Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Fran Laviada escriba una noticia?

El solitario corredor de fondo (II).

0
- +
23/06/2020 18:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image Sueños de corredor.

Quizás a muchas personas al igual que a mí, les ha pasado, y también hayan tenido sueños en los que uno se ve corriendo mientras alguien o algo le persigue, sin embargo, resulta imposible avanzar por que los pies nunca tocan el suelo. Es la sensación como de correr en el aire, al menos eso es lo que parece, aunque es un poco complicado de explicar, ya que se trata de algo que no puedes comparar con una experiencia real, porque obviamente nunca la has vivido.

No sé lo que el futuro a nivel de nuevas tecnologías nos deparará, puede que con el tiempo se pueda correr en el aire, así que no desespero para que algún día sea posible trasladar a la realidad, algo que solo está en mi cabeza,

Los sueños son inexplicables, por lo menos muchos de ellos, por eso es bastante difícil saber el motivo por el cual, muchas veces se repiten y uno se ve haciendo un esfuerzo que resulta inútil porque no se avanza. Quizá no te quieres escapar de otros y sí, huir de ti mismo, y de ahí esa sensación de mover las piernas con tal frecuencia de movimientos que más bien pareces imitar a un pollo sin cabeza, pero por más que lo intentas, el desplazamiento se vuelve imposible, solo flotas y tus punteras nunca encuentran un apoyo firme. Jamás recuerdo como acaba el sueño, aunque quizá la explicación más lógica que tengo (si es que existe, en este asunto) es que, si realmente de quien quiero escapar es de mí mismo, creo que va a resultar misión casi imposible, de ahí que por mucho que agite mis piernas, por mucho impulso que mis músculos quieran darle a mi cuerpo y por mucha amplitud que pretenda alcanzar con mis zancadas, jamás me muevo del mismo sitio. Trataré de averiguarlo la próxima vez que mi sueño me vuelva a convertir en el atleta del espacio .

¡Subir los escalones de la existencia sin rendirse, no hay techo, el camino es interminable, ya que el cielo es el límite!


Sobre esta noticia

Autor:
Fran Laviada (293 noticias)
Fuente:
fran-laviada.mozello.es
Visitas:
4
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.