Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Era visto con desconfianza por ser “fronterizo”, recuerda Yépez

08/11/2011 01:48 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El literato mexicano Heriberto Yépez, quien participa aquí en la Feria Internacional del Libro de Santiago, dijo que ser caracterizado por la crítica como un “escritor fronterizo, no siempre fue un privilegio”. Yépez, nacido en Tijuana y considerado una de las voces más potentes de la literatura joven de México, señaló a Notimex que el hecho de ser catalogado como un “escritor de frontera” significaba ser visto “con desconfianza”. “Todavía en los años 90 ser un escritor de la frontera México-Estados Unidos no siempre fue un privilegio”, indicó el autor de Luna Creciente (2001). Para Yépez, de 37 años, ser fronterizo más que una situación geográfica es una expresión literaria, una condición cultural, y no sólo vive y enseña en México y en Estados Unidos, sino que tiene un hijo estadounidense y escribe indistintamente en castellano e inglés. No se trata sólo del problema de la migración, que socialmente es dramático, pues la literatura de la frontera mexicana con Estados Unidos “mezcla mucho, mezcla idiomas, estructura, mezcla géneros literarios”, señaló el escritor, ensayista y crítico literario. “Se ha creado entre comunidades de artistas visuales, músicos electrónicos, escritores, y la regla que se ha dado accidentalmente es la mezcla general. Entonces es una literatura que está muy arraigada con las ciudades y el movimiento de la gente”, dijo. Indicó que esa literatura “muestra las tensiones y también la forma cómo se mezclan las culturas en su propio cuerpo de lenguaje, con mucha densidad, con muchos códigos diferentes pero unidos”, muestra sus contradicciones en un mismo espacio y tiempo. “En la frontera siempre comprendimos que este contacto con dos culturas nos da una perspectiva muy diferente”, señaló el autor de “El órgano de la risa” (2007), “El imperio de la Neomemoria” (2007) y otros ensayos, poesía y crítica literaria. Explicó que “con el tiempo te das cuenta de que la forma de ser una cultura es totalmente construida y artificial, porque apenas cruzas unos kilómetros y el sistema postal funciona de otra manera, los meseros son de otra forma”, agregó. “Vivir en esos universos donde hay ese cambio constante, uno termina entendiendo que todo es artificial, que todo podría ser de otra manera. Esa es la clave de una frontera, ver la otra manera”, apuntó Yépez. Puso énfasis en que “estamos viviendo en un mundo cada vez más fronterizo, pero nuestra ideología todavía no corresponde a este momento. Es una ideología de un mundo basado en las naciones, las geografías fijas, en los nacionalismos”. Yépez apuntó que si bien las fronteras se están abriendo, “también la dinámica de resistirnos a un mundo fronterizo está haciendo que las fronteras se hagan cada vez mas violentas, que se cierren más al otro”. En la opinión de Yépez, “en la frontera en que yo vivo, se hizo tan evidente el cruce de culturas que los gobiernos y las propias sociedades decidieron pararlo”. “Y aparte de buscar impedir o reprimir esa nueva identidad que estaba surgiendo, su reacción fue erigir ese muro espantoso que hay en la frontera de Estados Unidos con México”, concluyó.


Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
57
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.