Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cuauhtemoc Mavita E. escriba una noticia?

Votaré el 5 de julio

20/06/2009 22:40 2 Comentarios Lectura: ( palabras)

La mayoría de los candidatos a cargos de elección popular son ciudadanos que han traicionado a la ciudadanía

Cuauhtémoc Mávita E./periodista

La mayoría de los candidatos a cargos de elección popular son ciudadanos que han traicionado a la ciudadanía, por eso un alto porcentaje no va a votar por ellos. Los sufragantes están decepcionados porque estos en lugar de hacer lo necesario para recuperar el prestigio de la política y de los partidos políticos, han preferido apostarle a los grupos de poder que controlan a esas instituciones para hacer negocios o para proteger sus intereses.

Por eso cuando algún militante de determinado partido se rebela ante el verticalismo de las decisiones que se toman al interior de éstos ó de cualquier institución de gobierno, despierta las simpatías ciudadanas; sin embargo, la mayor de las ocasiones fracasan porque quienes tienen el control económico y político son ó se sienten más poderosos, y son expertos en comprar principios, ideologías y conciencias. Ante esta realidad, resulta más cómodo e inclusive más lucrativo para miles de ciudadanos –aunque se traicionen así mismos- agachar la cabeza y seguir estas vergonzantes reglas del juego que oponerse.

Esto significa que la mayoría de los candidatos son impuestos, y por lo tanto no son producto de elecciones democráticas. La ciudadanía lo sabe. Y aunque quiere creer que sus exigencias de transformación ó de cambio gradualmente darán resultado, lo cierto es que está siendo presa del desánimo provocado por tantas heces que se producen en las instituciones políticas, es decir en los partidos, el gobierno y sus diversas dependencias.

Ya está harta de representantes políticos que se dejan manipular y que no brillan con luz propia. Le molesta que en un México en el que se habla de democracia, continúen repitiéndose aquellos cuadros de principios de la década de los cuarenta cuando, en alusión al poco poder de mando del presidente Manuel Avila Camacho se repetía por todas partes: “Aquí vive el presidente, pero el que manda está enfrente”.

...hay desánimo por tantas heces que se producen en las instituciones políticas

Sin embargo, la inconformidad que se expresa con el abstencionismo, sea no acudiendo a las urnas o bien hacerlo pero para cruzar la boleta electoral en blanco (voto blanco), es un indicativo de que los ciudadanos no han encontrado la fórmula para ponerle un hasta aquí a los que han hecho de la política, y todo de lo que ella se deriva, un negocio para unos cuantos. La gente está decepcionada porque conoce el quehacer de los ciudadanos que se dedican a la política, y porque el rendimiento de cuentas no es positivo.

Ante este panorama, se adelanta que del 65 al 70 por ciento de los electores no sufragará en la elección de julio. ¡Qué dramático y que fracaso para los ciudadanos, ya que siendo la mayoría no hemos logrado construir reglas para frenar a los partidos, los malos candidatos y a los grupos económicos y políticos que nos controlan y hacen con cada uno de los mexicanos los que les da la gana!

No obstante, si Dios me lo permite, y por supuesto los representantes de casilla, voy a votar el próximo 5 de julio, pero lo haré de manera diferenciada. Entre todos los candidatos debe de haber cuando menos uno que satisfaga, aunque sea en parte, mis expectativas. Tengo la certeza que voy a encontrarlo en algún partido. Estaríamos perdidos si no hubiera uno solo, ya que eso nos indicaría, así a "rajatabla", que los ciudadanos hemos perdido la batalla contra los que nos gobiernan. Lo que no está en duda es que este estado de cosas debe servirnos para tomar conciencia y crear un movimiento nacional que nos permita construir un muro de contención que sirva para frenar todas aquellas conductas políticas y gubernamentales que nos tienen molestos.

Todos creamos a la hidra de mil cabezas. A todos nos corresponde detenerla. Hay que crear los mecanismos ciudadanos para hacerlo, más allá de los partidos políticos y el gobierno..


Sobre esta noticia

Autor:
Cuauhtemoc Mavita E. (70 noticias)
Visitas:
306
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Cuauhtemoc Mavita E. (20/06/2009)

Votaré porque no tengo opción, después tendremos que construir una democracia auténtica

0
+ -
Responder

Mijail Rui (22/06/2009)

Para poder exigir una obligación,hay que exigir underecho, todos tenempos el derecho y la obligación de ejercer el sufragio, solo hay que analizar por quien se va a votar, edl voto blanco no favorece a la ciudadanía