del peso; con 740 estudiantes, seleccionados por muestreo estratificado. Los resultados muestran que el 48.2 % de la muestra total, se esfuerzan por controlar su peso. La estrategia que los participantes creen ser la más efectiva para el control del peso es el “ejercicio aeróbico” (un 94.2%), pero solo es utilizada por un 68.8%, el segundo método de control es “comer con moderación”, creen que sirve un 92.7% y la utilizan el 76.7%, un 89.1% de los sujetos creen que “No comer alimentos chatarra” sirve para controlar el peso, pero sólo la utilizan un 65.3%, solo comer un tipo de alimento 7%, vomitar la comida 3.1% y laxarse 6.2%.El uso de laxantes y el inducirse el vómito después de comer como forma de controlar el peso, ha sido documentado también dentro de estudios en universitarios anglosajones, (Niemeir y cols., 2006; O'Dea & Abraham, 2001; Sherwood, Harnack, & Story, 2001) donde se encontraron resultados similares al evaluar las formas de control sobre el peso en una muestra de universitarios, donde se encontró que el 19% abusan de los laxantes, el 10% se inducen vómito y el 10% se saltaba el desayuno o alguna comida como forma de control de peso, además los autores consideran que utilizar estos métodos de control de peso son factores de riesgo para el desarrollo de trastornos alimenticios.

 

Con el objetivo de evaluar la relación entre insatisfacción con la imagen corporal y prácticas inadecuadas para el control de peso, en Norte América se realizó un estudio con estudiantes (Murawski, Elizathe & Rutsztein. 2009) que tuvo el objetivo de comparar el grado de satisfacción con la imagen corporal, así como los hábitos, conductas y actitudes hacia la alimentación de mujeres y varones de escuelas preparatorias, con una muestra aleatorizada de 454 participantes; dentro de los resultados se encontró que las mujeres presentan puntajes significativamente mayores en búsqueda de delgadez, e insatisfacción con la imagen corporal, que sus pares varones, a su vez, una proporción significativamente mayor de mujeres presenta conductas compensatorias inadecuadas con el fin de mantener o bajar de peso y entre estas se encontraban las más insatisfechas con su imagen corporal.

 

Por otro lado existen investigaciones que han encontrado relación en las prácticas inadecuadas de control de peso con la inadecuada percepción del peso corporal.

 

En Norte América dos grupos de investigadores Harring, Montgomery y Hardin, (2010) yWharton,Adams y Hampl, (2008) se dieron a la tarea de encontrar la relación entre la percepción del peso corporal y las estrategias para perder peso, extrayendo sus muestras de la base de datos del National College Health Assessment Survey, la primera investigación con una muestra de 97, 357 jóvenes universitarios y la segunda con 38, 204, ambas muestras con ambos sexos, donde se les pregunto cosas relacionadas con su propio peso tales como, su propia estimación del peso, sus prácticas de control de peso y su agrado por su peso, además de datos sociodemográficos. Dentro de la investigación de Wharton,Adams y Hampl, se encontró que la mitad de los encuestados realizaban alguna estrategia para bajar de peso aunque solo el 28% de los estudiantes tenia sobrepeso u obesidad; el 12% tuvieron una inexacta percepción de su peso corporal, dentro de la categoría de personas con una inexacta percepción de su peso corporal los autores ubicaron a quienes se consideraron pesados o muy delgados, siendo que su índice de masa corporal era normal; los resultados señalan en ambas investigaciones que este grupo “percepción inexacta de peso” tuvo más probabilidad de usar técnicas inapropiadas de control de peso (vomitar, usar laxantes y dietas inadecuadas) que aquellos quienes tuvieron una adecuada percepción de su peso, tanto en hombres como en mujeres.

 

Insatisfacción con la imagen corporal y disminución

en la calidad de vida

 

Investigaciones recientes han encontrado asociaciones entre la insatisfacción con la imagen corporal y disminución en la calidad de vida; en Sudamérica Arzúa y cols. (2010) en un estudio realizado en Chile con adolescentes, con una muestra de 702 participantes se evaluó la relación existente entre la calidad de vida y la preocupación por la imagen corporal, se encontró que la preocupación por el control del peso y la imagen corporal están relacionadas con una menor calidad de vida de los adolescentes, en particular en las dimensiones de bienestar, estado emocional, ánimo y autopercepción, otros estudios (Hidalgo, Hidalgo, Rasmusse y Montaño, 2011) suguieren que a medida que avanza la edad (inicio de la etapa adulta) la insatisfacción con la imagen corporal se mantiene y sigue provocando en el adulto joven una calidad de vida disminuida; Hidalgo y cols.(2011) en el estudio de que tuvo por objetivo analizar la calidad de vida en relación con la auto percepción del peso corporal y comportamientos de control de peso en 2, 401 estudiantes universitarios Mexicanos, se observó que el 44, 7% de los participantes tratan de bajar depeso, la prevalencia en las mujeresque intentan bajar de peso es 52, 8% en hombres fue de 31, 7%, cuando analizaron si éste intento de bajar de peso iba ligado a una percepción de sobrepeso, encontraron que el 40% de las mujeres que perciben su peso cercano a lo correcto tratan de bajar de peso; en cuanto a la calidad de vida, se encontró que la percepción de sobrepeso estaba asociada a menor calidad de vida, y la percepción del peso cercano al correcto se asociaba con mejor calidad de vida, sugiriendo que las desviaciones de la percepción del peso normal afectan la calidad de vida. Se encontró que quienes tratan de mantenerse en su peso obtienen las mejores puntuaciones, por lo que los autores especulan que es un indicador de que están conformes o les parece un peso adecuado. La inconformidad con su peso en quienes quieren subir o bajar, se relacionó con menor calidad de vida, lo que podría reflejar que la preocupación por el peso es una fuente de insatisfacción.

