Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Darlenis Sicilia escriba una noticia?

Secretos oscuros de 7 princesas Disney ( Parte 2)

25/05/2017 23:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

De las historias originales a la fantasía creada por Disney

 Las princesas de Disney son personajes muy queridos por niños y adultos. Aprendimos con ellas acerca de la belleza interior y que el bien siempre vence al mal. Sin embargo, las historias originales que inspiraron a las fantásticas películas de Disney, tienen finales diferentes y lados oscuros. Aqui les muestro la continuación de Secretos oscuros de siete princesas Disney

5- La Sirenita:

En el cuento, escrito por el danés Hans Christian Andersen en el siglo XIX, sufre mucho desde el principio hasta el final. Primero, cuando llega a su mayoría de edad, su abuela le pone ocho ostras en la cola, que le muerden causándole un tremendo dolor. La sirenita le dice a su abuela que le duele, pero ella le contesta: ?El orgullo debe aguantar el sufrimiento?

Por otra parte, la bruja del mar le da a la sirenita pocas opciones. Si consigue que el príncipe se enamore y se case con ella, vivirá y tendrá un alma inmortal. Por otro lado, si el príncipe se casa con otra, se convertirá en espuma de mar. Hasta intentar conquistar al príncipe es doloroso. Según la bruja, cada paso de la sirenita en la tierra se sentirá como si estuviera caminando encima de navajas afiladas.

 

No consigue el amor del príncipe, que  sólo le permite dormir frente a su puerta. Al final el príncipe se casa con otra. Mientras la sirenita se prepara para morir, sus hermanas salen del mar y le dan una navaja que les ha entregado la bruja. Si la sirenita mata al príncipe, volverá a tener una cola y podrá regresar al mar. Ella lo ama y no lo puede hacer. Sin embargo, no ?muere? exactamente. Se convierte en una ?hija del aire?, con la posibilidad de conseguir un alma inmortal si hace buenas obras durante 300 años, acabando en una especie de purgatorio.

6- La princesa y el sapo:

En la ?Princesa y el sapo? de Disney, Tiana y el sapo volvieron a su forma original cuando se dieron su primer beso de amor, pero todo no era tan sencillos como creías. Era necesario decapitar al sapo, quemarlo vivo y golpearlo con fuerza. Por suerte como en los otros casos, alguien intervino y cambio esta historia. 

Muy infeliz, la Princesa accedió tomando con mucho disgusto trozos de comida de su plato de oro, que ahora debería compartir con la rana, la cual por su parte parecía disfrutar mucho de la comida

El Príncipe rana:  En la versión de los Hermanos Grimm  narra la historia de un príncipe, que a causa de un hechizo fue convertido en un sapo; y un día cerca de su estanque una bella princesa juega con su pelota dorada, que desafortunadamente cae al agua. Para recuperarla hace un pacto con el sapo, él le traerá la pelota y a cambio será su amiga y lo llevará al palacio, pero una vez que la princesa recupera su pelota, olvida lo prometido. Al día siguiente, la Princesa ya se había olvidado de la rana, y disfrutaba de un delicioso almuerzo, junto a su Padre, en el comedor real, cuando escuchó que desde las afueras del Castillo una voz llamaba a la hija más pequeña del Rey. La Princesa sabiendo que se referían a ella, decidió ir personalmente para averiguar quién la llamaba. Para sorpresa de la Princesa era la rana del día anterior, la que aguardaba afuera. Con la misma fuerza, la Princesita cerró la puesta, y regresó a la mesa con su padre.

Sin embargo, éste al verla tan alterada le preguntó qué le pasaba, creyendo que a lo mejor se trataba de un gigante que viniera a llevarse a su hija. La Princesa le contó lo sucedido, a lo que su padre el Rey le instó a cumplir con lo prometido. A la Princesa no le quedó más remedio que regresar, abrir la puerta e invitar a pasar a la rana, quien le recordó frente al Rey la promesa de comer juntas del mismo plato.

Muy infeliz, la Princesa accedió tomando con mucho disgusto trozos de comida de su plato de oro,  que ahora debería compartir con la rana,  la cual por su parte parecía disfrutar mucho de la comida. Terminada ésta, la Rana le pidió a la Princesa que la tomara para que fueran a descansar y dormir. La Princesa se resistía, pero su padre la obligó a cumplir lo acordado, así que con toda su repulsión tomó con dos dedos a la rana y la llevó a su habitación, donde la puso en un rincón.

No obstante, la rana le recordó que la promesa incluía dormir en la misma cama, amenazándola con contarle a su papá si no cumplía. La Princesa con mucho asco y rabia tomó a la rana, pero en lugar de subirla a su cama, la arrojó contra la pared con rabia. Para su sorpresa, la rana apenas tocó el muro se transformó en un apuesto Príncipe. Al verlo la Princesa se enamoró, y él de ella. El Rey dio su consentimiento para que se casaran, luego de que el Príncipe le explicara que había sido víctima de un hechizo.

7- Blancanieves y los siete enanitos:

 

Por último, terminamos con la historia de Blancanieves, escrita por los Hermanos Grimm en 1812. Este cuento sí se parece más a la película de Disney, pero como mucho de lo que escribieron los Grimm, tiene sus partes perturbadoras. En la versión de los Grimm, como en la de Disney, la reina malvada tiene envidia de Blancanieves porque se da cuenta de que es más hermosa que ella y por lo tanto intenta matarla. Su primer intento es contratar a un cazador para asesinarla y le pide que le traiga sus pulmones y su hígado. El cazador no puede matar a Blancanieves y le dice que huya. Es aquí donde se encuentra con los enanitos, que le permiten quedarse en su casa si les ayuda con las labores domésticas. Mientras tanto, el cazador le entrega a la reina los órganos de un jabalí, los cuales se come. La reina intenta matar a Blancanieves dos veces más con un corpiño y un cepillo, pero no tiene éxito. Finalmente, intenta matarla con la manzana envenenada. Al principio, todos creen que lo ha logrado y los enanitos la ponen en un ataúd. De repente, llega un príncipe y se enamora de Blancanieves. Aunque cree que está muerta, le pide a los enanitos que le den el ataúd para que al menos la pueda ver el resto de su vida. Al llevársela, los sirvientes del príncipe tropiezan, y el movimiento consigue sacar el pedazo de manzana atascado de la garganta de Blancanieves. Esta se despierta y va al palacio del príncipe para casarse con él. Hasta aquí, la historia no parece tan oscura (salvo la parte de los órganos), pero no sería de los Hermanos Grimm si no tuviera un elemento sádico. Sin saber que se trataba de Blancanieves, la reina fue a la boda. Cuando llegó, le obligaron a ponerse unos zapatos de hierro al rojo vivo y bailar con ellos, hasta que cayó muerta.

Las princesas de Disney son personajes muy queridos por niños y adultos. Aprendimos con ellas acerca de la belleza interior y que el bien siempre vence al mal


Sobre esta noticia

Autor:
Darlenis Sicilia (19 noticias)
Visitas:
13888
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.