Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Han visitado más de 70 mil personas el Museo de la Revolución

02/03/2012 10:17 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Más de 70 mil personas han visitado a casi un año de su reapertura, el Museo de la Revolución en la Frontera Norte (Muref), con salas totalmente renovadas e instalaciones dotadas de equipos que permiten una mejor exhibición y conservación de su acervo. Liliana Fuentes Valles, directora del recinto (que fue la Ex Aduana local), destacó el interés que ha despertado en el público la nueva propuesta museográfica que resalta el papel de la frontera norte del país, como una región estratégica que favoreció al movimiento revolucionario por el incesante flujo de migrantes, según un comunicado del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). “Desde su reinauguración, el 20 de mayo de 2011, la respuesta del público ha sido muy satisfactoria; la mayoría de los visitantes son niños y jóvenes que acuden como parte de grupos escolares, a quienes se ofrece un recorrido dinámico y educativo mediante una museografía tecnológica, lúdica y de vanguardia”. Piezas de época, fotografías, documentales, fotomurales y elementos interactivos que dan cuenta del devenir del movimiento revolucionario en el norte del país, dan rostro a este museo de vanguardia, resultado de dos años de renovación museográfica y de rehabilitación arquitectónica, a cargo del INAH. El Muref (antes llamado Museo Histórico de Ciudad Juárez) tiene un área de exhibición de aproximadamente mil metros cuadrados, en los que se distribuyen nueve salas de exposición permanente y una para temporales, cuyo guión académico fue desarrollado por el investigador Miguel Ángel Berumen Campos, curador del museo. Además, el nuevo recinto tiene un auditorio, depósito de colecciones, cuarto de control de seguridad de circuito cerrado, tienda y oficinas. El nacionalismo mexicano en la frontera es el título de la primera sala, en la que se aborda la salida de varias familias de clase acomodada hacia distintas ciudades de Estados Unidos, para huir del movimiento encabezado por Francisco I. Madero. También da cuenta de los miles de mexicanos que habían cruzado la frontera contratados por compañías mineras y ferrocarrileras estadunidenses en los primeros años del siglo XX. No obstante de que tanto inmigrantes como exiliados habían encontrado trabajo y refugio en Estados Unidos, añoraban la patria, que estaba en México. La segunda sala, La junta organizadora del Partido Liberal Mexicano y la transición al anarquismo, recrea el enfrentamiento entre anarquistas, encabezados por Ricardo y Enrique Flores Magón y su grupo de colaboradores más cercanos, con Juan Sarabia y Antonio Villarreal, que seguían declarándose simplemente liberales y apoyaban abiertamente la moderada revolución triunfante de Madero. En la tercera sala, El triunfo del maderismo en Ciudad Juárez, se aborda la campaña contra el ejército federal que emprendieron los revolucionarios y que culminó con el triunfo de éstos el 10 de mayo de 1911. Dicha derrota llevó al presidente Porfirio Díaz a considerar su renuncia, la cual presentó el 25 de mayo del mismo año, estipulado en los Tratados de Ciudad Juárez. La radicalización de la lucha es el tema del cuarto módulo, en el que se plantea la lucha emprendida por Emiliano Zapata, quien se negaba a deponer las armas. Su enfrentamiento con Madero lo orilló a lanzar el Plan de Ayala, en el que desconocía al nuevo presidente y lo llamaba traidor de los principios revolucionarios. La quinta sala está dedicada a Francisco Villa, uno de los grandes líderes de la Revolución Mexicana por sus victorias en Ciudad Juárez en 1913, y las de Torreón y Zacatecas en 1914. Llamado por algunos periodistas como el Centauro del Norte, su nombre sería utilizado como símbolo, bandera e inspiración de muchas luchas sociales dentro y fuera de México. Las miles de fotografías sobre la Revolución en Ciudad Juárez, la variedad de aspectos que documentan y la gran difusión que tuvieron constituyen un fenómeno fotográfico sin precedente. Una muestra de estas imágenes se exhibe en la sexta sala titulada La revolución de la mirada, que presentan una particular forma de ver y recordar el hecho histórico. La séptima sala ubica al visitante en los espacios físicos rurales, urbanos y arquitectónicos donde se llevaron a cabo algunos de los episodios de la Revolución, incluidos varios lugares que ya no existen, como una manera de vivificar la importancia de la ciudad fronteriza en aquellos años históricos. Imaginarios es la penúltima sala que puede recorrer el visitante, donde se muestra el conjunto de referentes que se han constituido para hablar de este periodo de la historia nacional; incluye tanto interpretaciones visuales, como escritas compartidas por la colectividad, que se fundamentan en el mito, el artificio y la invención de lo acontecido. Finalmente, la novena sala alude a la Aduana Fronteriza, icono y orgullo arquitectónico de Ciudad Juárez, fue diseñada por el arquitecto George E. King en 1887, y por su belleza e historia es uno de los principales atractivos del museo. El edificio también ha sido testigo de momentos coyunturales en la historia de México, como la entrevista en 1909 del general Porfirio Díaz con el entonces presidente de Estados Unidos, William H. Taft. La firma de los Tratados de Paz de Ciudad Juárez entre las fuerzas maderistas y el gobierno de Díaz, en 1911; además, Francisco I. Madero instaló ahí su despacho como presidente provisional. Como actividades complementarias, el Muref organiza diversos actos con apoyo del patronato Amigos del Museo AC, entre ellas teatro guiñol y talleres para grupos escolares. Actualmente se imparten tres talleres: “Las banderas en la historia de México”, en el que los participantes arman rompecabezas y dibujan o pintan la bandera que más le haya gustado. “Armando la Ex Aduana”, donde se crea una maqueta de este edificio emblemático de Ciudad Juárez, y “Ponte tu máscara”, que consiste en elaborar las máscaras de diferentes personajes de la Revolución, como Francisco Villa, Francisco I. Madero, Pascual Orozco, Venustiano Carranza, Emiliano Zapata, etcétera. Por último, Liliana Fuentes Valles adelantó que a finales de mayo se presentará la primera exposición temporal del Muref, titulada Carmen Carrillo de Antúnez, artista de lo insólito, que estará integrada por medio centenar de esculturas en cera que representan diversas danzas tradicionales del país.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
173
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.