Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Dr. Guillermo Carmona escriba una noticia?

Víctima de un exhibicionista

11/03/2010 15:56 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

¿Qué debe hacer una mujer cuando es sometida por algún individuo, de forma involuntaria a la exhibición de los genitales masculinos?

<a href="http://www.flickr.com/photos/28178683@N00/2805078492/" mce_href="http://www.flickr.com/photos/28178683@N00/2805078492/" target="_blank">[mequetrefe]</a> via Flickr Esto se refiere a los acontecimientos que ocurren día a día en nuestra ciudad. Y es que existen algunos varones, que sienten la necesidad de mostrar sus genitales en público. Casi siempre las víctimas son mujeres de todas las edades, que puede acontecerles en cualquier parte y a cualquier hora. La búsqueda de éstos hombres, son los lugares que son frecuentados por necesidad de las mujeres, éstos pueden ser consultorios médicos, despachos de abogados, o de contadores o cualquier oficina que esté situado en algunos de los edificios que no tienen un gran movimiento de personas, o que no tienen controles a las entradas, así, cuando la mujer está sola en la sala de espera, se vuelve un blanco fácil para éste tipo de agresión.

Pero este tipo de conductas exhibicionistas, no solamente se dan en estos sitios, se dan también en el servicio de transporte público, y es más frecuente de lo que las personas pueden imaginar. Yo recuerdo el caso de una chica que me comentaba, que cuando ella se subió a su transporte público para irse de su escuela a su casa, un chico se arrimó dejándole el asiento que va en el pasillo, a lo que ella agradeció tan sólo con un movimiento de cabeza, en ese momento el llevaba sus carpetas escolares sobre su regazo y una vez que se puso en marcha el vehículo, el levanto un poco sus carpetas y sintió que con el brazo el le hizo una señal para llamar su atención, al voltear ella, se quedó paralizada, el pene del chico estaba totalmente expuesto y erecto y con su otra mano lo manipulaba para excitarse, ésta chica no sabía que hacer, le dio mucha pena, era ella quien volteaba para todos lados sin saber como actuar o que decir, me mencionó que verdaderamente sentía mucha repulsión, pero no ataba en alejarse de ese asiento. Solamente dejó de exhibirse el chico, cuando entro más gente en el autobús y es cuando ella se levantó rápidamente de su asiento, se bajó de inmediato del transporte y se quedo llorando sin saber realmente que hacer o a quien acudir. Es un evento que marca significativamente a la víctima, ésta chica tuvo serios problemas posteriores al suceso.

No todos los hombres que se exhiben en público se conforman con mostrarse, existen algunos que van más allá, cuando el momento se los permite, esto me hace recordar lo que le sucedió a una mujer joven que estaba esperando en un consultorio, ella mencionaba que había acudido a la cita de su médico a las 3 de la tarde por ser una hora que le permitía acudir sin tener que pedir permiso en su trabajo, el horario era su tiempo de comida, ya lo había hecho en otras ocasiones y esto le permitía acudir sin complicaciones, pero ese día en particular, la recepcionista no se encontraba y el médico estaba atendiendo a su paciente anterior por lo que tuvo que esperar, pasados algunos minutos, ella estaba absorta en su lectura de una revista, cuando sintió la presencia de un hombre que entró, no hizo caso, siguió en la lectura, sin percatarse de que el hombre se había situado a escasos centímetros de su lado derecho, cuando ella volteó para saber que quería se dio cuenta de que el hombre tenia de fuera su pene y lo acercó a su hombro que tenía descubierto y lo friccionó contra él, ésta mujer no supo que hacer, no pudo gritar y sólo se retiro de algunos instantes que para ella fueron eternos.

Para entender éste comportamiento, lo que el hombre busca es que su víctima tenga ciertas características

Para entender éste comportamiento, lo que el hombre busca es que su víctima tenga ciertas características, como pueden ser su juventud, el que demuestren timidez, que estén distraídas y que al acercarse no hagan o intenten levantarse, y sobre todo que estén en algún lugar en donde ellos puedan salir fácilmente librados de la acción. Ellos piensan que la mujer se va a sentir atraída y que va a considerar que el pene de ellos es enorme y que van a tener deseos incontrolados para tocarlos o tener en ese momento desde una relación oral genital hasta relaciones sexuales con penetración. La realidad es totalmente diferente. La mujer se siente agredida, ofendida, violentada, lo que menos va a pensar es en el placer sexual. Lo primero que debe hacer una mujer es no sentirse avergonzada por el acontecimiento, y mucho menos pensar que son ellas las que deben pedir disculpas. Lo que deben de hacer es hablar lo más fuerte posible mencionando que está mostrando su pene el individuo. Hágalo para llamar la atención de los demás, mencionando el acto para que sea esa persona la que se sienta incómoda y enjuiciada. Si tiene la posibilidad de acudir a la autoridad, no titubee y denúncielo, tiene que recordar que esa persona está cometiendo un delito y que la víctima es usted.

Recuerde que las acciones pueden ir a mayores, cuando no actuamos y nos responsabilizamos como ciudadanos.

Escuchen al Dr. Carmona, a la Lic. Tathiana Mora, y al Psic. Gerardo Castañeda en el programa Sin Censura de lunes a jueves de 8 a 9 de la noche por: www.juventudenradio.com


Sobre esta noticia

Autor:
Dr. Guillermo Carmona (44 noticias)
Visitas:
7604
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

ShinLee (03/03/2013)

Probablemente una mayor comprensión de las partes, un cambio profundo en los valores de la sociedad, de la represión sexual, un cambio en la educación sexual, incluso del modelo económico que ensalza según qué valores que pueden llegar a desembocar y de hecho desemboca en la poca autoestima de las personas, puesto que siempre las culpabiliza (siendo el propio sistema el culpable), es la razón de raíz. E