Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Farm escriba una noticia?

Los ricos y los pobres en México

16/11/2009 02:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los 10 millonarios de México. vs. los millones de pobres en mexico

Europa  Press

Los millonarios de México.

Según la revista Forbes, en este 2009 y debido a la crisis mundial, ya no alcanzamos a tener 10 billonarios en la lista; únicamente 9, y eso con la polémica inclusión de un narcotraficante. Sólo dos están en los primeros 100 del mundo.

  1. Carlos Slim., magnate mexicano propietario de las principales empresas mexicanas que cotizan en bolsa. Su fortuna es de 35 mil millones de USD. (Perdió 25, 000 millones el año pasado)
  2. Alberto Bailleres Ya en la posicion 83 mundial y una fortuna de 5.7 mil millones de dólares. Empresario mexicano de 76 años. Su Industría Peñoles es una de las principales empresas mineras en México.
  3. Ricardo Salinas Pliego y familia. Está en la posición 124 mundial, con una fortuna de 4, 200 millones de dólares. Ha hecho su fortuna en TVAZTECA, ELEKTRA y IUSACEL.
  4. Jerónimo Arango. Fortuna de 3, 400 millones de dólares y en la posición 178 de la lista de Forbes. Fue el cofundador de las tiendas Aurrera, y en 1991 se asoció con el imperio Wal-Mart. En 1997 la familia vendió la mayoría de sus acciones a Wal-Mart
  5. German Larrea Mota Velasco En la posición 246 del ranking de Forbes, y una fortuna de 2.6 mil millones de dólares. Es el director y propietario de uno de los principales grupos mineros del país: Grupo México. Su principal mina en México, Cananea, ha estado en huelga desde el 2007. Tiene minas en Perú y tiene problemas con su mina de cobre en Estados Unidos, la cual está declarada en bancarrota por demandas ambientales.
  6. Roberto Hernández Ramírez En la posición 601 del ranking de Forbes, y una fortuna de 1.2 mil millones de dólares. Es un exitoso banquero mexicano, quién en el año 2001 encabezó la mayor transacción corporativa realizada entre México y los Estados Unidos al integrarse Banacci al mayor grupo financiero del mundo, Citigroup.
  7. Joaquin Guzman Loera. El Chapo Guzmán, el hombre más buscado de México por sus actividades ilegales de narcotrafico dirigiendo al cartel de Sinaloa, entró a la lista de millonarios de Forbes este año en la posición 701, incluso arriba de Emilio Azcarraga y Alfedo Harp. Fortuna de mil millones de dólares.
  8. Emilio Azcarraga Jean. Ocupa la posición 701 en la lista de Forbes. Su fortuna, heredada, ha disminuido bastante en los últimos años, y le queda 1000 millones de dólares. Es el principal accionista de Grupo Televisa.
  9. Alfredo Harp Helú. También en la posición 701, con 1000 millones de dólares. Hoy en día las mayores satisfacciones de Alfredo Harp están en sus cuatro hijos, sus nietos y los Diablos Rojos del México, por lo que su mayor deseo es dedicar el tiempo a su familia, al deporte y a la filantropía. Fue Socio de INBURSA y Banamex ACCIVAL, así como presidente del consejo de administración de la Bolsa Mexicana de Valores.

vs....

En México, la Secretaría de Desarrollo Social considera que 54% de los mexicanos vive en pobreza de patrimonio, lo que indica que vive con menos de 4 dólares diarios, mientras que el 32% lo hace con menos de 2.5 dólares, y 24% con menos de 2. Bajo esta perspectiva, los Estados de mayor pobreza en el país son Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Tabasco y Durango, y en ellos se concentran altos porcentajes de población indígena. pero no solo es en estos lugares donde hay pobreza, segun el gobierno hay ciudades que tienen un buen nivel economico, pero la realidad es que en todo el territorio nacional se esta sufriendo en alguna medida la pobreza.basta con recorrer las zonas metropolitanas de las ciudades mas grandes del pais y con eso es suficiente para drse cuenta de ello.

La cuenta es muy sencilla, la gente que tiene 52 pesos por persona al día está gastando el 40% de su ingreso en alimentos. Entonces con ese 40% compra exactamente los 20 pesos con 90 centavos cuesta la canasta de alimentos y que es la línea de pobreza más baja. Esos hogares necesitan tener 52 pesos por persona al día, multiplica si son 4 miembros, requieren un ingreso de 208 pesos para gastar el 40% en alimentos y poder comprar la canasta alimentaria de INEGI-CEPAL, si no lo tiene no les alcanza.

Es aberrante que el gobierno le llame a este nivel pobreza Alimentaria, cuando esa gente gasta hasta un poquito más en comida, pero también se necesita transporte, ropa, pagar la energía eléctrica, casa entre otros gastos.

Cuando se habla de 65 millones de pobresse esta hablando de la incapacidad de satisfacer todas la necesidades básicas del ser humano. El informe presentado por el gobierno contempla que las personas gastan el 100% de su ingreso en alimento, pero obviamente no es así.

La cifra correcta de pobres en el país es más alta que la de 65 millones, el verdadero nivel de la pobreza en México anda entre 72 y 75 millones. La distancia con el Comité ya no es mucha, ellos mismos salieron con 65, porque siempre se han espantado con los verdaderos números.

