Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Coatzadiario escriba una noticia?

El secuestro como arma de presión política

21/12/2010 15:55 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Pues la noticia que causó revuelo ayer fue la liberación de Diego Fernández de Cevallos, luego de permanecer más de 7 meses en cautiverio

Revelaciones

Margarito Escudero Luis

Aunque el hecho sucedió antes, apenas el lunes trascendió la información, poco a poco, con cautela. Primero se dijo que no se ubicaba en cuál de sus propiedades había llegado, luego se difundió la imagen del ex senador Fernández de Cevallos con una barba más larga de lo que se le había acostumbrado a ver, diciendo que se encontraba bien, agradeciendo el apoyo de los medios y afirmando que elaboraría un documento para la prensa.

La cobertura

Los medios cubrieron la nota con todos sus adyacentes, buscaron la opinión de los políticos más notorios del país, y todos (por supuesto), condenaron el secuestro, pidieron castigo a los responsables, se congratularon por la liberación del llamado “jefe Diego”.

Pero es necesario resaltar un dato que surge del pueblo mismo, de la gente, lo que opinan aquellos que tienen acceso a las redes sociales de internet y, aquí hay un fenómeno muy importante.

Facebook y Twitter se llenaron de comentarios sarcásticos, poniendo en duda el secuestro y haciendo bromas al respecto.

Algunos dicen que es pura casualidad que lo hayan liberado en la víspera navideña, con una gran barba blanca y la broma es: ¡Milagro, apareció Santa Claus!, uno más apoyan la liberación de Diego, pero no su disfraz de Santa Claus; en fin…

Otros aseguran que el secuestro fue una farsa y que ahora el PAN prepara el terreno para lanzar a Diego Fernández como candidato a la presidencia, pues no hay en sus filas un gallo con suficientes espolones para enfrentar al PRI.

Otros ven un teatro montado con tintes políticos. En suma, nadie cree en un secuestro ni en el sufrimiento de Fernández de Cevallos; en cambio, la gente cree que es una farsa y que será candidato del PAN. ¿Usted qué opina?

Diego Fernández de Cevallos está convertido en la víctima apapachada por la clase política

Este Caso está mucho de qué hablar en todo el país y pone de manifiesto la separación que existe entre el gobierno y la sociedad mexicana.

Es un dato que no debe dejarse de lado, pues el gobierno siempre toma cartas en estos asuntos y puede que resuelva de dos formas: o intensifica una campaña para asegurarse de que el pueblo de México acepta las versiones oficiales del secuestro o reprimirá a su modo las voces que critican.

Secuestradores misteriosos

Según Carlos Marín Mandamás de Milenio, quienes secuestraron a Diego Fernández, fueron los miembros de un grupo que se separó del Ejército Popular Revolucionario (EPR).

También asegura que no fueron los 20 millones de dólares que sean publicitado, lo que se pagó por el rescate del ex senador, qué el sabe cuál es la cantidad, pero “por respeto” no lo dirá. ¡Qué buen comunicador es!

Los captores del ex candidato presidencial pusieron entre otras condiciones, que se publicaran los textos que enviaron durante el cautiverio del político panista

Los 'Misteriosos desaparecedores' acusaron a Fernández de Cevallos de ser un operador de la oligarquía neoliberal y de la ultraderecha fundamentalista, un traficante de influencias, un mercenario de los juzgados, un legislador a sueldo, un rentista de la crisis y un defensor de los grandes capos de la droga. Por ello su aprehensión fue una actividad pensada y realizada como un acto de desagravio.

Es un rollo marxista que cobra vigencia ante la situación que vive en la actualidad México, rescata consignas de los grupos revolucionarios de los 70’s, pero actualizándolos, pues la realidad mexicana requiere de un análisis que se aparte de la doctrina neoliberal para que se puede comprender por qué existe una distribución de la riqueza tan desigual.

Para evitar también, caer en el juego del sistema que nos rige y poder tener otro panorama, el de la posibilidad de cambiar las cosas para que las mayorías mejoren su calidad de vida.

En su argumentación, los ‘misteriosos desaparecedores, justifica el uso de la violencia contra los grupos de poder económico a los que Diego Fernández pertenece y la define como rebeldía.

Es un grupo que incita a los pobres a darse cuenta de su situación y luchar por superarla, pero se debe hacer algo más para caer en la conciencia de ese sector de la población, pues ahora, Diego Fernández de Cevallos está convertido en la víctima apapachada por la clase política que, ahora se define como una sola, sin confrontaciones de ninguna especie.

Facebook y Twitter se llenaron de comentarios sarcásticos, poniendo en duda el secuestro y haciendo bromas al respecto


Sobre esta noticia

Autor:
Coatzadiario (59 noticias)
Visitas:
1078
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.