Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Retoma el escenario el psico-drama policiaco “El ángel de la culpa”

18/01/2011 00:43 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Un intenso drama en el que un inspector de la policía es llamado a investigar un crimen, y la forma en que logra desentrañar los móviles que convirtieron a un joven en asesino, constituyen la trama de la obra “El ángel de la culpa”, que anoche reinició temporada en el Foro La Gruta, del Centro Cultural Helénico. Bajo la dirección de Ana Karina Guevara, la pieza del dramaturgo chileno Marco Antonio de la Parra (1952) se basa en los procesos al interior de los dos protagonistas, “Emilio Guerrero” y “Antonio Peña”, quienes se sumergen en un viaje a los temas más ocultos del ser humano. La obra describe el mundo turbio de un detective que fue asignado para investigar el homicidio de un hombre, y en su obsesión por reconstruir la escena del crimen y encontrar el motivo del mismo, se ve envuelto en la red de sus propios demonios para confesar los secretos más oscuros que guardaba para sí. Al llegar a la escena del crimen, se encuentra con un cadáver tirado en el piso, junto a él se halla un muchacho de aproximadamente 18 años con pantalón de mezclilla verde pistache, una camiseta blanca y tenis negros, y sin pronunciar palabra. En el interrogatorio, el inspector hace pasar al muchacho por un calvario en el que le asignará distintos roles: asesino, víctima, cómplice, drogadicto y otros más. Durante los distintos calificativos devela la descomposición interna que el propio inspector ha arrastrado durante años. La historia comienza cuando el policía ve el cadáver y al joven que mató a otra persona, y a partir de ahí empieza a hacer suposiciones, llevando al espectador por donde él quiere, a través de una historia que él arma en búsqueda de la confesión del joven. Al final, el que termina confesándose es el propio detective y narra sus secretos más oscuros, uno de ellos, es que él también fue un asesino. Por espacio de 70 minutos, el detective además de narrar su frustrada y fracasada vida, hace severas críticas a la sociedad, maldice el dinero, porque considera que éste es el culpable de que el ser humano se corrompa. Además de que considera que un policía nunca podrá serlo, porque “unos se defenderán con la ley por arriba y otros con la de abajo”. También expresa que no cree en los matrimonios, porque no existe hombre que le sea fiel a su mujer; y asegura que los asesinos no pueden evitar no matar, pues son tentados por el diablo. Sin intermedio, en esta obra se abordan temas como la doble moral, la hipocresía, el machismo, la desconfianza, el adulterio, el homosexualismo y el incesto. El sentimiento de culpa es el ángel que vuela sobre los personajes hasta que se soluciona el misterio. Parte de las obras del psiquiatra, escritor y dramaturgo Marco Antonio de la Parra están fuertemente influenciadas por el régimen militar de Chile (1973-90), al que satiriza mediante metáforas de la realidad nacional. Es autor de más 70 títulos, traducidos a varios idiomas, entre piezas teatrales, novelas, libros de relatos y ensayos.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
122
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Organizaciones
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.