La marginación que sufre por lo menos la mitad de los mexicanos, obliga a pensar en estrategias que ataquen directamente el abandono del sector agrícola, y promuevan proyectos productivos para mejorar la calidad de vida de esos millones de mexicanos que sobreviven bajo la línea de pobreza y que en gran medida están condenados a heredar a sus hijos una forma de vida de escasez y privaciones.

El comité propuso 3 líneas de pobreza. La de enmedio es la de un ingreso de 42 pesos en la ciudad, esa fue la que adoptó el gobierno como su línea de pobreza más alta, con esa resulta la cifra de casi 54 millones de mexicanos pobres. La línea más alta del Comité son 52 pesos al día y en las ciudades, esa resulta en 65 millones de pobres, el gobierno acostumbrado a los recortes presupuéstales recortó pobres como si fuera un asunto de decreto, por decreto le bajaron 11 millones a las personas que hicieron el estudio...y en el comité se quedaron muy tranquilos, no son gallos de pelas.

¿Dos terceras partes de la población está en pobreza, 12 multimillonarios en la lista de Forbes, los contrastes obligan a pensar en la posibilidad de un estallido social?.

Tenemos dos terceras partes de la población en pobreza y en contraste esa ofensiva riqueza de unos pocos, que aumentó brutalmente en los últimos años, la lista de mexicanos en Forbes sigue creciendo, así como de sus millones. Es el reflejo de la enorme desigualdad, prácticamente, segmentación o segregación social brutal que hay en el país, enemigo de la convivencia y armonía. Con esos niveles de desigualdad no podemos esperar otra cosa más que lo que estamos viviendo, una enorme violencia. En los jóvenes esta es mayor, al ver que no tienen perspectiva, los empleos que pueden conseguir les ofrece un nivel de vida muy debajo de alguien con estudios.

Los millonarios de México

Las ciudades ahora están llenas de autos de lujo, lo cual resulta ofensivo para el resto de la población. No es extraño el aumentó los niveles de violencia con esos contrastes, tan brutales, los ricos de México no se dan cuenta que si quieren vivir seguros no es un problema de blindar sus coches, protegerse con guaruras, sino de pagar más impuestos, mayores salarios, necesitamos una distribución más equitativa de la riqueza.

Cuando se habla de pobreza, suele pensarse mayoritariamente en la ausencia o insuficiencia de ingreso; se cree que si se eleva el ingreso, los problemas sociales comenzarán a resolverse de manera gradual y sostenida; sin embargo, lo que no se ha planteado suficientemente, es que los efectos que genera la pobreza en las personas puede producir simultáneamente, no sólo la pérdida de oportunidades, sino del propio deseo o de la voluntad de intentar construir proyectos de vida basados en la formación educativa o incluso a través del empleo formal.

La pobreza genera fracturas mayores, pérdida de expectativas, renuncia e incluso desistimiento de la vida. Así lo muestran las cifras sobre suicidio en México, y los preocupantes indicadores de crecimiento en las tasas de mortalidad y morbilidad por suicidio e intentos de suicidios que se registran cada año.

La vitalidad de los jóvenes es indispensable para modificar las estructuras de desigualdad que persisten en

nuestro país. Se sabe que son los jóvenes quienes

en mayor medida tienen e impulsan la vocación de cambio; los ánimos de renovación y la apertura de nuevas perspectivas sobre lo que un país y una sociedad pueden ser.

La generación de jóvenes que hoy viven estas condiciones no puede simplemente esperar a que pasen los años y vean cómo las oportunidades se nos fueron de entre las manos, o peor aún, que ni siquiera se tuvo la capacidad de construirlas para darles las herramientas para edificar un México mucho más solidario y justo con todos.

México está muy lejos de ser hoy un país apropiado para las niñas, los niños y los adolescentes. Se requiere de manera urgente, no sólo más recursos e inversión financiera, sino mucha inteligencia, imaginación y sobre todo, de voluntad política para invertir de una vez por todas en quienes representan nuestro porvenir.

Ante esta realidad, México todavía carece de una política precisa de atención a los adolescentes. Pocas instituciones cuentan con políticas y programas específicos que de manera directa atiendan a la juventud. No hay clínicas públicas, por ejemplo, de rehabilitación de adictos; no hay líneas telefónicas gratuitas suficientes de apoyo y ayuda emocional para jóvenes en crisis emocionales o afectivas; no hay una adecuada política para garantizar los derechos sexuales y reproductivos de los jóvenes, y esto se ve reflejado en la creciente tasa de embarazos juveniles y adolescentes en todo el país, con el consecuente incremento en el número de madres solteras que, a su vez, no cuentan con apoyos como el acceso a guarderías, capacitación y empleo digno.

Ningún país, ninguna clase política puede decirle a sus jóvenes que tendrán que esperar 50 años para que puedan ver un país con mayor cohesión social, justicia y equidad. Hacerlo implica un despropósito mayor que no tendrá otra consecuencia, sino fincar desde hoy, nuestra derrota como país en el futuro.


Sobre esta noticia

Autor:
Farm (2 noticias)
Visitas:
2231
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.