Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Aicrag escriba una noticia?

La razón de los cambios de opinión en intención de voto

01/07/2018 15:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Varias encuestas ya sitúan al PSOE como primera fuerza política del país, relegando al pasado aquellos sondeos que vaticinaban una victoria arrolladora de Ciudadanos

Cada partido político tiene sus votantes leales, lo que representa el elemento de continuidad y estabilidad para su afianzamiento. Pero es el factor votante transferido el que constituye el más importante componente de cambio, proporcionando así una fuente potencial de inestabilidad. Su incidencia sobre los resultados electorales es mayor que el de los demás tipos de votantes, dado que se contabilizan por partida doble: como pérdida del partido por el que votó en la primera elección y como ganancia de aquel por el que vota en la segunda.

Estos cambios producidos como consecuencia de una desafección del votante con el programa o la evolución del partido a que votaba o proyectaba votar es lo que produce esas variantes en las encuestas de intención de voto, provocando una volatilidad en los resultados de dichas encuestas y su consiguiente impacto en la opinión pública.

El comportamiento electoral es susceptible pues, de ser influido de alguna manera por este cambio de opinión de aquellos votantes potenciales descontentos, produciéndose un efecto dominó desmovilizador hacia ese partido.

La frontera entre lo motivado por la atracción y el rechazo casi nunca está demasiado clara, pues cualquier identificación con alguien implica el rechazo del otro y viceversa

El elector entonces, busca una posible identificación con el candidato o líder más carismático en ese momento. Y por eso, el PSOE, ha abierto una campaña de identidad partidista, donde Pedro Sánchez, a través de las redes y de las fotografías que publican, aparece como ese líder en el que el elector reconoce en sus cualidades el del ideal del YO, tanto en lazos de naturaleza política como no política.

Cierto es también, que la frontera entre lo motivado por la atracción y el rechazo casi nunca está demasiado clara, pues cualquier identificación con alguien implica el rechazo del otro y viceversa. En definitiva, toda esta campaña publicitaria que el equipo de asesores de Sánchez está llevando a cabo gira en torno al llamado voto útil; es una especie de voto táctico. Se trata, pues, de un voto inducido en gran parte por las características personales del candidato y por las actuaciones y la competitividad que se le presuponen.

Pero esta elevación en el número de personas cuya intención de voto es ahora favorable al PSOE, puede también menguar una vez pasado el efecto mágico de novedad y cambio. Al final, como de costumbre, el elector tendrá en cuenta el grado de seguridad y confianza que el correspondiente líder y su partido le ofrezcan como contraprestación. Y en cualquier caso, los factores estructurales, por un lado, y los planteamientos de racionalidad, por  otro, constituyen dos dimensiones que se conjugan en mayor o menor medida, en la adopción de la intención o decisión de voto.


Sobre esta noticia

Autor:
Aicrag (274 noticias)
Visitas:
4687
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.