Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Rescata “Una Luz en Milpa Alta” aportes de Julia Jiménez González

24/01/2012 12:54 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La mayor aportación de Julia Jiménez González, Doña Luz, radica en que al tener una escuela dentro de la plástica mexicana bien reconocida a nivel mundial, ella creó el estereotipo de la mujer indígena para ser inmortalizada por grandes pintores, escultores, grabadores, muralistas y fotógrafos. Así lo manifestó esta tarde Jesús Villanueva Hernández, licenciado en Ciencias Humanas, estudioso de la primera mitad del Siglo XX y nieto de Doña Luz, quien presentó el libro “Una Luz en Milpa Alta” en las instalaciones del Museo de la Ciudad de México, donde evocó la figura y obra de su abuela. “Hasta antes de ella teníamos figuras europeizadas y mestizas de la figura de la mujer, pero no de corte indígena. Ella modeló 1920 a 1965, trabajó con al menos tres generaciones de pintores, escultores, grabadores, muralistas y fotógrafos, a lo largo de 40 años”, explicó Villanueva Hernández a Notimex, en entrevista. Recordó que en estos días se cerrará un ciclo más y así lo explicó: “Doña Luz nació el 28 de enero de 1897 y murió el 28 de enero de 1965. En el curso de su vida, posó, incluso desnuda, para diversos artistas y fotógrafos, así como para los muralistas Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros y José Clemente Orozco. Otra aportación de esa dama del siglo XX mexicano fue su trabajo como traductora e intérprete, pues “sirvió de puente entre el México prehispánico y el México de la primera mitad del siglo XX. “Contribuyó a fortalecer la identidad nacional en esta ciudad como modelo de la indígena de la postrevolución”. Al hablar de su libro, que tiene una presentación y formato de bolsillo, a todo color y numerosas imágenes de Doña Luz, así como datos biográficos y una semblanza de su quehacer dentro de las artes plásticas, la literatura y otras disciplinas, el autor dijo que es una obra editada por la Delegación Milpa Alta. “Incluye un cuadernillo y un disco compacto, para explicar de manera detallada la vida y obra de Luz Jiménez González, originaria de Milpa Alta, quien vivió diversos sucesos derivados de la Revolución Mexicana, como por ejemplo días de convivencia y trabajo al lado del caudillo Emiliano Zapata”, abundó el autor. Destacó que su condición de indígena le valió, tiempo después, ser reconocida como modelo y estereotipo de la mujer indígena mexicana para artistas plásticos como Rufino Tamayo, entre otros, “quienes participaron en la Academia de San Carlos y otros lugares importantes para la creación artística de la época”, añadió. El entrevistado puntualizó que gracias al dominio del náhuatl y el español, Doña Luz pudo acercar a los caxtilantlacame (los no indígenas) a la comprensión del México indígena que se empezó a revalorar en el siglo XX, de ahí que los artistas la buscaran para conocer y adentrarse en el mundo indígena de Milpa Alta. “Por ello fue parte fundamental entre la historia del arte mexicano y la literatura náhuatl, ya que sirvió de puente entre el México prehispánico y el México de la primera mitad del siglo XX”, agregó Villanueva. Y finiquitó: “Creemos que es necesario resaltar y dar a conocer a las nuevas generaciones a Doña Luz”.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
166
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.