 

Referencias

 

Casillas, M., Montaño, N., Reyes, N., Bacardí, M. y Jiménez, C.(2006). A mayor índice de masa corporal, mayor grado de insatisfacción de la imagen corporal Rev Biomed ; 17:243-249.

 

 

Jáuregui, I., Romero, J., Bolaños, P., Montes, . C., Berriatúa, C., Díaz, R., Montaña, M., González, M., Morales, M., Leon, P. (2009). Conducta alimentaria e imagen corporal en una muestra de adolescentes de Sevilla. Nutrición Hospitalaria; 24(5):568-573.

Insatisfacción con la imagen corporal y disminución en la calidad de vida

 

Lora, C. y Saucedo, T. (2006).Conductas alimentarias de riesgo e imagen corporal deacuerdo al índice en la masa corporal. Salud mental, vol, 26 numero 3.

Madrigal-Fritsch, H., Irala-Estévez, J., Martínez-González, A., Kearney, J., Gibney, M., Martínez-Hernández, A., (1999). Percepción de la imagen corporal como aproximación cualitativa al estado de nutrición. Salud Pública México ; 41(6):479-486.

 

Murawski, B. M., Elizathe, L., & Rutsztein, G. (2009). Eating habits and body image dissatisfaction: A comparative study between young women and men from high schools. Anuario de investigaciones, 16, 65-72.

 

Niemeier, H., Raynor, H., Lloyd-Richardson, E. & Rogers, M., Wing, R. (2006). Fast food consumption and breakfast skipping: predictors of weight gain from adolescence to adulthood in a nationally representative sample. J Adolesc Health; 39 : 842– 849.

O'Dea, J. & Abraham, S. (2001) Knowledge, beliefs, attitudes, and behaviors related to weight control, eating disorders, and body image in Australian trainee home economics and physical education teachers. Journal of nutrition and education. 33(6):332-40.

Salvador, M., García, M. y De la Fuente, M. (2010). Creencias y estrategias para el control del peso, satisfacción con la imagen corporal y autoestima. European Journal of Education and Psychology. Vol. 3, Nº 2, Págs. 257-273.

 

Saucedo-Molin, . T., Escamilla-Talón, A., Portillo-Noriega, I., Peña-Irecta, A, Calderón-Ramos, Z.(2008) Distribución y relación de factores de riesgo asociados a trastornos de la conducta alimentaria en púberes hidalguenses, hombres y mujeres, de 11 a 15 años de edad. Rev Invest Clin; 60(3): 231-240.

Sherwood NE, Harnack L, Story M (2000) Weight-loss practices, nutrition beliefs, and weight-loss program preferences of urban American Indian women. J Am Diet Assoc 100:442–446

 

Trejo, P., Castro, D., Facio, A., Mollinedo, M. y Valdez, L. (2010). Insatisfacción con la imagen corporal asociada al Índice de Masa Corporal en adolescentes. Revista Cubana de Enfermería; 26(3)144-154.

Unikel, C., Saucedo-Molina, T., Villatoro, J. y Fleiz, C. (2002). Conductas alimentarías de riesgo y distribución del Índice de Masa Corporal en estudiantes de 13 a 18 años. Salud Mental;25(2);49-57.

 

Urzúa, A., Avendaño, F., Díaz, S., Checura, D.(2010). Calidad de vida y conductas alimentarias de riesgo en la preadolescencia.Rev Chil Nutr Vol. 37, Nº3.

 

Wharton, C.,    Adams, T., & Hampl, J.(2008). Weight Loss Practices and Body Weight Perceptions Among US College Students. Journal of American College Health. Volume 56, Issue 5.

Zaragoza, J., Saucedo, T., Fernández, T. (2011). Asociación de impacto entre factores socioculturales, insatisfacción corporal, e índice de masa corporal en estudiantes universitarios de Hidalgo, Sociedad Latinoamericana de Nutrición Vol. 61 Nº 1.


Sobre esta noticia

Autor:
Dr Javier Ramos (7 noticias)
Visitas:
312
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.