Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Supo Luis G. Urbina filtrar excesos del romanticismo y modernismo

07/02/2011 04:01 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El carácter nostálgico de su obra poética, destacada por su calidad estética y madurez, han hecho que Luis G. Urbina sea considerado uno de los escritores más representativos de las letras mexicanas del siglo XX. Nacido el 8 de febrero de 1864, en la Ciudad de México, el autor tuvo una infancia precaria, que no le impidió hacer estudios en la Escuela Nacional Preparatoria, tras lo cual comenzó a colaborar en diversos medios impresos, como el diario El Siglo XXI. Virtuoso al redactar, el joven comenzó a relacionarse con algunas personalidades destacadas en la cultura y el arte. Así fue como conoció a Justo Sierra, quien fue su profesor y guía en el arte de la escritura, y Manuel Gutiérrez Nájera, importante periodista, narrador y poeta. La trascendencia de sus mentores, aunada a la particular visión de Urbina, fueron elementales para que el joven escritor erigiera una carrera íntegra entre la administración pública y la literatura, donde se insertó como un interesante filtro entre el romanticismo y el modernismo. Justo Sierra lo hizo su secretario personal, al tiempo que compartió esfuerzo en los principales medios de comunicación, como El Imparcial, del que fue editorialista en 1911; El Mundo Ilustrado y la revista Azul, en la que publicó grandes crónicas del México de esa época, así como críticas teatrales. Ejerció la docencia en la cátedra de literatura en la Escuela Nacional Preparatoria. En 1913 asumió la dirección de la Biblioteca Nacional de México, cargo que desempeñó hasta 1915. El agitado entorno revolucionario de entonces interrumpió su carrera pública, por lo que el catedrático se exilió en Cuba, donde continuó con sus actividades de docente y periodista. En 1916 se trasladó a España desde donde colaboró como corresponsal de El Heraldo de La Habana. A partir de entonces, Madrid se convirtió en su hogar. Realizó algunos viajes obligados por sus labores. En Argentina pasó unos meses en los que dictó, en la Universidad de Buenos Aires, un ciclo de conferencias sobre literatura mexicana. A su regreso a la capital española (1918), se le nombró desde su país natal Primer Secretario de la Embajada de México en España, cargo que desempeñó dos años. Después de una efímera estancia en Italia, en 1920, el autor de “Cuentos vividos y crónicas soñadas”, intentó regresar a su país de origen, donde fue nombrado secretario del Museo Nacional de Arqueología, Etnografía e Historia; pero el asesinato de Venustiano Carranza volvió a convulsionar a la sociedad y Urbina optó por la emigración definitiva a España. Desde la península se encargó de ordenar las vastas obras del historiador mexicano Francisco del Paso y Troncoso. Su legado sorprende a las actuales generaciones, pues abarcó diversos campos de la escritura y la literatura que hoy día siguen vigentes. Destacan entre sus obras “Versos” (1890), “Antología del centenario” (1910), “La literatura mexicana” (1913), “Lámparas en agonía” (1914), “El poema de Mariel” (1915), “Glosario de la vida vulgar” (1916), “Bajo el sol y frente al mar, impresiones de Cuba” (1916), y “Antología romántica 1887-1917”. También, “La vida literaria de México y la literatura mexicana durante la Independencia” (1917), “Luces de España” (1924) y “Cancionero de la noche serena” (1941), entre otras. Luis Gonzaga Urbina, quien estando en el extranjero, fue nombrado miembro correspondiente de la Academia Mexicana de la Lengua, vio por última vez el cielo madrileño el 18 de noviembre de 1934. Tras su defunción, el gobierno mexicano reclamó sus restos, los cuales descansan en la Rotonda de las Personas Ilustres, en la Ciudad de México.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
332
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.