Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Cultura escriba una noticia?

Vuelve ex convento de Oaxaca a sus mejores años de esplendor

19/09/2012 14:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Ex Convento de Santo Domingo Yanhuitlán, inaugurado ayer por el presidente Felipe Calderón, representa una de las más bellas joyas arquitectónicas rescatadas en los últimos años. A unos 60 minutos de la capital oaxaqueña, en la Mixteca alta del estado, el ex convento dominico se erige entre altos muros de cantera de la región, que fueron levantados por la fuerza indígena y la instrucción de los monjes que llegaron a evangelizar la región en el siglo XVII. Con amplios jardines, un área de hospedaje, una biblioteca, 16 celdas, un comedor, un sistema particular de baños y un complejo sistema de captación de aguas pluviales, el convento dominico se acerca a sus mejores años de esplendor. Lo anterior, gracias a las 11 intervenciones del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), y a la colaboración de autoridades estatales y municipales, y a un gran número de habitantes de la región. Fue con el temblor de 1999, cuando el desprendimiento de una de las dovelas de las bóvedas por el sismo de aquel año, dio la voz de alarma en la comunidad para iniciar los trabajos de intervención de este complejo conventual que sufría de severas afectaciones por otros sismos, la humedad y la falta de mantenimiento. De acuerdo con el arquitecto Juan Urquiaga Blanco, responsable de la restauración de todo el complejo, la última de las intervenciones se inició en 2007 con una inversión de 95 millones de pesos, con lo cual se iniciaron trabajos particulares de rescate del retablo, pinturas, esculturas y temas estructurales fundamentales del edificio. Para ello, se debieron realizar numerosos y extensos estudios estructurales en los muros antiguos y en las últimas intervenciones que en algunos casos, perjudicaron más al inmueble, por lo que finalmente fueron retirados, como en el caso del coro de la iglesia. Con una fachada del siglo XVIII sobrepuesta a una anterior del siglo XVI, la iglesia de este convento, es considerada una de las más grandes en su tipo por la amplitud de sus bóvedas, lo que se suma a la belleza de sus ocho retablos que se encuentran en su interior y un juego de ventanas góticas que también fueron reconstruidas. Dentro de los ocho retablos que integran la iglesia, se destaca el retablo principal compuesto de ocho cuerpos que le dan a este retablo ochavado, una sensación de movimiento. “Fue necesario volver al origen pero sin inventar”, subrayó Urquiaga Blanco, al precisar que durante estos 12 años, el trabajo en este complejo fue comparable a un ejercicio arqueológico. Aunque el edificio “estaba prácticamente en ruinas”, en él se encontraba toda la información de los muros, por lo que fue relativamente sencillo resolver cada una de las problemáticas que se presentaron en su intervención. En su complejo conventual, destaca un sistema particular de baños tipo letrinas colocados en el primer nivel, cuyo residuos eran captados en una cámara meticulosamente construida mediante gárgolas y canales de desagüe que aseguraban su limpieza. Aunque existe aún mucho trabajo por hacer, el arquitecto Urquiaga, reconocido en el estado por su trabajo de intervención en otros conventos importantes de la Mixteca, así como del Ex Convento de Santo Domingo de la ciudad de Oaxaca, subrayó que ahora lo importante es darle uso a este inmueble. “El peor enemigo de un edificio es la falta de mantenimiento, por eso es importante darle uso para asegurar el mantenimiento permanente”, aseguró. Por este motivo, el INAH diseña ya un proyecto para la concreción de un centro cultural o de investigación, un museo –ya en funcionamiento- y un restaurante que provea lo necesario a los visitantes. De acuerdo con Fernanda Muñoz-Castillo Manterola, jefa de Conservación de la Coordinación Nacional de Conservación del INAH, aún existe mucho trabajo de rescate por hacer. Sin embargo, con la intervención del retablo principal y la mayor parte de los ocho retablos de la iglesia, así como de la capilla del descendimiento y un gran número de obras escultóricas y pictóricas, se ha logrado avanzar lo suficiente para engrandecer a este coloso dominico. Inaugurado por el presidente Felipe Calderón, el complejo conventual de Yanhuitlán se encuentra ya al alcance de la población para ser visitado y admirado como una de las joyas arquitectónicas de la llamada ruta dominica del estado.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Cultura (17131 noticias)
Visitas:
151
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.